Rumania denuncia insultos racistas de Hungría en Europeo sub-21

play
Rumania le da la vuelta a Hungría en los últimos suspiros. (2:38)

Hungría se habia ido al frente pese a tener uno menos, pero los rumanos terminaron con la victoria (2:38)

El capitán de la escuadra de los Cárpatos acusó en redes sociales que jugadores rivales se refirieron a ellos de forma despectiva en el campo

La Federación Rumana de Fútbol (FRF) ha denunciado ante la UEFA los supuestos insultos racistas que jugadores del combinado húngaro dirigieron a los futbolistas rumanos durante el partido entre esas dos selecciones sub-21 disputado el sábado, informó este lunes el diario rumano Gazeta Sporturilor.

Los incidentes fueron protagonizados por "dos futbolistas" húngaros durante el partido y se repitieron tras el pitido final en el túnel de vestuarios, indicaron fuentes de la FRF al rotativo.

"El domingo, 28 de marzo, la FRF informó oficialmente a la UEFA sobre estos hechos", añadieron las fuentes.

El partido en cuestión, que terminó con la victoria rumana por 2-1, se disputó en Bucarest y correspondía al Grupo A del Campeonato Europeo sub-21 de fútbol.

"Estos gitanos, como nos llamaban ustedes en el campo, les han ganado por 2-1", escribió en las redes sociales el internacional sub 21 de Rumania y capitán de su selección, Marius Marin, tras concluir el encuentro.

Rumania y Hungría son países vecinos y han protagonizado numerosos enfrentamientos a lo largo de la historia, lo que convierte a los partidos entre estos dos equipos en una especie de derbis regionales en los que son habituales los insultos xenófobos en el campo y las gradas.