Checo Pérez termina cuarto en el Gran Premio de Catar

play
Checo Pérez dio espectáculo y terminó cuarto en Qatar (1:41)

El mexicano largó desde el 11º lugar en Losail y avanzó hasta quedar a un paso del podio. (1:41)

El piloto mexicano finalizó por detrás de Hamilton, Verstappen y Alonso en el Gran Premio de Catar

El mexicano Checo Pérez firmó una destacada actuación en el Gran Premio de Catar al finalizar en el cuarto puesto, en una carrera en la que un error de cálculo de Red Bull relegó al mexicano del tercer lugar.

El tapatío tuvo un buen arranque al ganar dos posiciones en el inicio de la carrera, mientras que en la segunda vuelta tuvo un pequeño duelo con Lance Stroll, a quien venció sin complicaciones. El tapatío tuvo que batallar un poco con Yuki Tsunoda, quien marchaba en la octava posición, pero no tuvo problemas para superarlo al final de la primera curva.

En la séptima vuelta Checo Pérez luchó con Carlos Sainz. La recta se convirtió en su aliado, pero el español retomó el lugar por el interior de la misma curva. Fue una vuelta después que Checo volvió a la carga por la séptima posición y después de un primer intento, logró superar al madrileño sin mayor complicación.

Checo Pérez tardó dos vueltas más para pedirle la posición a Esteban Ocon, quien con poca resistencia le hizo frente a Checo y tuvo en la décima vuelta Lando Norris a menos de un segundo y con la oportunidad de tener activado el DRS.

Con velocidad y buen ritmo Checo alcanzó la quinta plaza en la vuelta 13 aprovechando su velocidad y superioridad sobre el Alpha Tauri.

Checo logró trabajar a lo largo de tres vueltas a Lando Norris, quien se logró mantener firme, pero en la vuelta 16 el equipo de capital austriaco demostró su poderío y con el DRS en la curva uno, logró vencer al británico.

En la vuelta 19 el ingeniero llamó a Checo Pérez a boxes y lograron una parada de 2.7 segundos, por lo que regresó en la doceava posición y con ello en la zona de tráfico, teniendo como principal problema a Sebastian Vettel.

El mexicano tuvo una pelea directa con Fernando Alonso en la vuelta 29 y en la búsqueda por la cuarta posición. Cortando una diferencia de 1.5 a menos de medio segundo al entrar a la vuelta 30 y en la recta principal el tapatío tuvo una pelea brava superando por fuera de la curva y al salir de la curva dos logró poner el auto por delante y la parte interna para quedarse con el cuarto sitio.

En la vuelta 34 Valtteri Bottas sufrió una pinchadura que la abrió la ventana a Checo Pérez para soñar con el podio, pues el finlandés tuvo que entrar a pits al sufrir daños en su alerón y bajarlo hasta la posición 13.

En la vuelta 42 Red Bull decidió meter a sus dos pilotos a pits, haciendo que Checo regresara a pista en la séptima posición, pero con llantas más frescas que sus principales rivales. Una estrategia que parecía asegurar un doble podio para el equipo, pero las cuentas fallaron y pese a la buena velocidad de Checo el objetivo no se cumplió.

En el giro 46 Sergio tuvo un duelo con Esteban Ocon, quien intentó mantener su quinta posición frente a un rival superior, pero el de Guadalajara no tuvo problemas.

Con seis vueltas por delante Checo estaba a una distancia de 13 segundos de Fernando Alonso, por lo que la oportunidad de subir al podio se le escapaba de las manos a Red Bull.

Con solo tres giros para finalizar la carrera Checo tenía a Fernando Alonso a una distancia de 7.3 segundos y jugó a favor del piloto de Alpine el Virtual Safety Car, por lo que el desgaste de llantas fue mínimo y con eso aseguró regresar al podio, algo que no lograba desde Hungría en 2014.

Al final de la carrera Checo sumó 12 puntos y con ello darle unidades importantes a Red Bull en la lucha por el campeonato de constructores.