Dak Prescott disfruta el regreso a Playoffs con Cowboys, pero con seriedad ante los 49ers

play
Jugar el partido como cualquier otro: La clave para los Cowboys ante los 49ers (1:52)

Carlos 'Tapa' Nava con el reporte desde Dallas luego de las palabras del QB de los Cowboys, Dak Prescott, previo a enfrentar a San Francisco. (1:52)

DALLAS -- Dak Prescott disfruta la experiencia de estar de regreso en Playoffs con los Dallas Cowboys por primera vez desde 2018, pero vive el momento con la seriedad y presión que conlleva enfrentar a los San Francisco 49ers, rival al que considera complicado en todos aspectos.

Prescott aseguró también estar consciente de que una muy buena parte de los más de 90,000 aficionados que se esperan en el AT&T Stadium este domingo exigirá que los Cowboys cumplan con las muy altas expectativas generadas antes del inicio de la campaña.

“Los que más altas expectativas han tenido desde que comenzamos a trabajar en abril somos nosotros mismos”, aseguró Prescott. “Esta, apenas, es la línea de salida. Nuestra meta aún está lejos”.

El pasador del equipo de la estrella solitaria indicó que la presión es normal para un líder del equipo, veterano al que le importa su trabajo en todos los aspectos, pero, en particular, por ser su espíritu competitivo.

“No sé por qué la gente etiqueta la palabra presión como algo malo. Crea altas expectativas y altos estándares y usualmente crea buenos resultados”, señaló Prescott. “Para mí, sólo se trata de seguir en el camino correcto, prepararme más que nunca y confiar en la gente a mi alrededor.

“Simplemente hay que confiar en el equipo. Desde quienes mandan las jugadas, los compañeros y a salir a jugar este deporte que, sin duda, amo”.

Por su lado, el coach Mike McCarthy comentó que Prescott se había acercado a él al principio de la semana para preguntarle si consideraba que tenía que prepararse de manera específica para tratar de hacer una Postemporada buena y larga.

“Sólo le dije que tenía que hacer lo que siempre ha hecho y por lo que confiamos en él: trabajar y prepararse de la misma manera. Debe seguir sus rutinas y tratar este partido como siempre”, dijo McCarthy sobre su charla con el quarterback.

Prescott comentó que llega a la Postemporada con más confianza que nunca al considerar que el actual, es el mejor equipo de los Cowboys en el que ha jugado, a pesar de que en 2016, cuando era novato, Dallas tuvo el mejor récord de la NFC (13-3), pero fue eliminado en la Ronda Divisional.

En seis temporadas en la NFL, Prescott avanzó a Playoffs por tercera vez. Ha disputado tres partidos, luego de que en 2018, también los Cowboys quedaron eliminados en la Ronda Divisional.

Nadie puede culpar a Prescott de ser la razón principal por la que los Cowboys fueron eliminados en sus últimas dos visitas a Playoffs. En cinco juegos de Postemporada, ha lanzado cinco pases de touchdown, sufrido dos intercepciones y para 302 yardas por aire en 2016 y 492 en 2018.

“Sabemos que será complicado, pero tenemos una gran oportunidad frente a nosotros, no sólo por talento sino por la hermandad, las relaciones, por el vínculo especial entre nosotros. Eso será el factor que llevaremos al partido y que nos puede llevar lejos”, insistió Prescott.