¿Cuáles son las asignaturas pendientes para los equipos de la AFC Este?

Las plantillas se reforzaron a través del draft y la agencia libre, pero todavía tienen tiempo para pulir los últimos detalles

Después del grueso de la agencia libre y el Draft 2022, los equipos de la NFL tienen definidas, en buena medida, sus plantillas para la siguiente temporada. Sin embargo, todavía hay tiempo para pulir los últimos detalles.

Huecos de plantilla, interrogantes de profundidad, y temas extradeportivos están entre las tareas pendientes para la mayoría de los equipos de la liga, al tiempo que arrancó el trabajo de los programas de receso de temporada.

Comenzando por la AFC Este, iniciamos un recorrido por las ocho divisiones de la NFL para saber cuáles son las tareas pendientes para cada franquicia.

Buffalo Bills

Definir el reparto de acarreos para el backfield ofensivo

Es un lujo para Buffalo tener como máxima prioridad el reparto del ovoide entre sus corredores. Los Bills terminaron la campaña regular como la unidad que permitió el Total QBR más bajo a sus oponentes en toda la liga, y reforzaron la posición de esquinero vía primera ronda del draft con Kaiir Elam, después de su colapso en playoffs por esa vía. La vuelta de Jordan Phillips y la incorporación de Tim Settle ayudarán a apuntalar el interior de la línea defensiva, junto a Ed Oliver. Lo que queda es resolver como se acomodará el novato de segunda ronda James Cook en una rotación liderada por Devin Singletary, que contaba también con Duke Johnson y Zack Moss para situaciones específicas. De entrada, todo indica que Singletary se mantendría como el titular y con la mayoría de los acarreos, pero los equipos no pagan una selección de segunda ronda en esta posición, si no hay potencial de titularidad. Johnson y Moss tendrán que batallar por no quedar fuera de Buffalo en los recortes finales.

Miami Dolphins

Poner fin al conflicto legal con Brian Flores

A primera vista, la plantilla de los Dolphins parece estar fija en la gran mayoría de los puestos titulares, incluso a costa de jugadores que fueron titulares recientes, y que hoy parecen destinados a posiciones de suplencia, incluyendo los reclutas de primera ronda Austin Jackson y Noah Igbinoghene, y al corredor Myles Gaskin. Miami tiene pendiente definir el futuro del ala cerrada Mike Gesicki con una extensión a largo plazo, y desde luego todavía hay interrogantes respecto a si Tua Tagovailoa es la solución que el equipo necesita en la posición de quarterback, peo nada es más urgente que resolver la demanda interpuesta por su ex entrenador en jefe. La NFL conduce una investigación en torno a los alegatos de una consigna para perder partidos con el objetivo de mejorar posicionamiento hacia el draft, y en el peor de los casos, Stephen Ross podría verse obligado a vender la franquicia, aunque esa sería una resolución poco probable. Lo cierto, es que lo contenido en la demanda de Flores, adicionalmente a las gravísimas acusaciones de racismo sistémico en los procesos de contratación de la liga, es bastante serio, y no debe tomarse a la ligera.

New England Patriots

Alargar el juego aéreo para Mac Jones

El quarterback tuvo un año eficiente como novato para New England en el 2021, pero la realidad es que dirigió un ataque basado en buena medida en rutas cortas, sin poner gran presión en la parte más profunda de las defensivas contrarias. Los Patriots adquirieron en canje a DeVante Parker con la esperanza de estirar el campo verticalmente, luego de una campaña en la que ninguno de sus receptores abiertos alcanzó las 900 yardas en recepciones, y con apenas 12 pases de anotación en todo el año para la posición. Básicamente, los Patriots esperan que Parker se convierta en lo que N'Keal Harry --quien podría tener los días contados en la plantilla-- nunca fue: un objetivo grande en el perímetro que logre quedarse con los balones disputados en la parte profunda del campo, abriendo espacios por abajo para otros receptores.

New York Jets

Fortalecer el grupo de linebackers

Los Jets hicieron un trabajo notable durante el draft, ocupándose de adquirir talento en posiciones de necesidad obvias. Sin embargo, el trabajo no está terminado. El grupo de linebackers en New York luce vulnerable, todavía, detrás del linebacker medio C.J. Mosley. Por el lado derecho, Quincy Williams podría quedarse con el puesto, pero en el lado débil, Hamsah Nasirildeen no ofrece la mejor de las garantías. Marcell Harris podría ser una opción. Sin embargo, entre los agentes libres todavía disponibles está Anthony Barr, un cuatro veces seleccionado al Pro Bowl que, en el 2019, había aceptado una oferta de los Jets para fichar como agente libre antes de dar marcha atrás y regresar a los Minnesota Vikings. Tres años más tarde, cristalizar la unión podría ayudar a los Jets a llegar más rápido a donde quieren ir. En caso de no ir por Barr, nombres familiares con la AFC Este como Jamie Collins y Dont'a Hightower, o veteranos como K.J. Wright, Kwon Alexander o Anthony Hitchens, al precio adecuado, podrían ayudar.