La prioridad para los Buffalo Bills todavía es mejorar el elenco alrededor de Josh Allen

El gerente general Brandon Beane contará con la ayuda de nueve selecciones de draft, pero se va a requerir algún manejo inteligente del tope salarial para mantener la competitivdad en Buffalo

BUFFALO -- Olvidar la temporada del 2021 de los Buffalo Bills no sucederá rápidamente. El head coach Sean McDermott dijo que la derrota ante los Kansas City Chiefs se quedaría con él por años. Dejando de lado las emociones, el trabajo está en marcha para tratar de alcanzar un Super Bowl en la próxima temporada.

Después de cambios al grupo de entrenadores y con decisiones respecto al tope salarial asomándose, los Bills tendrán una apariencia distinta a la del último par de años. Aunque están fijos en la posición de quarterback con Josh Allen, requieren una mejoría a ambos lados del ovoide con sus líneas y profundidad en las posiciones de receptor abierto y esquinero al tope de la lista. El gerente general Brandon Beane contará con la ayuda de nueve selecciones de draft, pero se va a requerir algún manejo inteligente del tope salarial. Los Bills están en una posición que muchos otros quisieran estar, sabiendo cuánto tienen que pagar a su quarterback franquicia en los siguientes años, y con contribuyentes importantes fijos en plantilla. Ahora, todo se reduce a tomar decisiones acertadas que mejores la plantilla y construyan sobre lo que ya existe.

Espacio proyectado con respecto al tope salarial: 2,958,645 dólares por debajo del tope salarial.

Agentes libres más importantes: DE Jerry Hughes, DT Harrison Phillips, CB Levi Wallace, QB Mitchell Trubisky, WR Isaiah McKenzie.

Potenciales candidatos a ser cortados: LB A.J. Klein y DT Star Lotulelei.

Klein es un reserva valioso, pero tendrá 31 años de edad y el equipo puede ahorrarse 5 millones de dólares junto con un cargo de 400,000 dólares en dinero muerto. Lotulelei será una decisión importante, y reestructurar su contrato debe ser una opción. Su nivel de juego declinó luego de arrojar positivo por COVID-19. Los Bills podrían ahorrarse más de 4 millones de dólares dejando libre como corte post 1° de junio.

La gran interrogante: Aunque no existen nombres de gran cartel que deban retener los Bills, todavía hay trabajo por delante en Buffalo. Si no renuevan con Wallace, habrá que añadir profundidad en una esquina. La línea defensiva podría estar ante grandes cambios, y se requiere velocidad en el grupo de receptores abiertos.

Después de años de consistencia, los Bills tendrán una variedad de cambios, incluyendo nuevo coordinador ofensivo (Ken Dorsey) y coach de quarterbacks (Joe Brady). Dar a Allen tanta ayuda como sea posible debe ser prioritario durante su primer año bajo Dorsey. Eso incluye invertir en reservas para la sala de quarterback alrededor suyo, con Trubisky esperando marcharse a otro equipo. Buffalo tiene bastantes recursos para trabajar durante el draft, y aunque no serán grandes gastadores en la agencia libre, como destacó Beane, serán capaces de realizar algunas movidas para retener a jugadores clave y hallar contribuyentes fuera de la organización.

El mejor escenario posible para el receso de campaña: Los Bills son capaces de sumar a una presencia joven y dinámica para el futuro en el interior, junto a Ed Oliver. Los Bills deben continuar invirtiendo en la línea defensiva para el futuro, con múltiples veteranos hacia el final de sus carreras. Otras prioridades incluyen firmar al receptor abierto Stefon Diggs, ala cerrada Dawson Knox y linebacker Tremaine Edmunds a acuerdos a largo plazo, lo que ayudaría con el impacto de Edmunds contra el tope salarial de 2022 y cerciorarse de que los objetivos principales de Allen se mantengan en la plantilla por los siguientes años.

El peor escenario posible para el receso de campaña: Sería difícil para los Bills realmente arruinar esto, pero no mejorar a la línea defensiva realmente sería un paso en la dirección equivocada. Ser incapaz de sumar profundidad para las esquinas y receptor abierto por problemas de tope salarial, al tiempo que no aseguren extensiones a largo plazo con jugadores clave, podría lastimar al equipo, tanto a corto como largo plazo.

Primer vistazo al draft del analista para ESPN, Jordan Reid: Necesitados de una presencia constante en la orilla y por el interior, Beane estará buscando modos de mejorar la línea defensiva por segundo año consecutivo. Un segundo esquinero consecutivo podría ser otra área que la franquicia apuntar, mientras Tre'Davious White sigue progresando después de una rotura de ligamento anterior cruzado, y Wallace alcanza la agencia libre.

Necesidades prioritarias: DL, CB, IOL.

Primer turno: No. 25.