Matt Harvey y C.J. Cron entre 4 jugadores de MLB que testificaron que recibieron oxicodona del ex empleado de los Angels, Eric Kay

FORT WORTH, Texas -- Cuatro jugadores de Grandes Ligas testificaron el martes que recibieron pastillas de oxicodona de parte de un ex empleado de los Los Angeles Angels acusado de suministrar al lanzador del equipo Tyler Skaggs las drogas que causaron su muerte por sobredosis.

Los lanzadores Matt Harvey, Mike Morin y Cam Bedrosian y el primera base CJ Cron jugaron para los Angelinos durante los años que, según los fiscales federales, Eric Prescott Kay conseguía drogas para los jugadores. Key enfrenta cargos por distribución de drogas y conspiración.

Después de decir que fue citado y que habría utilizado su derecho de la Quinta Enmienda a no testificar sin inmunidad, Harvey reconoció haber consumido cocaína antes y durante su temporada con los Angelinos en 2019. El ex estelar lanzador de los New York Mets dijo que probó la oxicodona proporcionada por Skaggs durante su temporada con los Angelinos y también le proporcionó drogas a Skaggs .

Morin y Cron testificaron sobre períodos más prolongados de oxicodona provista por Kay, mientras que Bedrosian dijo que recibió tres o cuatro píldoras una vez y devolvió el resto después de tomar una y no le gustó cómo lo hacía sentir.

De los cuatro jugadores, solo Cron está en un roster de Grandes Ligas (Rockies ). Los otros son agentes libres; Harvey, quien jugó el año pasado para los Orioles, dijo que cree que su testimonio amenazará su carrera.

Skaggs, de 27 años, fue encontrado muerto el 1 de julio de 2019 en una habitación de hotel en los suburbios de Dallas después de que el equipo viajara desde Los Ángeles y antes del comienzo de lo que se suponía que sería una serie de cuatro juegos contra los Rangers. El informe de un forense dijo que Skaggs se había ahogado con su vómito y que tenía una mezcla tóxica de alcohol, fentanilo y oxicodona en su sistema.

Kay sirvió como contacto de relaciones públicas del equipo en muchos viajes por carretera, y el viaje a Texas fue el primero desde que regresó de rehabilitación. Kay recibió una licencia poco después de la muerte de Skaggs y nunca volvió al equipo.

Los fiscales federales están tratando de establecer que Kay fue la única persona que pudo haber proporcionado las drogas que provocaron la muerte de Skaggs, y que las drogas se entregaron después de que el equipo llegara a Texas. La defensa responde que Skaggs tenía múltiples proveedores y que los últimos medicamentos que Kay le dio fueron antes de que el equipo se fuera.

Harvey dijo que Skaggs tenía otra fuente pero que no obtenía muchas drogas de esa fuente. Harvey dijo que tenía su propio proveedor de medicamentos en la costa este y que obtuvo oxicodona para Skaggs de ese proveedor.

La defensa preguntó a Harvey y Morin si estaban conscientes del peligro de mezclar alcohol y oxicodona, y dijeron que sí. El abogado defensor Michael Molfetta le preguntó a Harvey si alguna vez le pidió a Skaggs que tuviera cuidado.

"Mirando hacia atrás, desearía haberlo hecho", dijo Harvey. "En el béisbol haces todo lo que puedes para permanecer en el campo. En ese momento sentí que como compañero de equipo solo lo estaba ayudando a superar lo que necesitaba".

El testimonio continuó más tarde el martes, el quinto día completo de testimonio en el juicio de Kay.