Metz, rival del PSG, le abrió las puertas de Europa a Sadio Mané, estrella del Liverpool

Metz, rival del PSG en Francia tiene un pasado que es reconocido por las figuras que desfilaron en el club como el senegalés Sadio Mané, ahora estrella del Liverpool

A pesar de no ser un club de tanta gloria en términos de títulos, Metz es conocido por haber tenido entre sus filas algunos de los nombres más importantes del futbol francés, como Patrick Battiston, Robert Pires y Franck Ribéry, entre otros, además de haber tenido varias leyendas africanas como el camerunés Rigobert Song y Jacques Songo'o y el togolés Emmanuel Adebayor.

Por cierto, un país de África tiene una relación muy estrecha con la plantilla francesa: Senegal. La nación tiene varios jugadores importantes en la historia del Metz, como el defensor Kalidou Koulibaly, ahora ídolo del Napoles, y el delantero Papiss Cissé, que tuvo éxito en la Premier League con Newcastle.

Fue Metz que también pulió al que ahora es uno de los nombres más importantes del futbol mundial: Sadio Mané, estrella del Liverpool. Y todo gracias a una asociación estratégica realizada a finales de la década de 2000.

En 2007, el equipo francés firmó un contrato con Génération Foot, un club senegalés conocido por su trabajo con jugadores jóvenes y ofreció recursos financieros para mejorar la estructura de la asociación. A cambio, los africanos darían prioridad a Metz en la compra de algunos de sus mejores "productos de exportación".

Así llegó Sadio Mané al fútbol europeo, en la temporada 2010/11, tras ser descubierto por los responsables de la Génération Foot.

Tras finalizar su preparación en las categorías juveniles, el delantero ascendió al primer equipo en la temporada 2011/12. No tuvo muchas oportunidades de jugar, disputó 19 partidos y marcó un solo gol. Para empeorar las cosas, su equipo descendió a la tercera división del fútbol francés.

Pero eso no impidió que algunos de los mejores reclutadores de Europa notaran que Metz había encontrado a un extraordinario futbolista.

"Recuerdo un partido contra el Jura Sud, en noviembre de 2011. Hacía tanto frío y niebla que no veía 20 metros por delante. El partido casi se cancela. Mané empezó en el banquillo y entró en la segunda parte", señaló el defensa Gaetan. Bussman, ex compañero de Sadio en Metz, en una entrevista con la revista FourFourTwo.

"Nadie podía ver a nadie en el campo. Solo les dije a los muchachos: 'Denle el balón a Mané'. Le pedimos que tuviera la pelota, regateara a todos y marcara goles. Terminó sin marcar goles, pero ganamos 2-1”, recordó.

Mané fue vendido al Red Bull Salzburg, de Austria, en la temporada 2012/13, por 4 millones de euros, una cifra alta, considerando que en ese momento Metz estaba en la tercera división francesa.

A partir de entonces, la carrera del senegalés fue solo un éxito tras otro. Tras dos excelentes temporadas con el Salzburgo, el africano fue comprado por el Southampton, de Inglaterra, por 23 millones de euros. Y, tras otros dos años espectaculares para los Saints, llegó el acuerdo con el Liverpool, en la 2016/17, por 41,2 millones de euros.

Con la camiseta de los Reds, ya suma la increíble cifra de 100 goles en 224 partidos, además de grandes títulos, como una Champions League, un Mundial de Clubes, una Premier League y una Supercopa de la UEFA.

Mientras tanto, la asociación entre Metz y Génération Foot continúa e incluso se renovó por otros 10 años en 2020. El modelo se considera un éxito, e incluso ayudó mucho a ambos equipos; prueba de ello es que los franceses han vuelto a la élite nacional.

Actualmente, seis jugadores senegaleses forman parte de la plantilla del Metz.