El éxito de la ICC... "No son simples amistosos"

Apenas pasaba la hora de partido en New Jersey, el resultado ya era uno que daría la vuelta al mundo y que seguramente será tema de conversación aún con la temporada en marcha. Dani Carvajal busca una pelota y en su intención se lleva por delante la pierna derecha de Thomas Lemar. En la siguiente acción Diego Costa, que no tiene otra intención que cobrar venganza por su compañero, derriba a Carvajal de una patada. El Derbi de Madrid, el primero en jugarse fuera de Europa, encuentra otro momento icónico en su historia. Costa y Carvajal juntan sus frentes. Los técnicos y buena parte de sus bancos de suplentes entran al campo a tirar querosén al fuego, o de bomberos, pero entran. “Los jugadores mostraron su espíritu. Esto significaba algo para ellos. No era un simple amistoso de verano, era un partido con significado. El International Champions Cup (ICC) representa algo para los jugadores. Por eso esta edición es la más exitosa de todas”.

Quien dice lo anterior es Daniel Sillman, el treintañero CEO de Relevent Sports Group, la compañía que desde el 2013 organiza el torneo veraniego que reúne a más de una decena de los mejores equipos de futbol del mundo. Relevent es una de las empresas del multimillonario desarrollador Stephen Ross, también dueño de los Miami Dolphins de la NFL. “Hemos convertido a los jugadores”, me dice Sillman, “siete años después de haber arrancado con esto, hemos construido credibilidad con ellos”. Para Sillman ha sido importante escuchar las necesidades de los clubes en una etapa fundamental como la preparación de la temporada. Se ha borrado la mancha que pesaba sobre las giras veraniegas y sus efectos en la siguiente campaña. Como ejemplos más recientes, Tottenham llegó a la final de la Champions pasada habiendo jugado y ganado el ICC. Liverpool también jugó en el ICC y su campaña se coronó en Madrid.

“Este año cruzamos un puente importante” suma Sillman. Ese puente al que se refiere es el del crecimiento en números. El torneo aún no es una máquina para hacer dinero, pero ha capturado la atención del público que año con año espera por la llegada de los clubes europeos. “Todavía no generamos ganancias, pero no significa que no generemos valor. Estamos construyendo una marca, creciendo y el modelo hace total sentido”, dice Sillman. El modelo conlleva crear un sello de fútbol en los Estados Unidos y el público ha respondido en el 2019. Más de 40,000 espectadores promedio por partido, sin tomar en cuenta las bajas asistencias a los partidos del debutante Chivas de Guadalajara, equipo que no arrastró público como la organización esperaba. Las audiencias televisivas del ICC también crecieron en un año en el que la sobresaturación era una variable considerable con la Copa de Oro, Copa América y el Mundial femenino de Francia llenando la pantalla de futbol.

Siguen siendo partidos de pretemporada, pero hay algo que en los jugadores despierta el espíritu de competencia. Los resultados del ICC han logrado trascender. La percepción es que el torneo no es simplemente uno de preparación, porque también tiene su significado en el espíritu con el que los equipos comienzan sus campañas. Despiertan la atención del amante del fútbol. Pareciera que la pretemporada solo arranca cuando arranca el ICC. Las señales solo indican que el 2020 será otro año para el crecimiento de esta marca. No crecerá el número de equipo, “creemos que el número ideal de equipos es entre 10 y 14”, dice Sillman, “más equipos sería contraproducente”. Si bien Chivas no llevó a los estadios el público esperado, los equipos mexicanos seguirán teniendo un lugar y México podrá pensar en una sede para el torneo. “Con el Mundial del 2026 a la vista, no nos sorprendamos con partidos en México o Canadá el próximo año”, agrega el CEO de Relevent.

El torneo se ha jugado en Estados Unidos, Asia y Europa en este año. “Cuando llegamos a Europa y organizamos un torneo que con los equipos que esos aficionados ven cada fin de semana y somos capaces de llenar estadios, eso dice mucho de la credibilidad del ICC”. Esto lo dice el director ejecutivo de Relevent Sports, Charlie Stillitano, “tenemos lo que hemos soñado desde hace años, que los jugadores luchen desde el primer minuto. Tottenham y Arsenal me dijeron que hay una diferencia entre un amistoso y el ICC. Pochettino quiere el torneo, se vive con la sensación de un torneo serio. Simeone y Zidane me dijeron que la temporada comienza acá, en el ICC. No pretendemos ser la Champions League, pero no somos unos simples amistosos” y luego interrumpe para atender la llamada de Aurelio De Laurentiis, propietario del Napoli. Stillitano es, según el mismo Stillitano, persistente, innovador y producto de varios fracasos. Pero esta idea que ha creado parece en el camino del éxito. “Quizás soy un luchador”, concluye.

De los clubes se puede esperar una alineación parecida a la de este 2019. Con el regreso de algún que otro equipo que ya ha sido parte del torneo. Liverpool, Barcelona y Manchester City podrían regresar en el 2020. La Roma se lo piensa. Había un lugar reservado para ellos en esta temporada, pero su calendario de Europa League les jugó en contra. Ajax ha expresado su interés por ser parte del próximo ICC. Podría también volver Benfica, ganador de esta edición. “Los equipos se han comprometido con el torneo”, cierra Sillman. Benfica arrancó su temporada ganando el ICC y unos días más tarde se quedó con la Supercopa de Portugal ante el Sporting. El próximo 10 de agosto comienzan la defensa de su título de liga. En la previa al partido presentarán el trofeo de campeones ante su público. Será Charlie Stillitano quien entregue el trofeo del International Champions Cup. Parece que el ICC ha crecido.