La Premier League deja en suspenso la fecha de regreso

play
El gesto de Mourinho que se elogia en todo el mundo (0:30)

El DT del Tottenham se unió a la campaña para ayudar a las personas más vulnerables por el coronavirus. (0:30)

La Premier League ha decidido que la competición no se reanudará el próximo 30 de abril y que sólo lo hará cuando sea "seguro y apropiado".

La fecha para la vuelta de la Premier League "está bajo continuo análisis", señaló.

Esta es una de las decisiones que se han tomado este viernes en la reunión por videoconferencia que han mantenido la Premier, la PFA (Asociación de futbolistas) y la EFL (Liga Inglesa de Fútbol).

"La Premier League está trabajando conjuntamente con todo el fútbol profesional de este país, así como con el Gobierno y con las agencias públicas, para asegurar que se llega a una solución colaborativa", destacó.

"Hay un objetivo colectivo de que todos los partidos de la liga y la copa se jueguen, permitiendo mantener la integridad de cada competición", dijo la Premier.

La competición, añadió, sólo volverá con el "completo apoyo del Gobierno" y cuando las recomendaciones médicas así lo permitan.

SE CONSULTARÁ A LOS CLUBES PARA REDUCIR SALARIOS
La Premier League consultará a los clubes sobre reducir en hasta un 30 % el sueldo de los futbolistas, debido al impacto económico que está teniendo la crisis del coronavirus en el fútbol inglés.

Además de aplazar la vuelta del fútbol, la Premier, la Asociación de futbolistas (PFA) y la EFL, que comprende las divisiones menores, han acordado "unánimemente" consultar a los jugadores "para una combinación de reducciones y aplazamientos del 30 % de su total remuneración anual".

"Esta medida estará constantemente bajo análisis por si las circunstancias cambian. La Premier estará en contacto con la PFA, y los sindicatos se unirán a una reunión mañana con la liga, los jugadores y representantes de los clubes", dijo la Premier en un comunicado.

Esta decisión llega después de que el secretario de salud del Reino Unido, Matt Hancock, pidiera que los futbolistas se redujeran el sueldo por el bien común.

Además, la Premier ha votado de forma unánime para ayudar a las divisiones menores del fútbol inglés, es decir, a partir de segunda, así como a la National League, a partir de quinta división, para asegurar el futuro de estas competiciones.

Adelantarán un fondo de 125 millones de libras ante la preocupación de las severas dificultades que "los clubes de toda la pirámide del fútbol" pueden sufrir.

La solidaridad de la Premier se extenderá también al sistema sanitario público británico ya que la Premier, junto a los futbolistas y los clubes, se han comprometido a donar 20 millones de libras para apoyar al NHS, sistema sanitario británico, familias y grupos vulnerables durante la pandemia de coronavirus.

"Esto incluye una contribución financiera directa para el NHS y fondos que permitirán a los clubes concentrar sus esfuerzos en desarrollar programas para ayudar a las comunidades que más lo necesiten", dijo la liga.