Medimos los números de Fantasy que Tom Brady tendría con los Buccaneers

El libro de Tom Brady tiene como fin servir como una especie de "Biblia del atleta", de acuerdo a la casa editora. AP Photo

TAMPA, Florida. -- Cuando los Tampa Bay Buccaneers inicien el campamento de entrenamiento, serán vistos no sólo como contendientes a los playoffs por Tom Brady como su mariscal de campo, sino también como un equipo capaz de una enorme producción de futbol americano de fantasía. Este es un vistazo de cómo Brady puede recuperarse de un año bajo de fantasía en la temporada pasada, y cómo tendrá impacto en los receptores, corredores y alas cerradas de los de los Bucs en la ofensiva del entrenador Bruce Arians.

¿Adónde irá el balón?

Los 263.68 puntos de fantasía de Brady en 2019 fueron los más bajos de su carrera desde los 258.56 puntos en 2016, cuando jugó 12 partidos. No debería sentirse frustrado por la falta de opciones en Tampa Bay, con dos receptores de 1,100 yardas en Mike Evans y Chris Godwin, además de un curado y revitalizado Rob Gronkowski, por no mencionar a Cam Brate y O.J. Howard como alas cerradas.

Lo que será interesante es a dónde irá el balón. Brady es capaz de distribuir resultados de fantasía de alto nivel a múltiples objetivos receptores, pero normalmente es con dos receptores, no tres. En las últimas 12 temporadas, Brady ha tenido un receptor abierto que termina en el top 20 en la posición 13 veces, y ha tenido un ala cerrada en el top 15 en la posición 11 veces. El único caso en que tres receptores de los Patriots tuvieron una producción de fantasía de primer nivel fue en 2011, cuando Brady estaba lanzando al mejor ala cerrada de fantasía (Gronkowski), el tercer mejor ala cerrada (Aaron Hernández) y el segundo mejor receptor abierto (Wes Welker).

A primera vista, parece que Evans, Godwin y Gronkowski serán los que más se beneficiarán. Pero habrá algunos desafíos, incluyendo adaptarse a un tipo diferente de personal.


¿Cómo se adaptará Brady a diferentes tipos de receptores?

Brady no le ha lanzado a un receptor abierto No. 1 desde Randy Moss (2007-09). Evans sería lo más parecido a Moss en el roster de los Bucs, siendo el objetivo en 9.19 veces por partido, la octava mayor cantidad para cualquier jugador de la liga desde 2014. Si Evans alcanza las 1,000 yardas este año, se convertirá en el primer jugador en la historia de la NFL en alcanzar 1,000 yardas en cada una de sus primeras siete temporadas.

Según ESPN Stats & Information, Brady ha tenido nueve receptores que han promediado 9.0 o más objetivos por partido en una temporada, pero sólo Moss era un verdadero receptor abierto. Todos los demás, Wes Welker, Julian Edelman y Troy Brown, eran receptores internos. Los Bucs no tienen un verdadero receptor interno, lo que plantea la siguiente pregunta…


¿Evolucionará el papel de Godwin?

En su primer año como titular de tiempo completo y su primer año jugando como interno bajo Arians, Godwin fue el objetivo en 8.57 ocasiones por partido - 15o en la liga - y justo por debajo de los 9.00 de Evans. Su tasa de recepción, de 71.7 %, fue la segunda mayor de cualquier receptor en el top 15 en lanzamientos, sólo por detrás de Michael Thomas de los Saints (80.5 %). Mientras que Godwin es seguro y su velocidad de 4.42 segundos en las 40 yardas es más que suficiente para escapar de los backs defensivos, no es el mismo tipo de jugador al que Brady está acostumbrado tener en el interior.

Los receptores internos de Brady en New England contribuyeron más en el juego de pases cortos y ganaron con rapidez en las rutas cruzadas.


¿Cómo se adaptará Brady a esto?

Los ejercicios más importantes para los receptores internos es el ejercicio de tres conos, el shuttle de 20 yardas y el split de 10 yardas en el arrancón de 40 yardas. La división de 10 yardas de 1.54 de Godwin es un número sólido para un jugador de su tamaño. Pero Julian Edelman era de 1.52 y Deion Branch un 1.51. En su shuttle de 20 yardas, Godwin cronometró 4.00 segundos, en comparación con el 3.92 de Edelman y el 3.76 de Branch. En el ejercicio de tres conos, Godwin cronometró un 7.01, contra el 6.62 de Edelman y el 6.71 de Branch. ¿Qué sugiere todo esto?

Godwin no es tan rápido ni natural en cambiar de dirección como los más pequeños Edelman y Branch. Así que, aunque fue productivo en el papel como receptor slot de Arians, es posible que no lo hubiera sido en Nueva Inglaterra.

