¿Fury o Wilder podrían beneficiarse del aplazamiento de la tercera pelea?

play
Tyson Fury sacó su furia en el ring y acabó con Deontay Wilder con nocaut (0:50)

El boxeador británico retuvo el campeonato de peso pesado y se apoderó del cinturón WBC, en el MGM Grand Garden Arena. (0:50)

El presidente de Top Rank, Bob Arum, dijo que debido a la pandemia de coronavirus, la tercera pelea entre el campeón mundial de peso pesado Tyson Fury y el ex campeón Deontay Wilder ya no tendrá lugar el 18 de julio en el MGM Grand en Las Vegas. En cambio, Arum dijo que lo más probable es que la pelea se lleve a cabo a principios de octubre como mínimo, suponiendo que el mundo del deporte comience a correr.

Entonces, ahora que faltan algunos meses más hasta que Fury y Wilder se encuentren por tercera vez, Dan Rafael y Steve Kim responden algunas preguntas sobre lo que podría significar el aplazamiento para ambos bandos.

¿Ves una pelea en el medio para Fury y Wilder con el cambio de fecha?

Rafael: No. No. No. Wilder y Fury están contratados a continuación para una tercera pelea uno contra el otro porque Wilder ejerció su opción contractual tras el KO sufrido ante Fury en el séptimo round de su revancha el 22 de febrero. A menos que Wilder tenga un cambio repentino de opinión, que en mi opinión es extremadamente improbable, se enfrentarán entre sí a continuación, ya sea este otoño o cuando se reanude el boxeo.

Kim: No puedo ver que eso suceda por dos razones. Primero, hay un contrato, y es difícil imaginar que haya otra pelea (aparte de Anthony Joshua) que le gane a Fury o Wilder tanto dinero como esta trilogía. Ningún hombre querrá correr el riesgo de poner en peligro ese día de pago. Sin embargo, Arum mencionó que si se otorgara el consentimiento de ambas partes para combates provisionales, sería una posibilidad. Estoy seguro de que es un juego de ‘gallina’ que nadie realmente quiere jugar.

Si eres Fury, quieres volver inmediatamente a otro combate con Wilder. Fury acaba de lograr una victoria dominante sobre él en febrero y tiene todo el impulso en esta rivalidad. Si hay alguien en este escenario que buscaría una pelea de "ajuste", es Wilder, quien podría querer reconstruir su confianza contra un oponente menor. La otra cara de la moneda es esta: ¿Qué pasa si tropieza en este tipo de pelea y mata por completo cualquier intriga para un tercer capítulo con Fury?


¿Quién puede aprovechar más el periodo de inactividad más largo? ¿Por qué?

Rafael: Wilder probablemente puede usar la pausa más que Fury. Wilder recibió una paliza y fue detenido en una revancha unilateral. Fury, mientras tanto, salió sin daños reales, enorme confianza y una victoria rotunda. Cuanto más rápido ocurra la tercera pelea, mejor será para Fury para continuar su impulso y no darle a Wilder demasiado tiempo para recuperarse (más mentalmente que físicamente). Más tiempo es mejor para Wilder, que necesita trabajar en las cosas que él y su equipo creen que salieron mal en la revancha.

Kim: Depende. Si Wilder realmente hace un cambio significativo en la esquina, o trabaja en restablecer ciertos fundamentos mientras deja que su cuerpo y mente sanen, esta extensión podría ser para su beneficio. En el pasado, el tiempo de inactividad y las pausas prolongadas no han sido beneficiosas para Fury. Después de derrotar a Wladimir Klitschko por el campeonato de peso pesado en 2015, Fury estuvo fuera del boxeo durante casi tres años tras dar positivo por cocaína, luego se le diagnosticó depresión y no volvió a pelear hasta 2018.

Pero si la tercera pelea ocurre para fines de 2020, es Fury con sus habilidades superiores y confianza infalible quien tendrá la ventaja.


¿El tiempo adicional cambiará tu opinión sobre quién gana la pelea de la trilogía?

