Steve Nash dice que su carrera como jugador es la razón por la que pudo 'saltar la fila' para convertirse en entrenador de los Brooklyn Nets

play
Carlos Morales, sobre contratación de Steve Nash por los Nets: 'Es una sorpresa' (2:41)

El base del Salón de la Fama firmó contrato de cuatro años con Brooklyn como entrenador. Para el coach Carlos Morales, su llegada al equipo busca una buena gestión del vestidor y garantizar un título. (2:41)

Steve Nash, recién contratado como entrenador de los Brooklyn Nets, dijo que las críticas de que "se saltó la línea" para obtener la oportunidad de entrenar a un presunto contendiente al campeonato de la NBA fueron justas, pero que su carrera de 18 temporadas como base del Salón de la Fama lo posicionó para tener éxito como un entrenador en jefe por primera vez.

"Bueno, salté la fila, francamente", dijo Nash durante una conferencia de prensa virtual introductoria desde las instalaciones de práctica del equipo el miércoles por la tarde. "Pero al mismo tiempo, creo que liderar un equipo de la NBA durante casi dos décadas es bastante único. Así que, si bien no he aprendido necesariamente algunas de las habilidades que definitivamente intentaré comprender y aprender en cuanto a los aspectos técnicos como entrenador en jefe, nunca estuve muy lejos de eso”.

"Entonces, liderar un equipo en una posición tan única, ser el jefe del equipo en la cancha, pensar sobre la marcha, administrar personalidades y personas, conjuntos de habilidades y unir a las personas, colaborando con un entrenador y un el grupo de coaches durante casi dos décadas, no es como si estuviera en un vacío. Aprendí mucho durante mi carrera".

Ha habido varios otros ex jugadores que consiguieron oportunidades de entrenador en jefe sin experiencia, incluyendo Steve Kerr, Doc Rivers e Isiah Thomas. Ese grupo también incluye a Jason Kidd, antiguo compañero de Nash y compañero armador del Salón de la Fama que, hace siete años, también tuvo la oportunidad de entrenar a un equipo de los Nets con jugadores estrella y expectativas altísimas.

"No he recorrido el arduo tramo como entrenador asistente como hicieron muchas personas, pero hay un precedente para los jugadores que tienen carreras sólidas, que son líderes, anclas", opinó Nash. "Creo que tener esta oportunidad, ya que Steve Kerr y muchas otras personas han tenido un gran éxito, es una situación única. Pero definitivamente me doy cuenta de que necesito apoyo. Espero aportar muchas cualidades y habilidades a la mesa que son únicas y fuertes, pero voy a necesitar apoyo y un personal colaborativo que tenga mucha experiencia y esté dispuesto a construir esto conmigo".

La contratación de Nash ha sido criticada tanto por su falta de experiencia como entrenador como por los múltiples despidos de varios entrenadores negros durante el verano, lo que deja en cinco el número actual de entrenadores en jefe de minorías en la NBA.

A Nash, quien tiene una foto de George Floyd como su foto de perfil de Twitter, se le preguntó sobre la idea de que el privilegio blanco jugó un papel en que él tuviera esta oportunidad. Y aunque dijo que pensaba que su carrera como jugador fue la razón por la que fue contratado, Nash dijo que el privilegio blanco es real.

"Me he beneficiado del privilegio blanco", comentó Nash. "No estoy diciendo que esta posición haya sido un factor, en lo que respecta al privilegio de los blancos ... Creo que, como blancos, tenemos que entender que tenemos cierto privilegio y un beneficio por el color de nuestra piel en nuestras comunidades. Tenemos un largo camino por recorrer para encontrar la igualdad y la justicia social y racial. Espero ser un gran aliado en esa causa”.

"... Soy muy sensible a la causa y al objetivo. No estoy seguro de que este sea un ejemplo que se ajusta a esta conversación, pero lo reconozco y entiendo por qué se habla. Necesitamos más diversidad y más oportunidades para los entrenadores afroamericanos en el personal en todas las capacidades. La liga se construyó a través de jugadores y estrellas afroamericanos que han hecho de esta una de las industrias y negocios deportivos más grandes del mundo. Es realmente importante que sigamos uniéndonos y luchar a nivel de liga”.

"... Es interesante ser tan partidario y aliado de esa necesidad de igualdad, estar en el medio, en cierto sentido, porque es algo cercano y querido para mi corazón. Pero lo acepto. Quiero ser parte de la conversación. Y, francamente, quiero ser parte del cambio en el futuro".

Desde que terminó su carrera como jugador, Nash ha sido una persona intrigante para varios trabajos diferentes. Fuera de su rol de consultor con los Golden State Warriors y sirviendo como gerente general de la Selección Nacional de Canadá, rechazó anteriormente ir tras cualquiera de esos puestos.

