'Hard Knocks' elige a los Oakland Raiders para su temporada del 2019

La última temporada de los Raiders en Oakland será puesta bajo el microscopio de HBO. AP Photo

ALAMEDA -- Lo que se suponía fuera su último campamento de entrenamiento como los Oakland Raiders antes de la mudanza a Las Vegas para el año próximo será documentado como nunca antes, luego de que el equipo anunciara este martes que estelarizará la serie de HBO, "Hard Knocks", en agosto.

Y aunque tanto el propietario Mark Davis como el head coach Jon Gruden han dejado saber su decepción por la posibilidad de tener cámaras invadiendo su privacidad --Davis dijo en broma a ESPN en marzo que prefería despedir a Gruden en lugar de sujetar a su equipo al programa--, ambos mostraron rostros resignados.

"Todos quieren ser un Raider", dijo Davis en un comunicado emitido por el equipo. "Ahora, descubrirán lo que se necesita para convertirse en uno".

Este mismo martes, al inicio de un minicampamento obligatorio de tres días al que asistieron todos en plantilla, Gruden estaba destacando el trabajo de sus tres primeros reclutas de draft: el ala defensiva Clelin Ferrell, el corredor Josh Jacobs y el safety Johnathan Abram.

"¿Quién sabe, a lo mejor 'Hard Knocks' vendrá para cubrir esto?", expresó Gruden, con una mueca. "Eso sería grandioso, ¿no?

"Intentamos preocuparnos de este equipo. Tenemos mucha adversidad ahora con este equipo; tenemos muchas distracciones. Pienso que jugaremos en tres países. Tenemos como dos meses sin un juego en casa. Estamos en el proceso de una mudanza. Y vamos a intentar como locos mantener a todos nuestros mejores jugadores cuando nos vayamos a Las Vegas".

Los Raiders podrían aportar al programa de HBO con un tesoro de tramas: desde el polémico receptor abierto Antonio Brown, quien fuera adquirido de los Pittsburgh Steelers, al apoyador medio Vontaze Burfict, quien fuera votado como el jugador más sucio en el juego hace un par de años, cuando jugaba para los Cincinnati Bengals, al guardia izquierdo Richie Incognito, cuya lista de incidentes con compañeros y autoridades es tan larga como su lista de hazañas sobre el emparrillado, hasta el quarterback Derek Carr, quien iniciará la que muchos consideran una temporada de prueba, hasta el tackle defensivo novato no reclutado Ronald Ollie, quien ya fue un estelar en la serie de Netflix "Last Chance U", en el 2016.

Además, como notó Gruden, el equipo está en su año de transición dado que dejará Oakland por segunda ocasión, habiendo llamado a Los Angeles casa desde 1982 a 1995. Gruden ya es considerado una estrella de televisión luego de sus nueve años en el palco de transmisiones de "Monday Night Football" para ESPN, sin mencionar que el gerente general Mike Mayock pasó 14 años como analista para NFL Network.

Todo lo que le falta al programa es Marshawn Lynch, quien no fue recontratado por Oakland.

Los otros candidatos para el serial "Hard Knocks" este año fueron los San Francisco 49ers, New York Giants, Detroit Lions y Washington Redskins.

El head coach de los Redskins, Jay Gruden, pidió que el programa se enfocara en el equipo de su hermano mayor en mayo pasado.

"Si fueran inteligentes, ellos irían a Oakland", dijo Jay Gruden. "¿Cuánto valor de entretenimiento tendría? Antonio Brown, Jon Gruden, Paul Guenther, Vontaze Burfict, [Richie] Incognito. Estarías loco si no vas a Oakland. Nos pueden hacer a nosotros el año entrante".

Las cámaras de HBO también echarán un vistazo a los dos días de prácticas conjuntas con los campeones reinantes de la NFC, Los Angeles Rams, en Napa. Los Raiders y Rams entrenarán juntos el 7 y 8 de agosto antes de abrir la pretemporada entre sí el 10 de agosto en el Oakland Coliseum, dijo una fuente a ESPN.

La nueva temporada del programa sale al aire el 6 de agosto.