En 1970, Cruz Azul fue campeón de CONCACAF por suspensión de torneo

La incertidumbre que presenta el paro de actividades en Liga MX ha generado la posibilidad de un escenario inédito: que se decrete campeón sin terminarse el torneo. Si esto llegara a confirmarse para el Clausura 2020, el beneficiado sería Cruz Azul, que terminó la Jornada 10 como superlíder de la competencia, luego de vencer 1-0 al América el domingo pasado.

Dicho escenario incluso fue visto con buenos ojos por Miguel Herrera, entrenador de las Águilas. "Si puede ser una parte justa porque, al fin de cuentas, el que va de líder lo ha hecho bien en lo que va del torneo y eso es importante, pero todos arrancamos con una idea, aunque si se lo llegan a dar al líder, pues también, merecido porque por algo hizo 10 fechas buenas para poder estar en la parte de arriba de la tabla", mencionó en entrevista con ESPN am.

Si esto llegase a ocurrir, no sería la primera vez que Cruz Azul se ve beneficiado por la suspensión de un torneo. En 1970, La Máquina conquistó su segundo campeonato de la CONCACAF Champions League (en ese entonces, conocido como Copa de Campeones CONCACAF) gracias a que sus dos rivales en el triangular final - Deportivo Saprissa de Costa Rica y Transvaal de Surinam – suspendieron su participación, obligando a la CONCACAF a declarar al equipo mexicano como el ganador del torneo, pese a que no se completó el mismo.

Aquellos celestes venían de conquistar su primer campeonato de liga en 1969, terminando aquel certamen con 44 puntos, producto de 18 victorias, ocho empates y cuatro derrotas (en ese entonces, un partido ganado equivalía a dos puntos). Dirigidos por Raúl Cárdenas, Cruz Azul poseía figuras de la talla de Fernando Bustos, Javier Sánchez Galindo, Cesáreo Victorino, Gustavo Peña y Antonio Munguía, entre otros.

Con ese plantel, y gracias a que se llevaron laCopa de Campeones CONCACAF de 1969 venciendo al Comunicaciones de Guatemala, se presentó la oportunidad del doblete en la siguiente edición del certamen de la confederación.

El 30 de junio de 1970, arrancaron su participación en Nueva York, venciendo 1-0 al Greek-American, equipo que calificó al ganar la copa estadounidense un año antes. En el partido de vuelta, en Jasso, Hidalgo, Cruz Azul goleó al representativo neoyorquino por 5-0, conquistando así la llamada Zona Norteamericana de la competencia.

Por su parte, Saprissa se llevó la Zona Centroamericana al finalizar con siete puntos, producto de tres victorias y un empate en una fase de grupo disputada contra el Atlético Marte de El Salvador y el Diriangén FC de Nicaragua. Cabe destacar que los ticos ingresaron a dicha fase de grupo luego de vencer en repechaje al Olimpia hondureño por 4-1 en el marcador global.

En la Zona Caribe, el Transvaal de Surinam venció al Arce Club de Trinidad de Tobago en una serie de ida y vuelta, 4-1 en el global, completando la tercia de equipos que competirían por el máximo galardón de clubes en CONCACAF.

Los organizadores del torneo planeaban que después de la Copa Mundial de la FIFA, mismo que se celebró por primera vez en tierras aztecas en el verano de 1970, los clubes se reunieran para disputar la parte final en la que el campeón sería el que cosechara más puntos en una fase de grupos.

Debido a que cinco jugadores de Cruz Azul integraron las filas de la Selección Mexicana en ese Mundial, incluyendo el capitán Gustavo Peña, se contempló un periodo de descanso después de la Copa del Mundo, permitiendo que los tres clubes que permanecían en disputa por el campeonato de CONCACAF se pusieran de acuerdo posteriormente.

Pero eso jamás sucedió. El torneo de liga (llamado "México 1970" en alusión al Mundial) se reanudó el 8 de julio, apenas dos semanas después de que Brasil se coronara campeón del mundo en el Estadio Azteca. Ante la dificultad que significaba agendar viajes internacionales para completar laCopa de Campeones CONCACAF, tanto el Saprissa como el Transvaal abandonaron la competencia.

Sin rivales de por medio, y siendo el único club que no renunció formalmente al torneo, el 15 de diciembre de 1970 fue cuando CONCACAF decretó sobre la mesa que Cruz Azul sería el único campeón de aquella edición, dándole así al club su primer bicampeonato internacional.

Gracias a esto, Cruz Azul fue inscrito de forma automática a la Copa de Campeones 1971, misma que también ganó – esta vez venciendo a la Liga Deportiva Alajuelense de Costa Rica en una final única – y convirtiéndose en el primer club en la historia de CONCACAF en ganar un tricampeonato.