Francisco "Bebu" Verón y Brian Arregui: dos victorias, dos apuestas al futuro

Ganaron los dos, cada uno a su manera. Fue en la velada que difundió ESPN KNOCK OUT el viernes 21 de enero, y que organizó Chino Maidana Promotions en el Hangar Eventos de Pilar, Buenos Aires.

Ambos olímpicos en Tokio, los dos destacándose como figuras para el futuro, los dos aportando un trabajo serio y ambicioso. Nos referimos a Francisco “Bebu” Verón y a Brian Arregui, dos de las estrellas de Chino Maidana Promotions. No son las únicas, puesto que también están Agustín “El Avión” Gauto o Fernando “Puma” Martínez, ya con serias ambiciones de campeonato mundial.

El viernes le tocó el turno primero a Brian Arregui, quien tuvo que luchar bastante en los asaltos finales frente a Nicolás “El Maldito” Jara, en un combate duro para los dos. Arregui, que ahora suma 4 peleas, todas ganadas y 3 por la vía categórica, subió como su rival con 69,600 kilogramos, encuadrado en la división super welter.

La misma división en la que reina Brian Castaño en la WBO: “Mi ídolo total, un crack”, como lo define Arregui, que es soldado profesional y vive en Gualeguay, su Entre Ríos Natal. Fue medalla dorada en los Juegos Olímpicos de la Juventud (2018) y ese logro es su recuerdo preferido. El 15 de enero cumplió 22 años.

Jara se vio impotente de meter sus manos en los primeros asaltos pero luego logró forzar las acciones, pero ya era la parte final y Arregui habia sumado lo suficiente en el comienzo. El entrerriano dominó en base a izquierda a un rival zurdo, lo cual no es tan sencillo de lograr. Conectó durísimos ganchos al cuerpo y también metió uppercuts con la misma izquierda al mentón de Jara quien, aunque “saludó” más de una vez –contra su voluntad, se entiende-, soportó el castigo y siempre fue por más.

“Fue mi primera pelea a 8 rounds, hacia muchísimo calor y por eso me cansé un poco al final, pero sé que son cosas que se pueden mejorar”, dijo. Ganó finalmente Arregui por puntos, quien ahora sueña con presentarse el 5 de marzo en Dubai, junto con “Bebu” Verón y Agustin Gauto, acompañando la velada en la que Marcos “Chino” Maidana enfrentará al youtuber Yao Cabrera.

Jara finalmente felicitó a Arregui. “El salvaje” que ahora tiene 3 peleas ganadas y una derrota, fue un dignísimo rival que viene de las artes marciales y que, además, da espectáculo. Un rival ideal para Arregui, porque se trata también de sumar experiencia, la que no se logra con rivales fáciles.

Si Arregui tuvo que emplearse los 8 asaltos, lo de Verón fue muy rápido porque sumó su nocaut número 5 en 7 peleas ganadas. Cuando conectó la primera derecha a fondo Carlos “La Furia” Ronner se fue al suelo y, aunque se levantó, Verón no tuvo piedad y con otra derecha a fondo lo puso nocaut al marplatense que ahora suma 3 ganadas y 2 derrotas.

Los dos pesaron 72,500, categoría mediano. “Estuvimos trabajando en el gimnasio para meter esa derecha y cuando la conecté, ya vieron lo que pasó. Sé que los triunfos rápidos no te dan rodaje, pero uno sale a ganar y cuando antes mejor. Igual anduve por México y aprendí mucho, sobre todo en el gimnasio, porque cada sparring viene a arrancarte la cabeza y hay que estar preparado para todo”, afirma.

A los 23 años, heredero de toda una dinastía de boxeadores –incluyendo a su abuelo, a su padre que es también su técnico y a sus hermanos, mayores y menores que él-, estudia profesorado de Educación Física y admite que vive por y para el boxeo.

En la de fondo, Cristian Rodrigo González (10-13-1, 6 KO) dio la sorpresa al vencer al hasta entonces invicto Guillermo “Leoncito” Crocco, campeón Fedebol WBA de peso ligero. Crocco, una de las figuras del boxeo riojano, quedó con 18-1-1, 4 KO en una pelea enredada y para el olvido. Tuvo muchísimo trabajo Hernán Guajardo como referí para encauzar un combate muy desprolijo. Sin duda, para Crocco una experiencia amarga –era el favorito- pero que también debe dejarle una lección. Su rival apareció apenas unos días antes ya que el original era el venezolano Johnny Moreno.

Así las cosas, ESPN KNOCK OUT se dio el gusto de poner al aire a dos figuras jóvenes y llenas de futuro, “Bebu” Verón y Brian Arregui. Como para tenerlos muy en cuenta, porque siendo parte del futuro del boxeo argentino, ya comienzan a decir presente.