¿Condenará a Godwin? No. Es un talento increíble. Y otro talento increíble, Michael Thomas, tuvo un split de 10 yardas de 1.55, 4.13 en el shuttle de 20 yardas y un 6.8 en el ejercicio de tres conos - todos excelentes números para un jugador que mide 6-pies-3 y pesa 203 libras - y ha sido el receptor interno más productivo en la liga. Y van a correr la ofensiva de Arians, no la de Bill Belichick.

Pero Brady y Godwin podrían tardar más en desarrollar química. Brady tal vez no esté completamente seguro de cómo usarlo al principio y podríamos verlo más por fuera. Realmente no lo sabremos hasta que veamos al equipo en el campamento de entrenamiento.

También podría significar que un jugador como Scotty Miller -que encaja en el papel de slot tradicional de New England un poco mejor- entre en la mezcla.


¿Qué dice esto para los corredores?

Desde 2001, los equipos de Brady acumularon 6,721 puntos de fantasía con corredores -el segundo mayor en la liga en ese lapso- y 8,331 puntos PPR (puntos por recepción), el tercero mayor. También ha tenido la segunda mayor cantidad de intentos de pase (1,995) y completos (1.474) a corredores en la liga por detrás de Drew Brees. Los 771.0 puntos de fantasía de Brady en los pases lanzados a corredores también son la segunda mayor cantidad en la liga desde 2013, y sus 69 touchdowns están empatados con Philip Rivers por el segundo puesto a RBs en ese lapso.

¿Cómo se mezcla históricamente con los corredores de Arians? Depende de la temporada que mires y el talento que tenía disponible. De 2013 a 2017, los corredores de Arians anotaron 2075.60 puntos de fantasía - 13o en la liga - con 2.620 puntos en ligas PPR, ocupando el puesto 15. Sin embargo, en 2016 -- el año de despegue de David Johnson - los Arizona Cardinals tuvieron 390.90 puntos de fantasía de corredores, el cuarto mayor en la liga, con 484 puntos en PPR, el tercero mayor. La preferencia de Arians es tener un ataque equilibrado, Brady tiende a funcionar mejor de esta manera también, pero ¿tienen el personal para hacerlo?

La llegada de Brady podría perjudicar a Ronald Jones, quien asumió el papel de primer y segundo down de Peyton Barber a mitad de la temporada 2019, pero tuvo problemas para bloqueos de pase. Jones se ubicó en el puesto 53 de 60 en la métrica de eficiencia de bloqueo de pases según Pro Football Focus.

El novato Ke'Shawn Vaughn no tiene la explosividad de Jones, pero sí atrapó 29 pases en su última temporada en Vanderbilt, así que es más un receptor natural y un corredor completo.

Dare Ogunbowale y T.J. Logan influyen en la ecuación de tercer down, pero ninguno de estos jugadores es un "destructor de juegos". Así que, como fue el caso el año pasado, proceda con precaución si usted está pensando en seleccionar a cualquier corredor de los Bucs, a menos que puedan conseguir un jugador como Devonta Freeman en un trato más barato que su precio de venta inicial.


¿Cuánto usarán al ala cerrada?

El aspecto más intrigante de la unión de Brady y Arians será el impacto en los lanzamientos finales a alas cerradas. En los cinco años de Arians con los Cardinals, su equipo tenía 584.44 puntos de fantasía estándar por alas cerradas y 947 puntos PPR, el segundo más bajo de cualquier equipo en la liga. Pero Arians nunca tuvo un ala cerrada. Lo mejor que ha tenido fue Heath Miller en Pittsburgh. Mientras tanto, en New England, Brady lanzó 176 pases de touchdown a alas cerradas, la mayor cantidad en la historia de la NFL, según Elias Sports Bureau. Arians no es conocido por hacer que sus alas cerradas sean el punto focal de la ofensiva - especialmente profundamente - pero él y el coordinador ofensivo Byron Leftwich serían tontos al no alinear a Gronk por todo el campo. Pueden usarlo como una opción de campo profundo y no sólo horizontalmente, como a menudo lo hacen las alas cerradas de Arians. También deben alinear a Gronk hacia fuera, especialmente en la línea de gol, como con frecuencia lo hizo Nueva Inglaterra.

Si Gronkowski no está disponible, ¿a quién deberían recurrir los dueños de fantasía? Mientras que Brate parece la opción No. 2 más confiable, especialmente dada su producción de zona roja en años anteriores y las dificultades de Howard adaptándose a la ofensa de Arians, la incapacidad de Brate para bloquearlo podría limitarlo en esta ofensa, ya que proteger a Brady, de 43 años, será primordial.