Reporte: Inversionistas piden a Nike, FedEx y PepsiCo cortar lazos con Redskins por nombre de la franquicia

play
Dwayne Haskins presumió su brazo en práctica con Jerry Jeudy (0:20)

El joven quarterback de Washington lanzó pasaes largos al flamante receptor de Denver. (0:20)

Los Washington Redskins enfrentan de nueva cuenta la presión para cambiar su nombre, pero esta ocasión, los protestantes tienen en la mira a los patrocinadores de la franquicia, reportó Adweek.

De acuerdo al reporte, Mike, FedEx y PepsiCo recibieron cartas firmadas por 87 firmas de inversiones y accionistas con valor combinado de $620 mil millones que pedían a las compañías romper lazos con los Redskins, a menos de que el equipo cambiara su controversial nombre.

En recientes semanas, la presión para que el equipo cambie el nombre ha aumentado ante el ambiente social derivado de la muerte de George Floyd en Minnesota.

Los Redskins han contribuido con algunos cambios al remover el nombre del ex dueño del equipo, George Preston Marshall de su anillo del honor y quien fue el último propietario de la NFL en integrar a su roster y hacerlo sólo por la presión del gobierno para evitar perder una renta de 30 años en un terreno federal.

Sin embargo, líderes nativo americanos quieren que el actual dueño del equipo, Dan Snyder, cambie el nombre, el cual ha usado la franquicia desde 1933. En el pasado, grupos protestaron por el nombre e intentaron ganar el la corte, pero esos esfuerzos no tuvieron éxito.

Actualmente, los inversionistas buscan llamar la atención de los patrocinadores, algo que un directivo de alto rango de los Redskins calificó como “diferente”.

Adweek enlistó a seis grupos de inversionistas en particular: First People Worldwide, Oneida National Trust Enrollment Committee, Trillium Asset Management, LLC Boston Trust Walden Mercy Investment Services y First Affirmative Financial Network.

Los grupos apelaron a PepsiCo luego de que esta compañía decidió dejar de usar la imagen de Aunt Jemima de su jarabe de maple. En la carta, elogiaron a Nike por su asociación con Colin Kaepernick, pero hicieron notar el lazo comercial de la marca de ropa deportiva con los Redskins.

“De cualquier forma, Nike continúa suministrando uniformes y equipamiento al equipo de futbol americano de Washington, D.C. que usa el logo y el nombre”, señaló la carta.

Ninguno de los patrocinadores comentó sobre la carta, de acuerdo a Adweek. FedEx, propietario de los derechos del nombre del estadio, refirió a los Redskins para cualquier comentario. El equipo rechazó dar una opinión pública sobre la carta.

Una fuente indicó que llama la atención que ninguna de las marcas patrocinadoras del equipo ha apoyado públicamente la permanencia del nombre.

El Washington Post reportó que Eleanor Holmes Norton, delegada sin voto del Distrito de Columbia en la Casa de Representantes, aclaró lo que necesitaba suceder si los Redskins querían regresar a la entidad. Es una postura que ha expresado en el pasado, pero que se erige como un potencial obstáculo para la franquicia si ésta desea regresar a D.C. cuando su contrato de renta en el terreno donde está el FedEx Field en Landover, Maryland, termine luego de la temporada 2027.

Washington ya busca sitios en el distrito, Maryland y Virginia.

Autoridades en D.C. han aclarado que les gustaría tener a la franquicia de regreso, al lugar donde jugó hasta que dejó el RFK Stadium tras la temporada 1996. El gobierno federal es dueño del terreno, pero el año pasado, Norton presentó un proyecto de ley en el que pedía la venta del terreno a la ciudad a un precio justo de mercado.

De acuerdo al Post, hay una responsabilidad compartida con los residentes, el alcalde y Concejo de D.C. para decidir cómo desarrollar la propiedad de 190 acres.

Sin importar lo que suceda con ese terreno, Norton reiteró su posición sobre el tema del nombre del equipo.

“Llamo a Dan Snyder a una vez más enfrentar la realidad, ya que desea desesperadamente estar en la capital de la nación”, dijo Norton al Post. “Tiene un problema al que no puede darle la vuelta y particularmente, no puede hacerlo hoy, luego de la muerte de George Floyd”.