Xavi se harta y lanza ultimátum: "O Dembélé renueva o se le encuentra una salida"

play
¿Debe el Barcelona vender a Ousmane Dembélé? (2:12)

La mesa de ESPN FC analiza la situación del futbolista francés, cuyo contrato con el club blaugrana vence en los próximos meses. (2:12)

BARCELONA -- Xavi Hernández mostró siempre una proximidad, y hasta cariño, especial con Ousmane Dembélé. Una comprensión y paciencia, que se acabó este miércoles, previa de un partido de Copa, trascendental, en Bilbao y ante el que el entrenador del Barça no aseguró la alineación del francés, "mañana decidiremos", y en el que dio la sensación de estar harto: "Si no renueva habrá que encontrar una solución y hacerlo ya".

El entrenador azulgrana ofrecerá el mismo jueves por la mañana la lista de convocados para viajar a Bilbao y a esta hora no se puede adivinar qué decidirá, personalmente, con el jugador, al que trasladó directamente una suerte de ultimátum, esperando a que hoy mismo pudiera haber una suerte de acercamiento con su agente o incluso no convocarle para el partido frente al Athletic Bilbao.

"Ousmane me dice que quiere renovar y continuar, pero todo sigue igual. Mañana decidiremos qué hacer porque tenemos un partido trascendental y ya solo hay dos soluciones: o renueva o se busca una solución para que salga del club. Esa es la decisión que hemos tomado”, confirmó.

"Es una situación compleja y difícil. El club ha tomado la decisión de que si no renueva habrá que encontrar una solución porque hace ya cinco meses que hay conversaciones con su representante”, reveló el técnico azulgrana, quien reconoció, aunque sin expresarlo abiertamente, estar cansado de una situación que debe solucionarse con urgencia. "O blanco o negro porque hay que mirar los intereses del club, decidir lo mejor para la entidad".

"Yo he sido muy honesto con él; le he dicho lo que espero de él, creo que le he dado toda la confianza porque ha jugado mucho y sabe que creo en él. Sabe el proyecto que hay, ha jugado todos los minutos posibles y la situación en ese sentido está muy clara”, confirmó Xavi, trasladándole toda la responsabilidad... A la vez que mostrándose incrédulo con la situación.

"Yo no lo entiendo... Él quiere renovar pero la cosa está como está y hay que tomar una decisión ya. Tiene la sartén por el mango pero se ha llegado a un punto en que o renueva o se busca una salida”, sentenció.

Interpelado por las declaraciones de Moussa Sissoko, el agente del futbolista, y esa contradicción respecto a lo que le dijo el propio Dembélé, Xavi se mostró igualmente extrañado: "Yo también me hago esa pregunta... pero eso es una pregunta para él, no para mí. Yo no quiero faltar el respeto a nadie pero el mensaje que tenemos es muy claro. La solución es que renueve o buscarle una salida".

"Nos tenemos que parar en seco y me sabe mal por el jugador, pero hay que decidir lo mejor para el club”, sentenció, evidenciando que después de cinco meses la paciencia se acabó en el Camp Nou y que Xavi, en primera persona, ya tomó partido en esta guerra.