Koeman quiere seguir en el Barcelona si tiene "la absoluta confianza del club"

play
Barcelona empata ante Levante: ¿adiós a LaLiga? (1:01)

En una segunda mitad de locura, el Levante anotó sus tres goles para igualar con el conjunto blaugrana, que prácticamente se despide de la lucha por el título. (1:01)

BARCELONA -- Ronald Koeman no tiene la total seguridad de continuar como entrenador del Barcelona la próxima temporada. Muy lejos de eso, el holandés reflejó este sábado a través de un discurso en ocasiones reivindicativo y a la vez quejoso que esa duda que flota en el ambiente alrededor del Camp Nou es tan certero como el que se adivina en el seno del propio Barcelona. "Lo importante para un entrenador es sentir que tienes la confianza del club. Puedo y quiero seguir si tengo la absoluta confianza del club”, sentenció el técnico, quien poco menos exigió que la temporada debe "analizarse en su conjunto".

"Pienso que se debe juzgar la temporada entera. Estamos decepcionados por no haber aprovechado la ocasión de ser líderes pero hay datos impresionantes de nuestra mejora durante el año; hay muchas cosas positivas en mi opinión y decir hace dos semanas que todo es perfecto y ahora que es horrible no es justo”, recordó el técnico, quien proclamó haberse sentido "maltratado".

"Sí, me he sentido maltratado estas dos últimas semanas. Ganamos la Copa, remontamos doce puntos en una Liga que hemos estado luchando... SI miras la prensa de los últimos días parece que hicimos un muy mal trabajo y no estoy nada de acuerdo con eso”, afirmó Koeman, quien trasladó a Joan Laporta la última palabra acerca de su futuro.

"Hemos hablado, discutido de los últimos partidos, del equipo... Y quedamos para hablar después de acabar la temporada. La última palabra la tiene siempre el presidente, si quiere hablar o no, pero yo en ese sentido estoy muy tranquilo”, convino, sin aclarar mucho más: "Hemos quedado para después de la temporada y entonces ya podré contestar".

"Ahora es importante creer y seguir, intentar ganar los dos partidos que quedan y esperar”, reveló respecto a las posibilidades que, cree, mantiene el Barça en el campeonato de Liga, admitiendo que "nuestras opciones de ganar la Liga son pequeñas, pero aún tenemos algunas”, rechazando, de pleno, el discurso de que el Barça hubiera tirado la Liga.

"No, no estoy de acuerdo. No la tiramos porque hicimos una remontada que nos costó mucho esfuerzo... Es verdad que contra el Granada perdimos una gran ocasión pero hablamos de un partido”, reveló, repitiendo que la temporada "se debe juzgar entera".

"Me siento muy apoyado por el vestuario”, aclaró, destacando que eso no es siempre tan sencillo "porque hay titulares y gente que no juega muchos partidos. Yo tomo decisiones que implican que no todos estén contentos pero siempre pienso en el club" aseguró, destacando su permiso para que Oscar Mingueza juegue con el filial el play-off de ascenso y agradeciéndoselo personalmente: "Hay que destacarlo".

Por ello Koeman desmintió estar decepcionado con su plantilla, al contrario, y convino que la afición "ha visto a un equipo que ha hecho partidos fantásticos, que ha demostrado tener mucha hambre. Se puede reconocer que a veces no se ha ganado en momentos clave, como en la segunda parte del Levante en que no dimos el nivel que se debe dar... Pero este equipo tiene futuro y si podemos fichar lo que pensamos que falta para dar un próximo paso se podrá estar ilusionados para el año que viene".

Antes de eso, sin embargo, volvió a dejar claro su deseo de reivindicar lo hecho esta temporada. "Somos el segundo equipo de Europa con más goles marcados, solo por detrás del Bayern. Y con el Manchester City somos el que más ocasiones crea”, recordó, sentenciando que la mentalidad del Barça "es atacar siempre y lo único que se debe mejorar es el porcentaje de efectividad".