Rolando Vera, el Chasqui de Oro

El maratonista con más logros de la historia. www.freepik.com

Conocido como "el Chasqui de Oro", Rolando Vera es uno de los maratonistas latinoamericanos más destacados de la historia. Nació el 27 de abril 1965 en Cuenca, Ecuador, y representó a su país en tres Juegos Olímpicos consecutivos, entre 1988 y 1996. Llegó al top ten de los 10.000 metros en los Campeonatos del Mundo de Atletismo. Además, se impuso por cuatro ocasiones consecutivas, en los años 1986, 1987, 1988 y 1989 en la prestigiosa y tradicional competencia atlética San Silvestre que, desde 1925 se corre por las calles de la ciudad brasileña de Sao Paulo. Entre su gran cantidad de logros deportivos también se destacan la conquista del Maratón de Los Ángeles en 1995, y medallas en Juegos Panamericanos y Sudamericanos, en 5.000 y 10.000 metros.

Sus comienzos en el deporte fueron producto de una travesura de niño, cuando el entrenador de ese entonces Jorge Quiye seleccionaba a futuros chicos para un campeonato escolar. Quiye agrupó a los niños e iba escogiendo de vista a cada uno. A Rolando no lo tomó en cuenta, pero él se pasó a la fila de los escogidos. “Fui a preguntar qué estaba sucediendo. Es ahí cuando el entrenador dijo que los seleccionados permanecieran en el lugar, yo no me salí de la fila por temor al entrenador quien era ex militar. Si no hubiera sido por esta situación no hubiera existido en el atletismo”, asegura. Pero todo esto se vería afectado cuando perdió a su padre y la situación económica de su casa se vio afectada, por lo que desde muy pequeño tuvo que vender periódicos y trabajar apoyando a su familia. Su madre, Luz María Rodas, siempre le inculcó disciplina, superación y honestidad, valores que aprovechó al máximo para sacar adelante su vida.

Con el pasar de los años, Rolando fue puliendo sus condiciones de atleta. En su adolescencia conquistó el campeonato nacional de atletismo en los 5 mil metros realizado en la pista de Los Chasquis. Al mostrar su velocidad, resistencia y aptitudes sobre la pista, los directivos del Colegio Militar lo becaron para que despliegue su talento. Unas temporadas más tarde, y con sólo 18 años de edad obtuvo el segundo lugar en la tradicional carrera de Últimas Noticias en 1983. De ahí en adelante fue en ascenso y en diciembre de 1986 y ya con 21 años dio la sorpresa triunfando en la prestigiosa corrida de San Silvestre, en Brasil. A partir de allí, Latinoamérica y el mundo vieron el crecimiento deportivo del ecuatoriano. Poco después participó en los juegos Sudamericanos, Iberoamericanos, Panamericanos y Bolivarianos donde obtuvo excelentes resultados donde subió al podio para recibir una gran cantidad de medallas, incluyendo doradas. Todas estas competencias convirtieron a Rolando en el mejor atleta ecuatoriano de esa época. Al punto que en Seúl 1988 hizo su debut olímpico, alcanzando la final de los 10.000 metros, terminando en el puesto. Luego de eso comenzó a volcarse a los 42k, distancia en la que daría la nota al quedarse con el tercer puesto del Maratón de Boston 1990, con una asombrosa marca de 2:10:46. Un mes después compitió en la carrera inaugural Trib 10K en San Diego. Aunque todavía estaba cansado por sus esfuerzos en Boston, ganó la competencia en un tiempo récord para Ecuador: 28:08 minutos.

Para los Juegos Olímpicos de Barcelona 1992, definitivamente salió de la pista y subió a la distancia del maratón, lo que repetiría en Atlanta 1996, donde consiguió el puesto 22. A partir de allí participó en un número menor de competencias, consiguiendo la victoria en la Beppu-Ōita Marathon, en Japón, con 2:12:00. Su última aparición internacional fue en el maratón de Tokyo 1998, donde fue noveno con 2:13:09. En esa temporada Rolando decidió retirarse de la actividad deportiva profesional. Tenía sólo 33 años, pero entendía que ya había alcanzado todo lo que podía. “Me preparé especialmente para ganar una medalla en el maratón olímpico de Atlanta. Pero no se dio, y allí decidí alejarme” cuenta. A partir de allí tuvo un paso por la política, siendo legislador, cónsul de Ecuador en Canadá, y trabajando como coordinador en proyectos sociales vinculados al deporte y la recreación en su país. También administra su empresa de ecoturismo, un complejo turístico deportivo ubicado en la Reserva Geobotánica del Pululahua, ubicada 25 kilómetros al norte de Quito.

Sus mejores marcas personales:

· 5000 metros: 13:43.23

· 10.000 metros (pista): 27:54.33

· 10 kilómetros: 28:21

· Media Maratón: 1:01:27

· Maratón: 2:10:46