Barcelona 'goleó' al Real Madrid en La Liga

BARCELONA -- Campeón desde hace tres jornadas, el Barcelona cerró la Liga en Ipurúa un domingo protagonizado por los dos gigantes del fútbol español… Y que dejó en el plano la realidad de uno y del otro. El Barça a lomos de Messi, como acostumbra, y el Madrid instalado en una mediocridad que no parece tener fin.

El equipo merengue volvió a ser tercero, como la pasada campaña, sumando 68 puntos, ocho menos que en 2018, y marcando… 31 goles menos que ese último curso. Quien pensase que la marcha de Cristiano Ronaldo a la Juventus o sería un drama en el Bernabéu descubrió que sin el portugués la realidad madridista es un drama absoluto, despeñándose el equipo 19 puntos por debajo del campeón. Lo nunca visto.

Tres entrenadores distintos no evitaron que el Madrid completase la peor Liga de su historia en comparación al Barça, que le destrozó ya en la décima jornada, en su primer cara a cara sentenciado con un inapelable 5-1 en el Camp Nou que provocó el despido de Lopetegui cuando aún no había acabado el mes de octubre.

El ex seleccionador español abandonó el banquillo del Real Madrid con el equipo merengue situado siete puntos por debajo del Barça y fue sustituido por Solari, que al cabo de tres encuentros fue aplastado en Eibar y no sobrevivió a la eliminación en la Champions ante el Ajax. El argentino fue despedido tras la jornada 27… Con el Madrid situado ya a 12 puntos del Barça, habiendo cedido otros cinco desde su entrada en lugar de Lopetegui.

Fue entonces cuando entró en escena Zidane, en un regreso tan inesperado como recibido con gran esperanza en el Bernabéu. Pero el desenlace de la temporada bajo el mando del francés no ha sido precisamente para felicitarse. Cuatro derrotas en once jornadas, sumando apenas un 51 por ciento de los puntos en disputa y cediendo siete puntos más a un Barça que, depresivo o no tras la decepción en Liverpool, acabó por convertir la temporada liguera en un festival.

El Madrid, prácticamente, dimitió en la Liga a medio curso, cerrando la primera vuelta con diez puntos de desventaja respecto al Barça, repitiendo su humillante curso anterior, cuando con un partido menos al acabar la primera mitad liguera estaba a nada menos que 19 puntos del equipo de Valverde… Que fueron los mismos con que el campeón le aventajó en este fin de curso, después del último ridículo merengue.

El Barcelona, campeón de Liga 8 veces en las 11 últimas temporadas, puede todavía conquistar el noveno doblete de su historia, segundo consecutivo y cuarto en cinco años, demostrando que su dominio sobre el Madrid es incontestable. Y que aunque la gloria de la Champions ha ocultado muchos problemas en el Bernabéu… La realidad es una ruina. Absoluta e indiscutible.