Plan de vacunación en México contra Covid-19, un obstáculo más rumbo a Tokio 2020

play
Jugadores y atletas no podrá 'saltarse la fila' para vacunas contra Covid-19 (3:10)

El doctor Ricardo Cortés, director general de promoción de la salud del gobierno de México, en entrevista exclusiva a ESPN, declaró que, aunque los atletas se exponen deben respetar los grupos de riesgo que serán vacunados primero. (3:10)

El COM espera conseguir mil dosis de estas para los casi 500 integrantes de la delegación que acudirán a los Juegos Olímpicos

Los organizadores de los Juegos Olímpicos Tokio 2020, reprogramados del 23 de julio al 8 de agosto de 2021, tienen el objetivo que los atletas e integrantes de las delegaciones de los países participantes puedan estar en la villa olímpica y competencias vacunados de Covid-19 al cien por ciento.

Esta petición orilló a que el Comité Olímpico Mexicano, encabezado por Carlos Padilla, priorice las pláticas con el Gobierno Federal para conseguir 500 vacunas.

En México se han aplicado hasta el momento las dos dosis de la vacuna Pfizer-BioNTech a 22 mil 472 personas y el COM espera conseguir mil dosis de estas para los casi 500 integrantes de la delegación que se tiene contemplada para la justa en el continente asiático.

El objetivo que tienen en el Comité Olímpico Mexicano es tener vacunados a todos los integrantes de la delegación, a más tardar, a finales de mayo. Esto se contrapone al plan de vacunación que plantea el gobierno del Presidente Andrés Manuel López Obrador, quien establece que la población menor de 40 años comenzará a recibir su respectiva dosis en junio y, a decir de sus autoridades de salud, ningún atleta o deportista podrá “hacer trampa”.

“Necesitamos 250 vacunas. Dos dosis de 250 y otro tanto similar sería para la delegación paralímpica. Es decir, 500 vacunas. La premisa número uno es que la vacuna tiene que ser voluntaria, pero no debe estar en tema de discusión, Debe estar para aplicarse, pero los atletas son conscientes que lo más prudente sea que se pongan la vacuna”, dijo Carlos Padilla a ESPN Digital.

El protocolo que ha establecido el Comité Olímpico Mexicano y los organizadores del Comité Olímpico Internacional es tener una burbuja de 45 días, pero la misión es tener a todos vacunados dos meses antes de viajar, lo que deriva en un gasto de 392 mil 110 pesos.

“Antes de partir, la delegación (equipos multidisciplinarios y deportistas) deben tener, cuando menos con dos meses de anticipación, la aplicación de la vacuna. Antes de abordar el avión tienen que presentar el examen de Covid siendo negativos”, insistió Padilla.

Sin embargo, la postura de las autoridades gubernamentales es otra. Las 88 plazas olímpicas aseguradas hasta el momento y las preseas que puedan obtenerse a lo largo de la justa veraniega no son más importantes que las personas de la tercera edad, ni las que pertenecen a la tercera y cuarta etapa de personas con derecho a la vacuna, misma que va de los 40 a los 59 años.

“Debemos y vamos a respetar el plan que se tiene en la estrategia. Una vez que tengamos a los primeros dos grupos específicos, que son personal de salud y personas mayores, podremos definir otros grupos de vacunación prioritarios. Las vacunas no están condicionadas a los juegos. Son como cualquier persona en este país. Les tocará igual que a todos, siempre y cuando los atletas sean mayores de 16 años. Si tenemos a una persona menor no se podrá vacunar, ya que no está indicada en menores de 16”, dijo el Doctor Ricardo Cortés Alcalá, director general de promoción de la salud del gobierno de México.

“Los atletas olímpicos no deberían ser considerados como prioritarios y no hay que saltarse la fila. Ni delegación mexicana de Tokio, ni nadie más. Debemos evitar estas trampas. El protocolo lo cumpliremos entre febrero y marzo, por lo que en abril y mayo podríamos vacunar a más personas y esto va a acelerar conforme se acelere la llegada de diferentes vacunas. Probablemente en mayo tengamos un número de vacunas lo suficientemente importante”, remató.

Entre los atletas olímpicos se incluirán a los jugadores de Liga MX que conformen la Selección de México Sub23 que participará en el torneo de futbol, grupo que no está contemplado en los planes del gobierno federal y que en su totalidad podrían recibir la vacuna del Coronavirus SARS-CoV-2 hasta finales del primer cuatrimestre del 2022.

“Dependerá de la edad de los equipos. Les toca de acuerdo a su edad y los últimos serán los jugadores por la edad que tienen. Son personas muy jóvenes que igual pueden ser afectados, presentar cuadros graves o fallecer, pero la probabilidad de que eso ocurra entre un deportista de alto rendimiento de 20-21 años vs una persona de 65 años con diabetes, pues debemos priorizar al segundo. No hay de otra. Aunque el futbolista corra riesgo tenemos que priorizar a la otra persona”, puntualizó Cortés Alcalá sobre el torneo de futbol en México, el cual tiene un promedio de edad de sus equipos de 27.1 años.