Austin Ekeler acepta con gusto el rol de líder en los Chargers

Austin Ekeler recién celebró su cumpleaños número 25 el pasado 17 de mayo y aunque su carrera en la NFL está en su primera fase, asume el rol de líder como el corredor más experimentado en el backfield de Los Angeles Chargers.

“Cuando era novato, jugaba principalmente sólo en equipos especiales, ahora que encabezo al grupo de corredores en cuanto a edad y a experiencia se refiere, siento que mi mentalidad no ha cambiado”, aseguró Ekeler en una videoconferencia con los medios. “Nunca me he sentido como un suplente, simplemente lo veía como distintos roles en mi carrera, empecé en un rol y he ido evolucionando a otros”.

Actualmente, la nómina de los angelinos incluye a jóvenes corredores como Justin Jackson, de 24 años y quien está en su tercera temporada en la NFL; Joshua Kelley, seleccionado en el pasado draft; Darius Bradwell, quien llegó como novato agente libre, y Derrick Gore, firmado luego de trabajar en 2019 con el equipo durante la pretemporada.

Ekeler entra en su cuarta temporada en la NFL. Hace un par de meses, firmó una extensión de contrato de cuatro años y $24.5 millones, 15 de ellos garantizados. Con la salida de Melvin Gordon a los Denver Broncos, Ekeler es ahora el corredor titular en el equipo dirigido por Anthony Lynn.

“Sí siento más responsabilidad, pero, a la vez, me he demostrado a mí mismo que puedo hacerlo, que pertenezco y ahora puedo ayudar a mis compañeros. Es una presión que me impongo de ayudar a los demás y ser ese líder ahora para ellos”, destacó Ekeler.

Ekeler ha respondido cuando ha sido requerido. En 2017 debutó con un touchdown de 35 yardas en su primera carrera en la NFL. En sus primeros dos años, se convirtió en el primer corredor no reclutado por los Chargers en el draft que sumaba seis anotaciones por aire.

En 2019, mientras Gordon estuvo ausente por una disputa contractual, Ekeler absorbió la carga de trabajo y sumó 1,551 yardas y 11 anotaciones en la temporada.

“Siempre lo ves con una sonrisa (a Ekeler). Somos un grupo joven y alguien tiene que levantar la mano y asumir ese rol de liderazgo y eso es lo que ha hecho Austin”, dijo Mark Ridgley, coach de corredores de los Chargers. “Una de las primeras cosas que le digo a los novatos es que busquen algún mentor, alguien con quien se identifiquen, que los ayude. Austin está creciendo como líder del equipo. (Luego de que) se fueron voces importantes como la de Philip Rivers, deben surgir nuevas”.

Ekeler es una historia de éxito.

Nacido en una pequeña ciudad de Nebraska, fue a la escuela en Colorado y jugó futbol americano para la Universidad Western State Colorado en la División II de la NCAA. Ekeler ha labrado su camino en la NFL desde abajo. Tras llegar como novato agente libre, tuvo que pelear por un lugar en el roster de los Chargers en 2017 y lo logró como parte de los equipos especiales, desde donde ha evolucionado para convertirse en corredor titular y uno de los actuales líderes del equipo.

“Estoy muy dispuesto a compartir mi historia, de compartir que conseguí ser exitoso. Mi rol de liderazgo es más relevante en este momento. Ahora acepto el que otros en el vestidor volteen a verme y esperen que les muestre el camino”, destacó el elusivo versátil y ágil corredor de 1.77 metros de estatura.

Actualmente, 19 jugadores seleccionados por los Chargers como novatos agentes libres deben mostrar su valor para ganarse un puesto en el roster y Ekeler les ha relatado su experiencia para motivarlos.

“(Les he dicho) Tienen que estudiar más en estos momentos, porque es lo único que se puede hacer al no tener las repeticiones entrenando como equipo en el campo”, destacó Ekeler en relación a los trabajos virtuales de receso de temporada en el marco de la pandemia por el coronavirus.

A Ekeler le preocupa el momento difícil y de incertidumbre actual y cómo la situación podría afectar a los novatos de los Chargers por, quizá, no tener la misma oportunidad para mostrarse y ganarse un lugar como él la tuvo hace tres años.

“Yo necesité de esos OTAs (actividades organizadas de equipo) para mostrarme. No sé si estaría aquí sin eso”, señaló Ekeler.

Si algo motiva a Ekeler en la actualidad es soñar con la era que comenzará para el equipo angelino en el nuevo SoFi Stadium, el cual compartirán con los Los Angeles Rams y contribuir en la creación de una identidad para los aficionados de los Chargers.

“Tenemos la oportunidad de iniciar nuestra propia cultura en el SoFi Stadium. Vas a Kansas City, a Denver, a Minnesota y ves que tienen sus tradiciones arraigadas y ahora tenemos la oportunidad en nuestras manos para crear un gran ambiente. Estoy emocionado”, destacó Ekeler.

En lo individual, además de su sólido desempeño como corredor de los Chargers, Ekeler ha creado una identidad propia al hacer famoso su festejo cuando anota touchdown, en el que simula que toca la guitarra eléctrica.

“La primera vez que anote en el nuevo estadio, iré a rockear con la gente”, finalizó el corredor entre risas.