César Villaluz: "Los chavos no se han dado cuenta la magnitud de jugar un Mundial a esa edad"

César Villaluz, campeón del Mundo Sub-17 en 2005, lamentó los malos resultados recientes del Tri y señala que existe un retroceso debido a la falta de oportunidades para los jóvenes en la Liga MX

César Villaluz, campeón del mundo Sub-17 con México en 2005, señala que los jóvenes que actualmente representan al Tri en categorías inferiores no ven el escaparate, proyección y experiencia que significa jugar un Mundial a tan corta edad, luego del más reciente fracaso del Tri ante Guatemala en cuartos de final del Premundial de Concacaf, que también otorgaba un boleto a los Juegos Olímpicos Paris 2024.

“Quizá los chavos no se han dado cuenta de la magnitud de lo que es jugar un Mundial a esta edad, unos Juegos Olímpicos. Creo que marca mucho”. “Son torneos muy importantes en estas categorías, que te hacen dar un paso más, el de ganarte un lugar. Te ven diferente y puedes competir con jugadores de esa categoría. Conforme vaya pasando el tiempo se darán cuenta que se les fue una oportunidad muy grande”, señaló.

César Villaluz lamenta que los malos resultados se den desde la Selección Mexicana absoluta y tiene claro que hay un retroceso, toda vez que, luego de coronarse en Perú 2005, los jóvenes futbolistas comenzaban a recibir minutos en Primera División.

“Ha habido un retroceso y eso viene desde la Selección mayor. Creo que no es algo normal que ya en las últimas eliminatorias la se esté peleando casi para el repechaje, que de repente ya no esté puntero. Eso ya viene en general”.

“Ahora pasa esto en selecciones menores. Antes, México a esa edad ya tenía muchos jugadores en la Primera División; los chavos tenían equipo y eran jugadores sobresalientes, y ahora aquí están los resultados”, agregó.

César Villaluz considera que el tropiezo en el Premundial de Honduras se debe a la falta de oportunidades para los jóvenes, así como a la la regla del menor, y también a el número de jugadores extranjeros que hay en el futbol mexicano.

"Las consecuencias vienen y vienen cada vez más reales. Ahora apenas si pasamos en una competencia y se está viendo que el resultado no está alcanzando”, señaló.

César Villaluz, quien jugó dos Mundiales juveniles (Sub-17 y Sub-20), comentó que, así como los jugadores hacen un autoanálisis, los directivos y dueños de cubes deben pensar lo que han hecho bien y qué han hecho mal para "regresar a las bases, a lo que les ha dado resultados para seguir siendo potencia en selecciones menores y sacar jugadores y exportarlos”.

Por último, añadió que no hace mucho tiempo ya se estaba dando que mexicanos jóvenes estuvieran en grandes equipos y en buenas competencias, por lo que insiste en que los dirigentes deben volver a hacer lo que les estaba provocando que México fuera en ascenso, “pero deben darle oportunidad de jugar a los jóvenes y bajar el número de extranjeros”.