CONTENIDO EXCLUSIVO
Obtén ESPN+

Los 10 de Buster Olney para 2022: Los mejores jardineros de MLB

ESPN

Unos 15 minutos antes del primer lanzamiento de un juego entre Nacionales y Bravos el verano pasado, una de las corridas de Juan Soto lo llevaron a los jardines, detrás de la segunda base, y se detuvo para saludar a Ozzie Albies, quien habla con todos, y luego de un momento, Ronald Acuña Jr. se unió, escuchando más que hablando.

El béisbol perdura en parte porque los hilos generacionales se extienden, y al ver a Soto y Acuña participar, es fácil preguntarse cómo Willie Mays y Henry Aaron compartieron momentos similares en el Polo Grounds, o cuando Ted Williams y Joe DiMaggio se dijeron hola cerca de la jaula de bateo o en los pasillos debajo del Yankee Stadium. Mays y Aaron nacieron y se criaron en Alabama, Mays era apenas 2½ años mayor. Acuña y Soto nacieron con menos de un año de diferencia. Williams y DiMaggio eran hijos de California, del sur y del norte, respectivamente.

Parece que Soto y Acuñá van a ser los Mays y Aaron, los Williams y DiMaggio de su grupo de edad: grandes talentos de todos los tiempos que se turnan para dominar el panorama del béisbol. La punzante disciplina en el plato de Soto es muy parecida a la de Williams, quien pensaba que era un pecado batear conscientemente un lanzamiento fuera de la zona de strike, y quien veía su enfrentamiento con los lanzadores en términos personales, como lo hace Soto. En general, DiMaggio era mejor jugador en todos los aspectos que Williams, al igual que Acuña tiene una variedad más amplia de talentos que Soto.

Tratar de clasificar a Acuña y Soto como parte de la clasificación de los 10 mejores jugadores para cada posición parece casi tan imposible como comparar a Aaron y Mays o Williams y DiMaggio. Tal vez los Nacionales puedan apiadarse de un humilde periodista deportivo y cambiar a Soto de regreso al jardín izquierdo para facilitar este proceso.

Soto es el bateador más refinado, liderando la liga en bases por bolas la temporada pasada con 145; solo otros dos jugadores llegaron a 100. Pero Acuña está mejorando, claramente. Acuña es un mejor jardinero derecho, lanza mejor, corre mejor, pero el dominio de Soto como bateador es tan inusual que su ofensiva podría más que compensar cualquier falla en otras partes de su juego. Piensen en esto: Acuña estaba liderando a todos los jugadores de posición de la Liga Nacional en fWAR (4.2) en el momento de su lesión que puso fin a la temporada el 10 de julio, y pasarían 47 días antes de que el eventual MVP de la Liga Nacional Bryce Harper le superara. Acuña es el primer jugador desde DiMaggio, según informa Paul Hembekides de ESPN, en anotar al menos 300 carreras y batear al menos 100 jonrones en los primeros 400 juegos de su carrera.

Pero la lista de jardineros derechos de élite solo comienza con esos dos. Harper juega en esa posición. Lo mismo ocurre con Mookie Betts, quien finalizó segundo como MVP de la Liga Nacional en 2020. Y Aaron Judge, quien podría ser el próximo jugador de $300 millones.

Ninguna posición está tan apilada como el jardín derecho en la MLB en estos días, y Acuña y Soto están en la cima del grupo. Estos son los 10 mejores jardineros en cada uno de los tres lugares, según los comentarios de los evaluadores, así como de Hembekides y Sarah Langs de MLB.com.