CeeDee Lamb, de los Cowboys, es el Coloso de la Semana 6

play
Puro poder ofensivo entre los Colosos de la Semana 6 de la NFL (1:36)

Javier Trejo Garay analiza a los jugadores más destacados de la semana en los emparrillados. (1:36)

El receptor de segundo año de Dallas se alzó como el mejor jugador en una jornada que nos ha regalado, hasta el momento, tres partidos de tiempo suplementario, incluyendo el de los propios Cowboys

En la primera jornada de acción de la temporada del 2021 con equipos en semana de descanso, hubo un número importante de actuaciones estelares, particularmente destacando algunos jugadores que venían de lesiones en días pasados.

Tres partidos se nos fueron a la prórroga, y nuestro jugador más destacado de la fecha definió, de hecho, uno de esos partidos de tiempo suplementario.

CeeDee Lamb, receptor abierto, Dallas Cowboys

Se esperaba que CeeDee Lamb tuviera una temporada de destape absoluto en la temporada actual y, francamente, nos quedamos esperando... al menos, durante las primeras cinco jornadas.

Pero, la Semana 6 fue diferente. El receptor abierto de segundo año consiguió sus mejores totales en atrapadas y yardas por recepción, quedándose con nueve envíos para 149 yardas con dos touchdowns, en la victoria dramática de los Cowboys de visita en New England.

La más importante de esas atrapadas fue una de 35 yardas para el segundo touchdown, poniendo fin al encuentro en la prórroga.

Lamb ha sufrido un poco en las primeras jornadas con pases dejados caer, y no ha encontrado los espacios abiertos en zonas cortas que, presuntamente, tendría si Dallas contara con el lesionado Michael Gallup. Sin embargo, este partido debe brindar mucho optimismo para lo que viene para los Cowboys, particularmente porque esta actuación llegó de visita ante una defensiva muy bien dirigida.

Lamb no es el favorito actual para ser el Jugador Ofensivo del Año, como candidatearon algunos antes del inicio de temporada, pero no es tarde para lanzar su nombre.

Menciones honoríficas

Dalvin Cook, corredor, Minnesota Vikings. Como si nunca se hubiera ido, Cook regreso de una ausencia por lesión para apuntarse 29 acarreos para 140 yardas con un touchdown y un touchdown en una victoria de tiempo suplementario sobre los Panthers que confirma a Minny como uno de los equipos con mejor arsenal ofensivo. Defensivamente, eso ya es harina de otro costal.

Cooper Kupp, receptor abierto, Los Angeles Rams. Despertó de nueva cuenta el electrizante ataque aéreo de los Rams después de un pequeño bache y, nuevamente, Kupp se ha vuelto imposible de cubrir. Atrapó nueve envíos para 130 yardas con dos touchdowns, en la paliza de los Rams a los Lions.

Kyler Murray, quarterback, Arizona Cardinals. El quarterback de los Cardinals rostizó a los Browns, completando 20 de 30 pases para 229 yardas con cuatro touchdowns sin intercepciones, y elevó a Arizona hasta una marca de 6-0 que se mantiene como la única perfecta en la liga. Aún sin head coach presente, estos Cards son de verdad.

Donovan Peoples-Jones, receptor abierto, Cleveland Browns. Los Browns solamente anotaron dos touchdowns en el día en contra de los invictos Cards, y ambos fueron cortesía de Peoples-Jones. El segundo fue particularmente espectacular, un pase 'Ave María', como parte de su actuación de cuatro recepciones para 101 yardas y dos anotaciones. Desafortunadamente, Cleveland perdió y se va rezagando.

Aaron Rodgers, quarterback, Green Bay Packers. Fueron apenas 17 completos de 23 intentos de pase para 195 yardas y dos touchdowns, pero también hubo siete acarreos para 19 yardas y un touchdown adicional que confirmaron, claramente, que Rodgers sigue siendo dueño de los Bears.

Matthew Stafford, quarterback, Rams. Con los angelinos haciendo click de nueva cuenta en todos los pistones ofensivos, era de esperarse que Stafford tuviera grandes números. No decepcionó. Completó 22 de 28 envíos para 251 yardas para cuatro touchdowns contra una intercepción, y hasta se dio el lujo de sumar 12 yardas en dos acarreos, pese a que no se le conoce mucho por ello.

Jonathan Taylor, corredor, Indianapolis Colts. Taylor se sirvió con la cuchara grande en contra de Houston, acarreando el ovoide 14 veces para 145 yardas y dos touchdowns, además de una atrapada para 13 yardas, con los Colts vapuleando a los Texans para tratar de mantenerse en la pelea de la AFC Sur. El camino todavía es largo, pero al menos Indy encontró la brújula tras el colapso del domingo pasado.