Boricua Enrique Hernández, de Red Sox, sigue imparable en la postemporada

HOUSTON -- Los batazos siguen sumando para Enrique Hernández y el manager Álex Cora pretende aprovecharlos aún más, después de la derrota 5-4 el viernes por la noche de los Boston Red Sox ante los Houston Astros.

Hernández pegó sencillo y cuadrangular en el Juego 2 de la Serie de Campeonato para llegar a cinco en la actual postemporada, e igualar en el liderato histórico a Todd Walker (2003) y David Ortiz, quien lo hizo en dos ocasiones (2004 y 2013).

El jardinero central boricua de Boston llegó a nueve extra bases para empatar con el propio Ortiz (2004 y 2007), Mike Lowell (2007) y Kevin Youkilis (2007) la mayor cantidad de Boston en unos mismos playoffs.

“Me estoy divirtiendo mucho. Es una maravilla”, dijo Hernández. “Es octubre y estos juegos suelen ser muy divertidos. Mucha adrenalina, mucha electricidad entre la multitud. Estos juegos son muy divertidos y el hecho de que estoy jugando bien se suma un poco a eso”.

Este sábado, Hernández fue movido de primero a segundo en el orden al bate con Kyle Schwarber antes que él, después de que en el primer juego de la Serie de Campeonato de la Liga Americana bateó cuatro imparables, incluidos dos jonrones solitarios, para subir su promedio en la actual postemporada a .500, antes de empezar el Juego 2.

En sus anteriores cuatro partidos de playoffs, Hernández bateó 13 hits, entre ellos ocho extra bases, con ocho carreras producidas.

Cora también intercambió puestos en el orden entre Rafael Devers y Xander Bogaerts; en el que Devers fue tercero en la alineación y Bogaerts cuarto.

Álex Verdugo se fue al quinto puesto en vez de séptimo y J.D. Martínez atrás de él como sexto. De la alineación del viernes salió para el sábado el receptor Christian Vázquez por Kevin Plawecki y el segunda base Christian Arroyo bateó último en el orden frente a los Astros este sábado.

“Hemos estado poniendo esta alineación por necesidad”, dijo Cora. “J.D. se lastimó el último día de la temporada, así que contra los New York Yankees tuvimos que figurarnos como proteger a Rafi (Rafael Devers) y la única manera fue poniendo a Kyle como primero; Kike segundo y Rafi tercero. Y Xander atrás de él y Alex quinto”…

AÚN ASPIRA McCULLERS A SERIE MUNDIAL

Lance McCullers Jr. aún tiene la esperanza de regresar con sus Astros en esta misma postemporada, si avanzan a la Serie Mundial, a pesar de que sufre una lesión en el antebrazo derecho que lo dejó fuera de la Serie de Campeonato de la Liga Americana.

Consideró que quizá lanzar con menos descanso en su más reciente apertura fue uno de los factores que provocó su lastimadura.

“Creo que desde un principio no me sentía al 100 por ciento”, reconoció. “Pero me sentía lo suficientemente bien para abrir. Tenía buena velocidad, todo bien. Pero en el cuarto, cuando enfrentaba a (Gavin) Sheets cuando comencé a sentir molestias porque tenía la bola agarrada para lanzar curva y terminamos con un slider. Ahí sentí el tirón en el antebrazo”.

El pitcher abridor dijo que se ha sentido mejor los anteriores dos días, gracias al descanso, y que evaluarán su mejora durante la siguiente semana.

“Han sido un par de días muy duros, pero sé que puedo ayudar a este equipo de muchas maneras más que sólo lanzando”, dijo el sábado. “Puedo ayudar a los muchachos con reportes de los bateadores rivales, observando el juego y tratando de aconsejar. Quiero estar ahí con ellos”.

BOSTON HACE HISTORIA DE GRAND SLAMS

Los Red Sox se convirtieron en el primer equipo que conecta dos grand slams en el mismo partido de postemporada, al sacarla con casa llena en el primero y segundo innings del segundo partido de la serie contra los Astros.

Martínez pegó el primero para poner a los Red Sox 4-0 contra el abridor Luis García, quien también recibió el de Rafael Devers apenas una entrada después.

García no pudo sacar un out en el primer capítulo y salió con sólo un inning de trabajo, en el que sólo recibió dos hits, los dos grand slams, y cinco carreras limpias; regaló tres pasaportes y ponchó a dos para una efectividad en la actual postemporada de 45.00.