Las controversias de Canelo Álvarez dentro y fuera del ring: clembuterol, demandas y tarjetas

play
'Canelo' Álvarez espera tener una pelea este año (1:06)

Eddy Reinoso, entrenador de Saúl "Canelo" Álvarez, reveló que le boxeador se ha mantenido entrenando durante la pandemia por el coronavirus pero que desean que tenga un combate en este 2020. (1:06)

Nota del Editor: La siguiente nota se publicó tras la demanda que interpuso Canelo Alvarez contra Golden Boy Promotions, DAZN y Óscar de la Hoya a mediados de septiembre. Canelo es ahora agente libre tras acordar su libertad con la casa promotora.

Cuando uno piensa que Canelo Álvarez es considerado por muchos como el mejor boxeador libra por libra del mundo, se imagina que los problemas y las polémicas a su alrededor serían menores; sin embargo, la realidad es que el andar de la estrella del boxeo mexicano ha sido algo turbulento, y la demanda establecida por incumplimiento de contrato ante Golden Boy Promotions, DAZN y Óscar de la Hoya, es una más de ellas.

Canelo demandó en una corte federal en Los Ángeles a la plataforma de streaming y sus promotores debido a que no le están garantizando ni cerca de los 35 millones de dólares que le debían pagar cuando firmó un contrato histórico por 11 peleas y 365 millones de dólares, además de que tampoco le están dando las dos peleas que deben darle al año.

La demanda establece una indemnización por al menos 280 millones de dólares y el finiquito del contrato con Golden Boy Promotions y DAZN. De salirse con la suya, definitivamente será el agente libre más codiciado en la industria y con oportunidades importantes de ligarse a otras empresas y cadenas de distribución, u optar por la libertad en el negocio.

Hasta antes de esta nueva turbulencia, el mexicano tuvo que lidiar con un caso de doping por clembuterol, y a pesar de que demostró que fue por consumo de carne contaminada en su natal Jalisco, al final fue suspendido seis meses por parte de la Comisión Atlética de Nevada, perdiendo la oportunidad de pelear el desempate con Gennadiy Golovkin en mayo de 2018.

En su momento, Canelo también se peleó con el Consejo Mundial de Boxeo, de hecho, en dos ocasiones. La primera de ellas fue cuando José Sulaimán, entonces presidente del organismo, le recomendó no pelear con el estadounidense Floyd Mayweather, y la segunda fue cuando le orillaron a cerrar una pelea con Golovkin en 2016, lo cual empujó a Canelo y Golden Boy a dejar vacante el cetro de peso mediano que había ganado ante el puertorriqueño Miguel Cotto.

Incluso, antes de brillar con Golden Boy, Canelo sostuvo un pleito legal con la compañía All Star Boxing, también por incumplimiento de un contrato que firmaron en 2008 y permitió a Canelo hacer su primera pelea en suelo estadounidense. Se suponía que Golden Boy se había arreglado con All Star, pero al final fueron a juicio y aunque de arranque tenía que pagar 8.5 millones de dólares, al final ganó una apelación y pagó una compensación menor.

En temas deportivos, muchos se han quejado de las cláusulas que pone Canelo a sus rivales por el tema de la rehidratación para el día de la pelea o porque les hace subir de división, lo cual no siempre ha gustado a rivales o fanáticos. Además, algunas veces se ha visto muy favorecido por los jueces, como aquella polémica tarjeta de la jueza CJ Ross que le dio empate cuando claramente perdió ante Floyd Mayweather, y otras puntuaciones cuestionables en peleas contra GGG y Erislandy Lara.

MÁS: Canelo: 30 datos que debes saber de la superestrella mexicana