Cruz Azul busca a Gonzalo Carneiro, futbolista que tuvo problemas de dopaje por consumo de cocaína

Gonzalo Carneiro arrojó positivo en una prueba que se le realizó el 16 de marzo del 2019, momento en el que era jugador del Sao Paulo de de Brasil.

Gonzalo Carneiro aparece entre las opciones que tiene Cruz Azul en la mesa para reforzarse para el Apertura 2022, de acuerdo a información revelada por ESPN. Sin embargo, el atacante uruguayo, que ya ha sido dirigido por Diego Aguirre, estuvo involucrado en un tema de dopaje en el 2019 por consumo de cocaína, situación por la que en un inicio recibió una sanción de dos años sin jugar, aunque finalmente estuvo 12 meses alejado de las canchas.

Carneiro arrojó positivo en una prueba que se le realizó el 16 de marzo del 2019, momento en el que era jugador del Sao Paulo de de Brasil. Luego de ese partido, el atacante participó en tres cotejos más antes de quedar inhabilitado.

En octubre del 2019, el Tribunal Deportivo Antidopaje de Brasil determinó una sanción de dos años para Carneiro por el positivo en la prueba, de los cuales el atacante ya había cumplido siete, pues desde abril estuvo marginado de cualquier competencia.

Diego Lugano, quien era el director deportivo de Sao Paolo, reveló en diciembre del 2019, que Carneiro estaba deprimido luego de la sanción de dos años que le habían dado, incluso el uruguayo buscó ayuda psicológica, situación que le ayudó para reducir el castigo.

"Sé que está deprimido, que fue a buscar ayuda clínica, pero no hablé con él. Sé que esto le pasa a muchos chicos, es mucho más común de lo que la gente piensa. Es increíble, tío, el número de personas que sufren en silencio y nadie lo sabe”, declaró el ex futbolista en entrevista para Uol.

“El futbol hace que los jóvenes reciban mucha presión muy pronto. Cada vez más psicólogos y sociólogos están estudiando esto y dicen que el 33 % de los jugadores tienen algún tipo de depresión, o es probable que la tengan”.

En marzo del 2020, un año después del positivo, el Tribunal Deportivo Antidopaje de Brasil, anunció que Carneiro estaba habilitado para jugar, debido a que la sanción se redujo a 12 meses, luego de que el atacante acudió al tratamiento psicológico que se le indicó, además de que estuvo por 45 días en una clínica de rehabilitación.