Cómo evitar las uñas negras

www.freepik.com

Las uñas negras son un problema común en prácticamente todos los corredores de resistencia. Si entrenas para correr maratones, media maratones, ultra maratones o carreras de montaña seguramente alguna vez habrás sufrido este problema y entiendas de qué estamos hablando. Se trata de una lesión que se produce por el golpe débil pero constante y repetido del pie contra la parte delantera de la zapatilla. En otras palabras, no es otra cosa que una ampolla de sangre que se forma bajo la uña, tras zancada. Pero dado que la ampolla no puede respirar como lo haría en la piel descubierta, tarda mucho más en sanar. Se manifiesta como un moretón oscuro debajo de la uña del pie, la mayoría de las veces en los dedos más grandes, aunque también puede aparecer en los pequeños. Si bien hay runners que piensan que las uñas negras son algo así como un ritual por el que hay que pasar, la realidad es que no son inevitables y lo mejor es conocer cómo evitarlas o tratarlas.

Las uñas negras comienzan a manifestarse con dolores luego de ciertos entrenamientos o carreras de larga duración. A su color oscuro lo da la sangre muerta que se acumula debajo de la uña. En algunos casos, cuando esta sangre es mucha la uña puede hincharse o inclusive desprenderse, causando dolores. Pero lo más común es que permanezca en su lugar hasta que la nueva uña crece y empuja a la vieja. Sin embargo, a veces la uña se cae antes de que crezca la nueva, dejando un lecho liso de carne hasta que la nueva uña crezca sobre ella, y allí pueden ocurrir algunas complicaciones como infecciones.

Para prevenir esta lesión en las uñas lo más importante es usar una talla correcta del calzado para running, el pie debe tener suficiente espacio en la puntera. Debe de tener toda la holgura posible, siempre que el pie no se mueva excesivamente dentro de ella. Para tomar una medida promedio, deberías tener el grosor del dedo índice de tu mano entre el dedo de tu pie más largo y la punta de la zapatilla. También procura recortar tus uñas de los pies con regularidad, ya que a veces las uñas negras se producen porque están demasiado largas y esto hace que rocen con la parte delantera del calzado. Otro punto importante es que en los días de calor o aquellos en los que el pie se encuentre más hinchado, deberás prestar atención a tus pies y posiblemente ponte zapatillas algo más grandes. Inclusive puedes tener un par de zapatillas medio punto o un punto más grande para estas ocasiones, evitarás el golpeo de la uña. Por último, puedes evitar que el pie se deslice hacia delante en tu calzado atando los cordones con más fuerza en el tobillo. Para ello, usa el último agujero de tus cordones, especialmente si realizas carreras con pendiente negativa.

¿Tuviste alguna vez las uñas negras?