Barcelona sigue la 'limpia' y busca darle salida a 10 futbolistas más

play
Luis Suárez, sobre su conexión especial con Lionel Messi (1:30)

El atacante uruguayo habló de su gran amigo dentro de Barcelona, club que deja luego de seis años y 198 goles. También le puso picante a la conferencia de prensa en la que lo despidieron, al hablar sobre filtraciones e informaciones inventadas. (1:30)

BARCELONA -- El Barcelona quiere afrontar su su tercer partido de Liga, el fin de semana del 3-4 de octubre frente al Sevilla en el Camp Nou, con la plantilla de Ronald Koeman ya cerrada. Más allá de los posibles fichajes, con Sergiño Dest en el primer plano, se trabaja, reconoció a ESPN Deportes una fuente del club, en concretar una operación salida con hasta diez protagonistas.

Pedri, con dorsal asegurado del primer equipo, y Riqui Puig, aun con ficha del filial, seguirán en el Camp Nou; a Rafinha, Umtiti, Todibo, Collado, Oriol Busquets y Matheus Fernandes se les busca destino y la decisión con Miranda dependerá de qué ocurra con Junior Firpo, cuyo futuro inmediato se mantiene en el aire.

La intención es "seguir trabajando como en los últimos días", se traslada desde el Camp Nou, aludiendo a que esta semana, desde el lunes, se han solucionado ya las salidas de Nelson Semedo, Arturo Vidal y Luis Suárez, además de Monchu, Cuenca, Akieme y Wagué.

Los casos con mayor atención son los de Umtiti, Rafinha y Todibo, jugadores a los que se quiere encontrar un destino de manera indiscutible y con circunstancias diferentes, por cuando mientras con el primero se empieza a sospechar muy improbable conseguir un traspaso y se contempla una posible cesión, por los otros sí hay propuestas por la venta.

Bajo contrato hasta 2023 y con un coste salarial anual para el club superior a los 15 millones de dólares, el traspaso de Umtiti se contempla una misión imposible porque ningún club está en disposición de mantenerle esas condiciones económicas ni aún acordando con el Barça un traspaso en similares condiciones a las de Arturo Vidal, más aún con un estado físico que despierta muchas dudas. A partir de ahí se abre la posibilidad de concretar una cesión... en la que el club de destino se hiciera cargo de parte de su salario, no de su totalidad.

Su permanencia en el club no se quiere valorar... De momento, aunque, de no encontrarse una solución ni en caso de cesión, no sería del todo descartable que, a pesar de que no se cuente con él, acabase formando parte de la plantilla. El escenario menos deseado.

Por Rafinha, valorado en 17 millones de dólares, existen propuestas de menor cuantía, tal como ocurre con Todibo, con una valoración inicial de 27 millones y puesto en el radar del Fulham por algunas informaciones que no fueron confirmadas desde el Camp Nou. Ambos casos se confía en solucionarlos el Barça, por más que fueran por cantidades inferiores con el objetivo de concretar su salida definitiva.

Siendo una auténtica incógnita Matheus Fernandes, aún sin presentar, que no ha sido tenido en cuenta por Koeman en ningún amistoso de pretemporada y que ahora está lesionado pudiendo buscarse una cesión, también se trabaja en una salida para Alex Collado, por quien ha mostrado interés el Girona en las últimas horas, y para Oriol Busquets, de quien no se descarta un regreso al fútbol holandés tras ser descartado por Koeman y que sigue entrenando con el segundo equipo.

También existen dudas con Juan Miranda, por quien espera el Betis a una resolución del Barça en su caso. Si el club lograse colocar a Junior Firpo, una opción que aún no se descarta, el canterano podría quedarse, aunque fuera con ficha del filial, como alternativa a Jordi Alba y atendiendo a que Dest también puede jugar por la izquierda.

Y por fin están sentenciados los casos de Pedri y Riqui Puig. El primero tendrá dorsal del primer equipo, el 16, mientras que a falta de confirmar el canterano permanecerá en el Barça, como ya confirmó en primera persona, aunque lo haga con ficha del segundo equipo.