Cuidado con los ritmos

www.freepik.com

Para cualquier runner uno de los principales objetivos es poder mantener un ritmo constante al correr. Pero muchas veces la expectativa confronta con la realidad, y factores como la aparición de fatiga, la falta de concentración mental y el cansancio acumulado de sesiones anteriores hacen que debamos bajar el ritmo antes de lo previsto, y terminar la última parte de una sesión corriendo más lento de lo esperado. Esto también ocurre durante las carreras, sean en los formatos tradicionales o bien durante las competencias virtuales, ya que en ambas los runners buscamos rendir al máximo de nuestras posibilidades. En cualquiera de los casos, y tal vez mucho más en los formatos de carreras virtuales en donde no tenemos la compañía y la presión sana de otros runners, cuando esto sucede muchos optan por caminar en una parte del trayecto, bajar el ritmo o abandonar antes de haber llegado a la meta.

Ahora, ¿cuáles son los factores que determinan la disminución del ritmo al correr, y cómo evitarlo? Algunas de las causas más determinantes pueden ser la falta de fuerza muscular, mala estrategia de nutrición tanto antes como durante la carrera, falta de descanso o ignorancia del propio ritmo de competencia que somos capaces de soportar. En este sentido, uno de los errores más repetidos entre los principiantes es comenzar la carrera a un ritmo muy rápido, es decir, a una velocidad que no se corresponde con lo que nuestro cuerpo entrenó. Para evitar que esto suceda, hay que pensar que lo importante es hacer una carrera medianamente pareja y sin sobresaltos. Y fundamentalmente las primeras competencias son un aprendizaje para los que recién empiezan.

Por último, para aquellos que no les guste correr a una velocidad constante y prefieren variar los ritmos a lo largo del recorrido, es posible pensar una estrategia de carrera. Lo mejor es aumentar la velocidad de manera prolija y progresiva, dividiendo el tramo en mitades, tercios o inclusive cuartos y correr cada uno de ellos apenas unos segundos por kilómetro más rápido que el anterior. Esto también se puede trabajar durante los entrenamientos, lo que te ayudará a implementar estas estrategias en tu próxima carrera.

¿Cómo manejas el ritmo de tus carreras?