¿Por qué el castigo a Eric Weddle no dio un primero y diez a los Buccaneers?

El profundo de los Rams fue castigado por rudeza innecesaria, pero eso no mantuvo la ofensiva de Tampa Bay

Durante el juego divisional entre Los Angeles Rams y Tampa Bay Buccaneers, a 12 minutos y 38 segundos del final del partido, una jugada captó la atención.

El profundo de Rams, Eric Weddle golpeó al receptor Mike Evans de Buccaneers en la cabeza en cuarta oportunidad, luego de un pase incompleto.

El equipo del árbitro Shawn Hochuli penalizó a Weddle por rudeza innecesaria debido a un golpe en la cabeza o el cuello de un receptor indefenso. El golpe se produjo un momento después de que el balón tocara el suelo, convirtiéndose en una falta en bola muerta y se aplicaría el cambio de posesión.

Esta fue una determinación correcta del complicado libro de reglas de la NFL, uno que Hochuli explicó extensamente, pero con precisión. Las reglas de la NFL declaran una jugada de pase cuando el balón es "atrapado por un jugador de cualquier equipo o es incompleto". En otras palabras, la jugada terminó en el momento en que la pelota tocó el suelo. Debido a que el hit de Weddle vino después, los Rams técnicamente tenían posesión del balón cuando sucedió.

El libro de reglas declara una falta de bola muerta como una que "ocurre en la acción continua después de que finaliza el down". Se podría argumentar que no es justo hacer una distinción tan importante en dos situaciones que ocurren tan cerca una de la otra. No es que Weddle supiera que el pase ya estaba incompleto, pero en última instancia, esa es la forma en que está escrito el libro de reglas.

¿Se podría cambiar la regla? Eso no está claro. Quizás la NFL podría agregar algunos dientes adicionales a las reglas de seguridad de los jugadores al decidir que no pueden considerarse faltas de bola muerta. Pero por ahora, Hochuli tomó la única decisión que pudo.