Sin embargo, ese no fue el caso con este trabajo. Nash dijo que llamó al gerente general de los Nets, Sean Marks, a principios de este verano y le preguntó si no era demasiado tarde para que lo consideraran para el puesto. A partir de ahí, las cosas progresaron rápidamente. "Me acerqué a Sean en algún momento del verano", dijo Nash. "No puedo recordar exactamente cuándo fue eso, [y yo] pregunté si este era el momento adecuado para tirar mi nombre en el sombrero y ser considerado para el puesto. Eso fue lo que hizo rodar la pelota".

También dijo que la naturaleza de alto perfil del trabajo, en la ciudad más grande del país, con jugadores estrella de alto perfil, no influyó en su búsqueda.

"Ninguna parte de mí consideró el perfil [del trabajo] al aceptar el trabajo", explicó Nash. "Fue estar allá en la oficina con mi cuerpo técnico, estar aquí en la cancha con los jugadores, tratando de construir, como dije, una familia y un ambiente que a estos muchachos les encante para venir a trabajar todos los días, creciendo continuamente y presionando para mejorar. Todos nos estamos presionando y apoyándonos. Solo consideré el trabajo desde una perspectiva de baloncesto”.

"Realmente lo abordé desde, '¿Dónde estoy en este viaje de aprendizaje y crecimiento y hacer preguntas y recopilar información?' Esta oportunidad es tan única, junto con ese viaje en el que estaba, que sentí que era el momento adecuado, un momento en el tiempo, y estoy muy agradecido de que se haya dado".

Marks dijo que la carrera como jugador de Nash es un cuerpo de trabajo más que suficiente para que se le confíe un equipo que tiene aspiraciones de campeonato. Kevin Durant regresará de un desgarro del tendón de Aquiles para emparejarse con Kyrie Irving, quien viene de una cirugía de hombro.

play
0:29

Steve Nash se reúne con Kevin Durant en Brooklyn

Nash ha sido nombrado el entrenador de los Nets donde dirigirá a Durant, con quién ya trabajó en 2018 con los Warriors.

"Creo que Steve es un poco diferente", respondió Marks cuando se le preguntó sobre Nash como entrenador en jefe por primera vez. "Miras la trayectoria profesional que ha tenido. También fui muy afortunado de estar en uno de los equipos con él, así que tuve una relación cercana y personal con Steve, y se remonta a ver cómo se comportaba, el líder que estaba tanto dentro como fuera de la cancha. Creo que eso es muy importante. Sin duda fue un impulsor de la cultura de los Suns en esos días cuando yo estaba allí”.

"No hay nadie con quien haya estado que no haya querido ser sometido a una prueba de presión en el lugar como Steve. Nunca ha rehuido un momento, así que cuando dices entrenador en jefe por primera vez, hemos visto que ha sido hecho antes. Este tipo nunca ha huido de nada. Quiere el balón en sus manos al final de los juegos, y su carrera habla por sí mismo. Ha tomado la decisión correcta la mayoría de las veces, y la experiencia que traerá aquí habla volúmenes".

Uno de los principales puntos de venta de la candidatura de Nash, más allá de su carrera como jugador, es su relación con Durant. Los dos trabajaron juntos en Golden State durante las tres temporadas de Durant allí, y Nash ha dicho repetidamente, incluyendo el miércoles, que Irving es uno de sus jugadores favoritos para ver en la NBA.

Nash dijo que no habló con Durant antes de hablar con Marks sobre el trabajo. Pero después de haber jugado junto a estrellas como Dirk Nowitzki, Kobe Bryant, Dwight Howard, Amar'e Stoudemire y Shaquille O'Neal durante su carrera, Nash dijo que espera que sus relaciones con jugadores como Durant e Irving reflejen lo que hizo con otros jugadores, en vez de una típica relación jugador-entrenador.

"Ni siquiera lo considero como personalidades estrella, en el sentido de que esos muchachos eran mis amigos", dijo Nash sobre sus ex compañeros de equipo. "Esos eran mis compañeros y amigos. Así que siento que no se trata de su estatus, se trata del ser humano. Conocer y comprender a la gente siempre es algo que disfruto. Necesitas a tus compañeros en la cancha, pero fuera de la cancha yo solo los necesitaba como amigos”.

"Quería venir a trabajar todos los días y entender a mis compañeros de equipo. Quiero que me agraden. Quería construir un tejido entre nosotros que lo hiciera agradable, que pudiéramos reírnos y hacer bromas, pero también ser honestos y empujarnos unos a otros, y hacernos pasar algún mal rato y acortar la temporada. Así que ese es el comienzo y el final para mí. Entiendo que hay niveles en este juego y que algunas personas tienen un perfil más alto, una importancia más alta, pero un equipo es un equipo y una persona es una persona. Entonces, entender a las personas, preocuparme genuinamente y querer conocerlas, eso es todo para mí".