Detienen el partido México vs. Canadá por el grito discriminatorio

Cerca del final del tiempo regular, los aficionados presentes en la semifinal lanzaron la expresión homofóbica y el silbante aplicó el primer paso del protocolo

El partido entre México y Canadá se detuvo por cinco minutos, al 87’, debido a que se escuchó el grito homofóbico, en un despeje del arquero Maxime Crépeau. El silbante de Jamaica, Daneon Parchment, eligió activar el protocolo anti discriminatorio.

El partido que corresponde a las semifinales de la Copa Oro se detuvo por cinco minutos, al activarse el protocolo contra el grito discriminatorio que planeó la Concacaf, junto con la FIFA y la FMF.

Debido a la cero tolerancia para el grito homofóbico, se acordó que en el primer grito se llamaría la atención del público, en el segundo se detendría el partido por cinco minutos y en el tercero el partido se podría suspender, decidiendo en la mesa qué equipo se lleva los puntos.

Durante la Copa Oro, el grito se ha escuchado en la fase de grupos y ahora en las semifinales contra Canadá. En la fase previa a la eliminación directa, Concacaf y la FMF consideraron la posibilidad de que el partido entre México y Guatemala se jugara a puerta cerrada.

La Federación Mexicana de Futbol y la Concacaf han acordado anunciar, previo a los partidos, que los aficionados que sean detectados gritando, serán expulsados del estadio sin reembolso.

La FMF ha propuesto distintas campañas, para acabar con el grito, aunque no ha habido éxito. Por ahora, el Tricolor tiene una sanción de dos partidos sin público, por el mismo acto, que deberá de pagar en la eliminatoria.