El objetivo del draft para Baltimore es hacer imparable a su ofensiva

D'Andre Swift es considerado ampliamente como el mejor corredor disponible. AP Photo

OWINGS MILLS -- ¿Revolucionario? Eso es tan 2019 para Lamar Jackson y los Baltimore Ravens. El gerente general Eric DeCosta estableció una nueva meta para el draft de la NFL, donde los Ravens deben inyectar más talento joven en la ofensiva de más puntos de la NFL.

"Esperemos que podamos construir nuestra ofensiva hasta el punto en que, como decimos, sea indefendible", dijo DeCosta en la conferencia de prensa previa al draft del equipo.

Aunque es increíblemente audaz, fue hace sólo nueve meses que el entrenador John Harbaugh recibió burlas por predecir que los Ravens darían inicio a una nueva era de ofensivas. Baltimore lo respaldó al anotar 30.4 puntos en la ofensiva con Jackson, el Jugador Más Valioso de la NFL.

Para seguir iluminando el marcador, esto tiene la pinta de ser un draft más ofensivo de lo que uno esperaría de un equipo que tendrá de vuelta a 10 titulares de ese lado del balón. En la temporada baja, los Ravens perdieron dos contribuyentes clave. El guardia titular de Pro Bowl, Marshal Yanda, se retiró y el ala cerrada Hayden Hurst fue traspasado a los Atlanta Falcons, y no agregaron mucho en la agencia libre fuera de los receptores suplentes que volvieron a firmar, Chris Moore y De'Anthony Thomas.

A pesar de que Baltimore podría usar una selección temprana en un cazador de quarterbacks o linebacker interno, la historia del Draft 2020 de los Ravens debería ser agregar más diferenciadores alrededor de Jackson. Baltimore puede salir realísticamente de este draft con un receptor abierto o dos, un par de linieros ofensivos (tal vez alguien que pueda competir en el lugar de Yanda como guardia derecho), un corredor y un ala cerrada.

Harbaugh ha hablado de la necesidad de que esta ofensiva evolucione, y la historia reciente muestra que será difícil para los Ravens repetir el éxito de la temporada pasada a menos que se actualicen a través del draft, que ha producido cinco titulares ofensivos para ellos en los últimos dos años. Las ofensivas con más puntos en los últimos cinco años en la NFL han caído a la quinta o peor al año siguiente. Nueve de las últimas 10 ofensivas con mayor puntuación han anotado menos puntos la próxima temporada. En las últimas 10 temporadas, el descenso promedio para la ofensiva con mayor puntuación ha sido de 5.76 puntos.

Ahora, imaginen cuánto más eléctricos podrían ser los Ravens con el receptor abierto de Clemson, Tee Higgins, atrapando un pase disputado de Jackson en la zona de anotación; o el corredor de Georgia, D'Andre Swift, corriendo para una anotación de 50 yardas. Imagínate cuánto más poderoso puede llegar a ser Baltimore con un liniero ofensivo como Josh Jones de Houston o Cesar Ruiz de Michigan haciendo bloqueos clave.

Con el draft a dos semanas de distancia, aquí hay tres áreas en ofensiva donde los Ravens podrían usar una selección temprana:

Receptor abierto: A lo largo de la temporada baja, los Ravens no han expresado ninguna urgencia al hablar de receptores abiertos, incluso después de que su grupo en la posición produjo el menor número de yardas (1,419) para una campaña desde los Jacksonville Jaguars del 2011. En la agencia libre, Baltimore dejó pasar a Emmanuel Sanders y Robby Anderson. Mientras se acercan al draft, los funcionarios del equipo han enfatizado la profundidad disponible en la posición --"prolífica", es como DeCosta lo describió--, como una razón por la que esta podría no ser la primera elección de Baltimore.

Baltimore tiene la esperanza de que Marquise Brown sea más consistente un año después de la cirugía de pie y la selección de tercera ronda Miles Boykin hará un gran salto en su segunda temporada. Pero los Ravens agarrarán un receptor abierto en algún momento del draft, y podría venir en la primera ronda dependiendo de cómo se desarrolle.

Según el Stats & Information Draft Predictor de ESPN, el destino más probable de Higgins, un gran receptor que se convirtió en el único jugador de Clemson en registrar 10 recepciones para touchdown en temporadas consecutivas, es el puesto N° 28 de los Ravens. Otras posibilidades incluyen Justin Jefferson de LSU (si cae), Brandon Aiyuk de Arizona State, Denzel Mims de Baylor y Laviska Shenault Jr. de Colorado.

"Esta resulta ser una amplia clase de receptores con un montón de jugadores muy buenos, y si estamos en el reloj y creemos que ese tipo es el mejor jugador, probablemente lo elegiremos", dijo DeCosta. "Sé que nuestros scouts han encontrado a algunos chicos con los que están entusiasmados en la posición de receptor abierto. Por lo tanto, vamos a ver cómo resulta".

Liniero ofensivo interior: Una de las mejores líneas ofensivas de la NFL del año pasado tiene algunos signos de interrogación como guardia derecho (retiro de Yanda) y centro (Matt Skura todavía se recupera de una cirugía significativa de rodilla). Los Ravens tienen opciones en casa de la clase de novatos del año pasado para llenar esos vacíos en guardia con Ben Powers y el centro Patrick Mekari.

Toda la línea ofensiva titular de la temporada pasada fue de cosecha propia. Baltimore ha encontrado típicamente bloqueadores efectivos tarde en el draft o con prospectos no reclutado. Los Ravens han seleccionado sólo un liniero ofensivo (Ronnie Stanley) en las dos primeras rondas desde que ganaron el Super Bowl para concluir la temporada 2012.

Pero Harbaugh dejó en claro que la línea ofensiva es una prioridad en el draft de este año. Los prospectos de primera ronda incluyen a Jones y Austin Jackson de USC, dos tackles universitarios que podrían colocarse por dentro, y Ruiz, el centro mejor clasificado del draft y un titular de tres años bajo el hermano de John Harbaugh, Jim en Michigan.

“Vamos a tener que hacer un gran trabajo allí", dijo Harbaugh. "Ese es uno de los mayores desafíos. Probablemente sea un trabajo [número uno o dos]. Tenemos que asegurarnos de que hacemos un gran trabajo para asegurarnos de que la línea ofensiva interior esté lista...Tenemos que mirar a todos los jugadores tratar de encontrar a los que mejor encajan".

Corredor: Para muchos, esto parece una posibilidad poco probable después de que los Ravens establecieron un récord de la NFL para la mayor cantidad de yardas en una sola temporada, y regresaran a tres de sus mejores corredores. Pero Mark Ingram II cumple 31 años al final de esta temporada, Gus Edwards es un agente libre sin restricciones la próxima temporada y Justice Hill parecía más una herramienta para cambio de ritmo que un back estelar.

El único corredor con una probabilidad superior al 50 por ciento de irse en la primera ronda es Swift, según Draft Predictor de ESPN. En sus tres temporadas en Georgia, ningún corredor promedió más yardas desde la línea de golpeo por toque que Swift (6.9). Tomar al corredor mejor ranqueado del draft con su primera selección le daría a Baltimore su propio conjunto de trillizos en Jackson, Brown y Swift durante años.

"Sentimos que tenemos un muy buen grupo de corredores en nuestro equipo, y será básicamente quien está disponible cuando elegimos", dijo DeCosta. "Ciertamente hay corredores durante todo el draft en cada ronda, primera ronda hasta la séptima ronda, chicos que creemos que tienen la oportunidad de venir y ayudarnos a ser el mejor equipo que podamos ser, y lo veremos".