El nocaut de Márquez a Pacquiao, la más grande pelea de Dinamita

MÉXICO -- Durante los 20 años, 11 meses y 16 días que duró activa la carrera de Juan Manuel 'Dinamita' Márquez, disputó un total de 64 combates y sin duda alguna, hubo muchos que marcaron su carrera y le llevaron al estrellato e incluso a ser un futuro miembro del Salón de la Fama.

La gran mayoría de sus seguidores recordarán las cuatro peleas que sostuvo con Pacquiao, el empate, el desempate, el robo y el nocaut y en efecto, al menos dos de ellas son notables, pero también hubo otras que le permitieron edificar su legado hasta convertirse en una leyenda viviente.

EL KO A MANNY PACQUIAO

El momento del que se hablará por años cuando se hable de Juan Manuel Márquez será sin duda el momento en que su mano derecha se impactó de forma brutal en el rostro de Manny Pacquiao la noche del 12 de diciembre de 2012 en Las Vegas. Después de tantos intentos y noches de insatisfacción, finalmente el boxeo le pagó a Márquez lo que le decía, al explotar la dinamita en el ring para finiquitar así una serie espectacular. Aunque cayó por quinta ocasión ante Pacquiao, logró derribar esa noche dos veces al 'Pacman', la segunda de ellas definitiva en el sexto asalto. Fue considerada además la pelea del año.

LA TERCERA, EL ROBO ANTE PACQUIAO

El 12 de noviembre de 2011 se enfrentaron por tercera ocasión Manny Pacquiao y Juan Manuel Márquez en Las Vegas. Se suponía que iba a ser la pelea en la que el 'Pacman' iba finalmente a dirimir sus diferencias con el 'Dinamita', pero en vez de ello, Juan demostró que no sólo no estaba acabado, sino que tenía la medicina para anular el veneno que provocaba la velocidad y el poder del filipino. Con una alta capacidad de contragolpe, controló el mexicano los ataques enemigos y logró evidenciar, esta vez de manera clara y pese a las tarjetas en contra de dos de los tres jueces, que Manny no era superior a él, lo cual le valió un cuarto enfrentamiento.

ANTE BARRERA, LA PELEA QUE LO PUSO EN EL MAPA

Una de las peleas más disputadas que haya tenido Juan Manuel en su carrera fue ante el también histórico mexicano Marco Antonio Barrera, el 17 de marzo de 2007 en Las Vegas, pues si bien ya había sido campeón, ya había empatado con Pacquiao y demás, esta pelea fue la que lo lanzó a las peleas millonarias. En esa pelea, Márquez fue exigido, pero demostró que estaba dispuesto a cambiar su estilo de pelea, de apostar sólo a la técnica y al contragolpe, demostró que también podía fajarse y eso le valió relanzar su carrera. Al final de 12 dramáticos episodios, ganó por decisión unánime el cetro Superpluma CMB.

UNA NOCHE MÁGICA ANTE 'TORITO' DÍAZ

En busca del tricampeonato, algo que sólo habían logrado Chávez, Morales y Barrera en México, Márquez se metió a la casa de Juan 'Torito' Díaz en Houston, Texas y en su peso, para ofrecer un recital de emociones en la que terminó siendo la pelea del año. Márquez estuvo a punto de ser noqueado en los primeros tres asaltos de la pelea, pero con mucha calma, buena condición y mucho colmillo, fue inclinando la balanza a su favor para terminar noqueando a Díaz en el noveno asalto aquel 28 de febrero de 2009 y se hizo de los cetros Ligero OMB y AMB para consagrarse previo a un enfrentamiento multimillonario con Floyd Mayweather.

RESURGIÓ DE LAS CENIZAS ANTE PACQUIAO

En 2004, sin cumplir un año de haberse convertido en campeón mundial, Márquez pasó de ser una víctima más a un peleador que llamó la atención de propios, y extraños. Juan Manuel enfrentó el 8 de mayo al Manny Pacquiao que acababa de arrollar a Marco Barrera, y apenas sonó la campana, fue sorprendido por el filipino y enviado tres veces a la lona en el primer episodio, y cuando estaba listo para ser terminado, echó el orgullo por delante y terminó recuperando terreno, se levantó y cerca estuvo de ganarle al filipino, aunque al final los jueces decretaron empate. Ahí Márquez se ganó el respeto de los fans, y del naciente astro filipino.