Cómo George Kittle muestra su amor por la lucha libre profesional en cada primera oportunidad

George Kittle, izq., y Dante Pettis, celebran una primera oportunidad como homenaje al luchador mexicano Pentagón Jr. Scott Taetsch/Getty Images

Si han visto recientemente un partido de los San Francisco 49ers, es probable que hayan presenciado una jugada importante por parte de George Kittle. El ala cerrada All-Pro ha generado 137 primeros intentos en recepción (al igual que un par de acarreos que resultaron en primeras oportunidades) hasta ahora en su carrera y existen buenas probabilidades de que sume unas cuantas hazañas a su historial este domingo, cuando se enfrente a los Kansas City Chiefs en el Super Bowl LIV.

Durante las dos últimas temporadas, Kittle ha celebrado muchos de sus primeros intentos con un característico gesto con su mano. Primero, alza tres dedos al aire (el medio, anular y meñique), mientras forma una "0" con un círculo cerrado conformado por sus dedos pulgar e índice. Luego, mueve sus tres dedos hacia abajo, en forma de "M". Sus compañeros Dante Pettis y Marquise Goodwin han imitado su celebración en múltiples oportunidades.

Se trata de un homenaje a Pentagón Jr, el luchador profesional mexicano con quien Kittle hizo amistad durante una larga semana de espectáculos vinculados con el evento WrestleMania 34, celebrado en Nueva Orleans. El gesto representa la frase "Cero miedo", que es la frase y mantra característicos de Pentagón y adicionalmente, sirve de gesto apropiado para el estilo de juego de Kittle sobre el terreno.

"Hace dos años en Nueva Orleans, asistí a WrestleMania y le vi luchar en seis ocasiones distintas, en un montón de espectáculos diferentes", comentó Kittle a ESPN con respecto a Pentagón. "Su actitud arrogante sobre el cuadrilátero y su confianza... eso permaneció dentro de mí. Quiero decir que, la lucha libre, es algo que también amo y disfruto. Por eso, tener la posibilidad de verle actuar sobre el cuadrilátero y la forma en la cual se comporta y cómo ingresa al ring, como se aparta del cuadrilátero, todo lo que hace tiene un propósito y a mí me encanta eso".

"Fue breve", recuerda Pentagón con respecto a su encuentro. "Peleamos seis o siete veces al día y esto ocurrió después del cuarto combate. Me dijo que me admiraba; siendo sincero, no le conocía muy bien. Después intercambiamos presentes... yo le obsequié una máscara de lucha y él me dio su camiseta".

Desde que ambos se conocieron a mediados de 2018, tanto Kittle como Pentagón han disfrutado de una trayectoria ascendente en sus respectivos oficios. Kittle registró dos campañas con al menos 1,000 yardas y cinco anotaciones, que le hicieron merecedor de sendas invitaciones al Pro Bowl y actualmente, se apresta a jugar en el Super Bowl. Pentagón, quien ya es toda una estrella en México con la promotora AAA, irrumpió en Estados Unidos como parte del exitoso programa televisivo "Lucha Underground", que se convirtió en objeto de culto; desde entonces, Pentagón ha expandido su perfil como parte de la promotora IMPACT Wrestling y más recientemente, como uno de los miembros del roster All Elite Wrestling.

Su amistad (mantenida en mayor parte mediante el intercambio de mensajes a través de Instagram) no termina con las celebraciones de Kittle sobre el terreno. En la Noche de Brujas del año pasado, Kittle vistió guayos personalizados con la imagen del rostro de Pentagón y la frase "Cero Miedo". Ha llegado a producir camisetas con una máscara de Pentagón adornada con temas alusivos a los 49ers. Posteriormente, Pentagón le igualó al producir su propia versión de la máscara de luchador con los colores alusivos a los 49ers y el número del dorsal de Kittle.

Kittle se apresta a disputar el partido de fútbol americano más importante de su vida este domingo y parece contar con una larga carrera en su futuro dentro de la NFL. Sin embargo, al terminar su vida sobre el terreno, no se sorprendan si Kittle termina incursionando en el mundo de Pentagon, siguiendo así los pasos de estrellas de la NFL de la talla de Rob Gronkowski, Lawrence Taylor, William "Refrigerator" Perry, Steve "Mongo" McMichael, Reggie White y tantos otros veteranos de la NFL.

De hecho, Kittle ya ha disfrutado de un adelanto de lo que representa saltar las cuerdas y actuar en frente de la multitud. Después de crecer sintiendo aprecio por los luchadores "Stone Cold" Steve Austin y Dwayne "The Rock" Johnson, Kittle fue atraído a la pasión por la lucha libre gracias a su compañero en la Universidad de Iowa Steve Manders. Previo al evento WrestleMania 31, que por coincidencia se celebró en el Levi's Stadium, actual arena local de Kittle, Manders inspiró a que Kittle sintiera admiración por Seth Rollins, oriundo de Iowa, y el resto fue historia.

Después de su graduación de la Universidad de Iowa, Manders se comprometió en pleno y se inscribió en la escuela de lucha libre de Rollins, la Academia Black and Brave Wrestling, intentando hacerse profesional. Por su parte, Kittle fue tomado en la quinta ronda del draft de la NFL en su edición 2017 por parte de los 49ers ese mismo abril; sin embargo, después que Kittle cumplió sus primeras obligaciones con su nuevo equipo en California, Manders le convenció de formar parte directa de un espectáculo.

"Ocurrió justo después del minicamp de novatos y yo regresé y lo hice", recuerda Kittle. "Los Niners no estaban muy contentos de verme subir al cuadrilátero, pero les dije: 'No voy a permitir que me toquen. Todo estará bien'. (Los luchadores) querían que yo hiciera un 'spear' (movimiento en el cual el luchador corre en dirección a su adversario, quien lo golpea con su hombro hasta arrojarlo al suelo) y les contesté: 'Hagamos algo con menos contacto'. Y fue así como (hice) un stunner".

"Había aproximadamente entre 150 y 200 asistentes en el medio de la nada en Iowa", indicó Kittle. "Llegué seis horas antes del inicio del espectáculo (para) ayudar a armar el cuadrilátero. Estamos haciendo rutinas de práctica sobre el ring... hice una práctica antes de hacer el 'stunner' en vivo... La reacción de la multitud fue... Entiendo por qué hay gente que hace esto. Fue similar a anotar un touchdown en Kinnick Stadium (en Iowa) porque no había jugado aún en el Levi's... es el mejor deporte de entretenimiento que existe".

"Después de hacer el stunner sobre el cuadrilátero, entendí que, sí, podía verme hacer esto. Quiero decir: es demasiado divertido".

Por los momentos, Kittle tiene asuntos más urgentes que atender. Y cuando logre su primera jugada importante y muestre la "O" y después la "M" en señal de celebración, Pentagón lo verá. Al igual que decenas de millones de personas alrededor del mundo; que conformarán la mayor audiencia que jamás haya visto el gesto característico de Pentagon.

"George es mi amigo y para mí sería un honor que él hiciera el gesto de 'Cero Miedo' (en el Super Bowl)", expresó Pentagón, "porque somos guerreros en nuestros respectivos oficios".

El presente artículo contó con la colaboración de Gabriel Garduño y Nick Wagoner.