Champions League: Calificaciones del Real Madrid contra Liverpool

Así jugó el Real Madrid la final de la Champions League 2021-22 ante el Liverpool en Estadio de Francia de París

Thibaut Courtois (10): Nueve paradas y otra exhibición para enmarcar. El mejor del partido. En el primer periodo, negó el gol a Salah dos veces y, sobre todo, a Mané. La manopla del belga desvió al palo derecho el remate raso del internacional senegalés con la suerte de que el rechace no le golpeó en la espalda, lo que podría haber sido un gol en propia meta. En el segundo fue un festival de paradas, de nuevo ante Mané y Salah.

Dani Carvajal (4): No se le puede reprochar brega al defensa. Le tocó bailar con dos habilidosos y talentosos delanteros, el colombiano Luis Díaz y con Sadio Mané. Ambos le exigieron y en alguna ocasión tuvo que recurrir a la falta. Solo ganó el 17 % de los duelos que disputó. Por momentos estuvo impreciso y desacertado, especialmente cuando la presión del Liverpool achicó espacios. Prueba de ello es que perdió 8 balones. Intentó disfraza esas carencias con pundonor y lucha. Poco aporte ofensivo.

Eder Militao (4): Normalmente defensor rocoso y expeditivo, el ex del Oporto dejó algunas intervenciones de mérito, como una intercepción a Mané al final del primer tiempo, o un balón que rebañó del suelo en el 77. Se llevó la mayoría de duelos con los atacantes. Estuvo, sin embargo, desacertado en la construcción del juego y dejó algunos espacios que aprovecharon los delanteros del Liverpool para rematar.

David Alaba (6): La experiencia cuenta, y más en una final. El internacional austríaco, que ya ganó la Champions en dos ocasiones con el Bayern de Múnich, mantuvo los galones de la retaguardia en los momentos de más agobio. Limpio en el corte, bien colocado y preciso en la construcción (89 % de pases correctos).

Ferland Mendy (6): El francés respondió a las expectativas. A pesar de los problemas físicos que le han mermado una buena parte de la temporada, blindó su corredor, por el que raramente los "Reds" atacaban. Muchos más balones perdidos que recuperados. Contuvo la mayor parte del tiempo a Salah, aunque el egipcio le dejó retratado en un clara ocasión en el 80.

Casemiro (5): El Real Madrid echó de menos gran parte del partido al hombre que le da el equilibrio defensivo. En el remate más peligroso del primer periodo -remate el palo de Mané- llega tarde y no aprieta lo suficiente para que el senegalés arme el disparo. El número de balones perdidos y porcentaje de pases buenos fueron alarmantes para un jugador de tanta importancia para el funcionamiento del equipo (17 pérdidas). Se entonó en el segundo tiempo. Inició la jugada del 1-0 con el pase a Fede Valverde.

Toni Kroos (6): El alemán es todo un veterano de las finales. La quinta de Champions en nueve años, una de ellas con el Bayern de Múnich. El único jugador que logró crear algo de juego en la primera parte, en la que sus compañeros del centro campo estuvieron sin brillo. Excelso de nuevo en la precisión en el pase (por encima del 90 %)

Luka Modric (4): El pequeño genio croata estuvo de manos atadas en la final. El esquema de Jurgen Klopp lo atosigó y apenas encontró espacio para desplegar su fantasía. Ejemplo de ellos el escaso número de balones que tocó y el número elevado que perdió. Sustituido por Dani Ceballos en el 89.

Fede Valverde (7): El joven internacional de Uruguay, uno de los ojos derechos de la afición del Bernabéu, fue imprescindible para el triunfo del Real Madrid. Su fulgor físico en banda derecha tuvo su recompensa en la arrancada de la jugada del gol en la que su centro-chute encuentra las botas de Vinícius, al borde del fuera de juego. Provocó una tarjeta amarilla a Fabinho.

Karim Benzema (6): No marcó en la final y eso ya es noticia. Se quedó en los 15 goles, a solo dos del récord en Champions de Cristiano Ronaldo. Su presencia fue siempre intimidatoria para el rival, aunque sus estadísticas individuales no hayan relucido. Le anularon un gol en el 42 por un fuera de juego dudoso que resolvió el VAR tras consultar varios minutos. Con el Liverpool volcado en el ataque, le faltó mordiente para dar la sentencia.

Vinícius (7): Uno de los hombres del partido. A sus 21 años, el internacional brasileño inscribió su nombre en la historia del fútbol europeo con su tanto en el minuto 59, recogiendo un centro-chute de Valverde. Celebró el gol más importante de su vida como siempre, besándose el escudo. De nuevo le sobró el último regate para haber sumando el segundo en varios de los contraataques al final del encuentro.

--

Camavinga (6): Primer cambios del Real Madrid. En el 86 saltó al terreno de juego para sustituir a Valverde, asistente del encuentro. Remató fuera en una ocasión que generó. Dio

Dani Ceballos (-): Saltó en el 90 para suplir a Modric. Falló en la ejecución de una contra en el descuento.

Rodrygo (-): El brasileño suplió a su compatriota Vinícius en el 93. Cambio para perder tiempo y homenajear al goleador.