La primera temporada de Moisés Caicedo en la Premier League: jerarquía y calidad para ganarse el puesto

El mediocampista ecuatoriano Moisés Caicedo concluyó su primera temporada en el Brighton de la Premier League como uno de los pilares del equipo después de haber debutado hace menos de dos meses.

A los 20 años, el jugador de la Tri ya es una pieza muy importante de un conjunto que terminó entre los diez primeros de la mejor liga del mundo. Su impacto fue inmediato y absoluto y desde que se ganó el puesto de titular jamás lo dejó.

La temporada 2021/2022 de Moisés comenzó con un partido de la Copa de la Liga, en el que dio una asistencia para la victoria 2-0 sobre Cardiff City. En las primeras jornadas de la Premier fue al banco de suplentes y al final del mercado de pases pasó a préstamo al fútbol belga.

Allí, con la camiseta de Beerschot, disputó 12 de los 14 partidos posibles. Lo hizo en buen nivel, a pesar de la mala campaña del equipo.

Tras verlo en acción, el DT Graham Potter decidió terminar la cesión antes de tiempo y pidió su regreso en invierno. Se incorporó primero al equipo sub 23, mientras se entrenaba con el plantle principal. El 5 de febrero ingresó en la derrota contra Totteham por la FA Cup.

Lo llevaron de a poco, pero el 9 de abril hizo su irrupción como titular y nunca más dejó el puesto. Jugó los 90 minutos de la victoria contra Arsenal, dio un pase-gol y fue elegido como la figura del partido.

Luego, disputó los siete partidos siguientes desde el comienzo y en tres estuvo los 90 minutos. Fue destacado por los hinchas, por la prensa, por sus compañeros y cuerpo técnico. Con él, Brighton potenció aún más su gran campaña.

El 5 de mayo fue su punto más alto, con un golazo y una actuación consagratoria contra Manchester United, en una goleada que ya es parte de la historia de la ciudad de Brighton.

Caicedo hizo la adaptación en los entrenamientos, pero su impacto en el campo de juego fue inmediato. Desde el primer minuto jugó como si la liga más competitiva del mundo fuera su lugar en el mundo. Lo hizo como pivote y también como intererior. En ambas funciones se destacó, lo que le da más variantes al DT. Se entiende a la perfección con Yves Bissouma, Alexis MacAllister, Enock Mwepu y Leandro Trossard.

Desde su irrupción, Brighton ganó 5 partidos, empató 2 y perdió 1. Los números son buenos sin contexto, pero al revisar los rivales, se convierten en impresionantes. Le ganó a Arsenal, Totteham, Wolverhampton, Manchester United y West Ham (cuatro de cinco clasificados a copas europeas), empató con Southampton y Leeds y solo cayó ante el campeón Manchester City.

"Quizás tardamos mucho en darle lugar", dijo Potter hace algunos días. Es probable, pero también lo es que tuvo la lucidez como para no quitarle nunca más la titularidad a un jugador que no tiene techo y que, en el año de la Copa del Mundo, ya es figura de la Premier League.