Rafael: No. No creo que unos meses adicionales vayan a hacer la diferencia de alguna manera. Todavía no estoy seguro de a quién elijo para ganar la revancha, pero es difícil no elegir a Fury después de verlo destruir a Wilder tras cambiar completamente su estilo de la primera pelea, una pelea que mucha gente pensó que Fury merecía ganar a pesar de que se dictaminó un empate dividido. Si Wilder no pudo vencer a Fury en la primera pelea cuando Fury boxeó contra él, y luego no pudo vencerlo cuando Fury fue directo hacia él, ¿cómo va a ganar? Dicho esto, Wilder todavía tiene un poder increíble que puede detener a cualquiera con un solo golpe.

Kim: Durante más de 19 rondas peleadas entre ellos, Fury probablemente ha ganado la gran mayoría. Detuvo a Wilder en el combate más reciente. Ha exhibido habilidades tácticas superiores y la capacidad de ser el peleador más físico, que siempre tendrá unas pocas pulgadas de altura y al menos 40 libras de tamaño. Eso es muy difícil, si no imposible, de superar.

Si hablas con el entrenador de Fury, Javan "Sugar" Hill, quien solo tuvo unos meses para preparar a Fury para la segunda pelea con Wilder, te dirá que tendrán un arsenal más completo a medida que Fury se aclimata más al estilo ofensivo, marchando hacia adelante, usando su imponente estatura para acercarse a los oponentes, en lugar de bailar de lejos en el perímetro del ring.


¿Debería Wilder obtener/agregar un nuevo entrenador ahora que tiene más tiempo para prepararse?

Rafael: Los co-entrenadores Jay Deas y Mark Breland son entrenadores de Wilder desde el primer día de sus 12 años de carrera profesional. Lo ayudaron a lograr un récord de 42-0-1 con 41 nocauts y 10 defensas exitosas consecutivas del título. Se conocen bien y ha funcionado muy bien, a pesar de la ira de Wilder hacia Breland por arrojar la toalla contra Fury. Wilder salió y dijo que mantendría a Breland en su esquina después de decir inicialmente que no estaba seguro de si lo traería de vuelta. Además, si Wilder realmente cree que usar un atuendo de 45 libras para su caminata en el ring fue responsable de minarlo de su energía, como ha dicho, eso no es culpa de Deas o Breland.

Entonces, mi opinión es que Wilder no debería usar un atuendo de 45 libras para la tercera pelea, debería trabajar en la defensa, recordar usar un jab excelente y bailar con quien lo trajo, como dice el refrán. Un cambio de entrenador funcionó para Fury, pero él y Ben Davison habían estado juntos solo por unas pocas peleas antes de que Fury hiciera un cambio para la revancha con Wilder. Con Wilder es una situación diferente. No creo que sea necesario un cambio.

Kim: Puedo ver que sume otro entrenador, pero no veo que Wilder abandone a todo su equipo.

Y para ser justos, tomaron a un tipo que comenzó muy tarde en el boxeo y lo convirtieron en un campeón reinante durante mucho tiempo. Seamos honestos: todos sabíamos las limitaciones de Wilder, y antes de la revancha, ¿cuántas personas realmente clamaban por él para deshacerse de Deas y/o Breland? Pero como suele ser el caso en el boxeo, cuando alguien sufre una derrota dura, las masas esperan cambios importantes, si no es que lo exigen. Parece un poco injusto.

Diré esto, si Wilder trae un nuevo entrenador, no vas a reinventarlo. Él es lo que es: un devastador golpeador diestro que no es el paquete más completo en el ring. Y eso está bien, en realidad lo hizo funcionar en lo que resultó ser una carrera muy productiva y lucrativa.

Quien esté a cargo de preparar a Wilder para la tercera pelea debería centrarse realmente en convertirlo en la mejor versión de sí mismo y asegurarse de que está mejor preparado para un Fury que intentará derribarlo de su pie delantero.