A 22 años del último partido a cinco sets entre mujeres

El Madison Square Garden fue el escenario de un momento histórico para el tenis femenino en 1996. Steffi Graf lo disfrutó y Martina Hingis lo sufrió. Dos de las mejores exponentes del momento llevaron un duelo tan cambiante como marca el resultado final: 6-3, 4-6, 6-0, 4-6 y 6-0.

Hasta el día de hoy, este fue el último quinto set entre mujeres que dio el circuito femenino.

Dos años después, en 1998, sería la propia suiza quien se llevaría el último partido en esas condiciones superando a Lindsay Davenport en la final del Masters en cuatro parciales (7-5, 6-4, 4-6 y 6-2).

Al año siguiente se cambió el formato de las Finales WTA porque las jugadoras llegaban cansadas, que era final de temporada justo cuando llegaba el momento más importante.

Mucho tiempo después el tema vuelve a ponerse sobre la mesa. Es mucho tiempo. Dentro de la cancha.