La maldición que ha recaído sobre el UFC en México

Los eventos estelares del UFC en México han tenido resultados negativos para los locales, incluyendo el reciente no contest entre Yair Rodríguez y Jeremy Stephens en el evento estelar del Fight Night.

Apenas habían transcurrido 10 segundos del primer asalto cuando Rodríguez tiró una combinación y con la mano izquierda alcanzó a hacer contacto con el ojo izquierdo de Stephens.

El réfero Herb Dean detuvo el combate para que fuera atendido Stephens, quien aseguraba que no podía ver con el ojo.

Cuando subió el médico al octágono, el público comenzó a insultar al norteamericano con el grito de "Eh… [grosería]" y posteriormente diciéndole "Princesa".

Tras la pausa, el combate se detuvo definitivamente, señalándose el no contest y el público, ya molesto, comenzó a arrojar objetos a la jaula.

Mientras Stephens salía hacia el vestidor tuvo que ser cubierto por el personal de seguridad al tiempo que le caían bebidas y alimentos desde las tribunas, mientras Rodríguez permanecía en la jaula pidiendo disculpas por el abrupto final.

Este incidente se une a una lista de resultados negativos para los mexicanos, que en eventos estelares tienen marca 1-3 en México, incluyendo un combate por el título, además de una lesión que obligó un cambio de último momento en UFC 180.

Prácticamente un mes antes de su combate contra Fabricio Werdum, defendiendo su título de peso completo, Caín Velásquez sufrió una lesión de rodilla que lo marginó del evento y tuvo que ser reemplazado por Mark Hunt cuando ya las localidades se encontraban agotadas.

En UFC 188 finalmente se llevó a cabo la pelea y el mexicoamericano fue sometido frente a su público, perdiendo el cinturón que no ha podido recuperar.

En la primera visita del octágono a Monterrey, Kelvin Gastelum cayó por decisión ante Neil Magny en apenas el segundo descalabro de su carrera, amargando la fiesta mexicana una vez más.

El primer y único triunfo para los locales llegó en el UFC Fight Night 98, cuando Tony Ferguson recorrió la distancia para vencer por decisión unánime al ex campeón de peso ligero Rafael dos Anjos, colocándose en la antesala de un combate por el título.

En la visita anterior de la empresa, el UFC Fight Night 114, Brandon Moreno cayó por decisión frente a Sergio Pettis, dejando el récord de los mexicanos 1-3 peleando en casa.