Bruno Valdez y Mario Osuna se pierden la vuelta de cuartos de final contra Pumas

América no podrá contar con Valdez y Osuna para la vuelta de los cuartos de final a causa de lesión.

Este jueves, América regresó al entrenamiento luego del empate sin goles ante Pumas en la ida de la serie de cuartos de final. Como es costumbre, los elementos que tuvieron mayor actividad en el partido ante los felinos realizaron sólo trabajo regenerativo en el gimnasio del Nido de Coapa, mientras que los suplentes hicieron fútbol bajo las órdenes de Santiago Solari.

Fuentes informaron a ESPN que de cara al duelo de vuelta ante los auriazules, está confirmado que los azulcremas, de nueva cuenta, no podrán contar con Bruno Valdez y Mario Osuna debido a que no superan todavía sus respectivas lesiones.

En el caso del central paraguayo, continúa con molestias en la pantorrilla que no le permitieron estar en el partido de ida y que también lo dejaran fuera del duelo de vuelta, mientras que Mario Osuna ya comenzó este jueves a subir las cargas de trabajo tras el golpe que sufrió en el peroné derecho, pero todavía no estará listo para ser considerado por el cuerpo técnico del América, por lo que Santiago Naveda y Fernando Madrigal serán las opciones en la contención azulcrema para el fin de semana ante los felinos.

Por otra parte, respecto al tema de Renato Ibarra, el ecuatoriano se mantiene trabajando con el primer equipo a la espera de recibir una oportunidad en Liguilla. El sudamericano se siente en condiciones de ya volver al terreno de juego tras superar su lesión muscular en la pierna izquierda, pero esa decisión pasa únicamente por Santiago Solari y su cuerpo técnico, quienes definirán en qué momento utilizan de nueva cuenta al volante por derecha que tienen el América.

Los americanistas trabajarán este viernes por la noche en el Estadio Azteca para cerrar su preparación de cara al choque definitivo ante los Pumas. Se espera que Santiago Solari realice algunas modificaciones en su once inicial el próximo sábado con la intención de ser más agresivos al frente y tratar de finiquitar la serie ante los universitarios lo más pronto posible y no depender solamente de su mejor posición en la tabla general, donde ocupan el primer lugar.