Julio Urías, pitcher mexicano de Dodgers, confía en llegar al Juego de Estrellas de MLB gracias a su trabajo

El mexicano Julio Urías aseguró que el trabajo que lo tiene como actual pitcher líder en victorias en Grandes Ligas se refleja en el buen paso de Los Angeles Dodgers, pero también podría recompensarlo en lo individual con su selección al Juego de Estrellas.

"(Llegar al Juego de Estrellas) sería la meta de todos los jugadores que estamos aquí compitiendo (en Grandes Ligas). Es complicado, pero puede llegar (para mí)”, indicó Urías luego de la victoria de los Dodgers sobre los Pittsburgh Pirates con pizarra de 6-3 en ocho entradas, luego de que el juego fue declarado finalizado tras ser suspendido por lluvia.

“(No debo) tratar de hacer más o hacer menos, simplemente hacer lo que uno sabe hacer y trabajar cada cinco días de la forma más inteligente para que, primero que nada, el equipo salga victorioso y después vendrán cosas buenas”, agregó.

Urías consiguió su noveno triunfo de la temporada con trabajo de seis entradas en las que permitió seis hits, tres carreras y cinco ponches. El sinaloense permitió un jonrón con uno a bordo en el tercer episodio con el que los Pirates se acercaron 4-3 en la pizarra.

Dave Roberts, manager de los Dodgers, dirigirá a la Liga Nacional en el Juego de Estrellas, a celebrarse el 13 de julio en Denver, Colorado. En caso de no ser seleccionado, Urías podría ir al Clásico de Media Temporada si Roberts decide seleccionarlo por su cuenta.

Los pitchers de ambas ligas se elegirán con una combinación de votos entre los aficionados y la oficina del comisionado de Grandes Ligas. De lograr ser elegido en la votación, Urías sería el primer pitcher seleccionado para un Juego de Estrellas.

“El trabajo que ponemos durante la semana y el enfoque que le ponemos se ve reflejado en los juegos”, destacó el lanzador mexicano de 24 años de edad. “He tenido el apoyo de los entrenadores y ahí se da cuenta uno cuando ponemos el trabajo adecuado para que las cosas salgan bien”.

Urías ha logrado su cuota de triunfos en 13 aperturas en la actual campaña.

“(Las victorias) son un logro en lo personal, pero eso se deja a un lado cuando sales a la loma. Al final del juego, te das cuenta (de los números), pero lo principal es que el equipo gane, es mi mentalidad tratar de llegar lejos en el juego y darle ese granito de arena al manager y, obviamente, tratar de llegar lejos para que el bullpen lance lo menos posible y se nos dio hoy (jueves)”, compartió Urías.

El mexicano no sólo contribuyó desde la loma, también lo hizo a la ofensiva al pegar un sencillo productor de dos carreras con las bases llenas, dos outs y dos strikes en la cuenta.

El pelotero nacido en Culiacán no escondió su alegría por el batazo oportuno y la disciplina que mostró con el madero.

“Mis compañeros y yo siempre tratamos de hacer lo mejor en el plato. Es bastante difícil batear, pero poniendo un buen swing, podemos tener un buen contacto y nos ha salido últimamente”, señaló.

El mexicano aseguró disfrutar de las oportunidades que se le presentan en la caja de bateo al indicar que le recuerdan su niñez.

“Me gusta batear, para qué negarlo. De chiquito me gustaba batear, ahora nos enfocamos más en lanzar, pero ahora, cuando me toca estar ahí y con corredores en posición de anotar, hay que buscar tener un buen swing para encontrar el hueco para la bola y que caiga de hit”, recalcó.

Los Dodgers, que regresarán a casa para iniciar el viernes serie ante los Texas Rangers, marchan en el segundo puesto de la División Oeste de la Liga Nacional en reñida lucha con los San Francisco Giants, que tienen el liderato, y los San Diego Padres, actualmente terceros.

“Sabemos que tenemos que seguir en este enfoque y aprovechar la inercia. Hay dos buenos equipos peleando por el primer lugar en la división y debemos seguir así para buscar el primer lugar”, finalizó Urías.