Artículos de Travis Kelce y Taylor Swift vuelan en el Super Bowl

Desde jerseys, joyas, pasteles y otra mercancía extraña, los productos relacionados al ala cerrada de los Chiefs y la cantante han disparado sus ventas


Un pastel inflamable que convierte en cenizas el logotipo de los Kansas City Chiefs para revelar la imagen de la superestrella pop Taylor Swift. Velas para rezar con la imagen de la ganadora del Grammy y su novio, el ala cerrada Travis Kelce. Sudaderas con la leyenda "La mejor atrapada de Travis Kelce" y "Vamos, Kansas City Swifties".

Mientras los Chiefs se preparan para enfrentarse a los San Francisco 49ers en la cuarta aparición de Kansas City en el Super Bowl en cinco años, las tiendas pasan apuros para mantener en inventario cualquiera de las gorras, sudaderas y otros artículos (algunos más extraños que otros) que conmemoran el romance entre el deporte y el pop.

Los momentos estelares de su cortejo aparecen en la mercancía. Por ejemplo, en su gira por Buenos Aires, Taylor Swift cambió una parte de la letra de su canción "Karma" de "Karma is the guy on the screen" ("Karma es el hombre en la pantalla") a "Karma is the guy on the Chiefs" (Karma es el hombre de los Chiefs"). Ahora, proliferan las sudaderas de Karma, como parte de la oleada de mercancía de los Chiefs que ha llegado a las estanterías de Kansas City y más allá.

"Me parece sorprendente", dijo Katie Mabry van Dieren, propietaria de Shop Local KC, que vende mercancía hecha por artistas locales, como las sudaderas de Karma. "Nunca había enviado tantos productos de nuestra tienda a diferentes estados".

Pensó que la semana más activa sería en abril del 2023, cuando se realizó el draft de la NFL en Kansas City. Pero afirma que el concierto de Taylor Swift como parte de su gira The Eras Tour en el Arrowhead Stadium el verano pasado la superó con creces.

El concierto, realizado en julio, también allanó el camino para la relación. Travis Kelce vio frustrado su intento de cortejar a la superestrella con una pulsera de amistad. Pero el gesto romántico y la admisión en público del fracaso de su podcast 'New Heights', terminó captando la atención de Taylor Swift. También alimentó un activo mercado de pulseras de amistad de los Chiefs.

"Espero que Taylor y Travis permanezcan juntos para siempre", señaló van Dieren. "Eso sería grandioso para nosotros".

Cerca de 73 por ciento de los adultos afirman que planean ver el juego este año, alrededor de 10 por ciento más que en los últimos años. El romance que ha acaparado los titulares durante toda la temporada de la NFL podría estar ayudando a aumentar el interés.

Maddie Schmitz, propietaria de Something Sweet by Maddie Lou en el suburbio de Coon Rapids en Minneapolis, bautizó al encuentro de este domingo en Las Vegas como el "Taylor Bowl".

La mujer, que se autodescribe como Swiftie, está detrás de los pasteles inflamables, también conocidos como pasteles para quemar. Ella utiliza una impresora de imágenes comestibles con tintas igualmente comestibles para imprimir las imágenes con temas de los Chiefs y de Taylor Swift en dos hojas de --adivinaron-- papel comestible.

"Muchas mujeres los ordenan en secreto y los llevan a la fiesta del Super Bowl para sorprender a sus esposos porque, por fuera, es un pastel con el tema de los Chiefs, pero por dentro revela el amor a Taylor Swift que todas las mujeres parecen tener", dijo Schmitz.

Ella no es la única pastelera romántica. Dolce Bakery, ubicada en el suburbio de Prairie Village, Kansas, tiene toda una "Colección Swiftie" de pasteles en forma de corazón.

Las conferencias de prensa previas al Super Bowl están salpicadas de preguntas sobre la cantante.

Después de que Taylor Swift ganó el domingo el cuarto Grammy al Álbum del Año en su carrera, Travis Kelce prometió que "llevaría algo a casa". Incluso, se le preguntó varias veces al comisionado de la NFL, Roger Goodell, acerca de Taylor Swift, que estaba en primera fila cuando Travis Kelce anotó un touchdown mientras conducía a los Chiefs a una victoria de 17-10 sobre los Baltimore Ravens en el Juego por el Campeonato de la Conferencia Americana.

El alcalde de Kansas City, Quinton Lucas, dijo que la ciudad ha sido afortunada por haber experimentado esta sacudida económica. "Ella es bienvenida para quedarse eternamente", dijo en una declaración previa al juego.

Cualquier prenda que Taylor Swift use tiene una demanda particularmente alta. Por ejemplo, un anillo que luce el jersey con el número 87 de Travis Kelce se agotó cuando fue visto en el dedo de Taylor Swift.

La fabricante del anillo, Emily Bordner, de eb & Company, sospecha que Donna Kelce compró el anillo para la novia de su famoso hijo. La tienda de Kansas City también le dio a la madre de las estrellas de la NFL (su hijo mayor, Jason Kelce, es centro de los Philadelphia Eagles) un par de aretes, ya agotados, con el número de su hijo más joven en un jersey de los Chiefs. Taylor Swift ha sido vista usándolos también.

Desde entonces, todos han estado manos a la obra, y el esposo, la madre y los amigos de Bordner han arrimado el hombro.

"Una locura", dijo. "Ha sido una locura absoluta. No creo que haya trabajado tan duro en toda mi vida, sin duda. Definitivamente no".

Para Westside Storey, todo comenzó cuando Taylor Swift hizo un pedido en otoño pasado. Posteriormente, fue vista usando una gorra y una sudadera que la boutique de Kansas City le envió, recordó Chris Harrington, propietario de la tienda. Dijo que, inicialmente, pensó que el gran número de pedidos tendría corta duración, que sería sólo una historia divertida cuando la locura terminara.

"La gente habla sobre el efecto Taylor Swift, y uno lo escucha o lo lee o lo que sea, pero experimentarlo personalmente, ya sabes, es otro nivel", refirió. "Se está convirtiendo casi en una identidad de la tienda".

Generalmente, a la tienda le va bien cuando a los Chiefs les va bien, pero este año hay mucha más actividad que en otros años recientes durante el Super Bowl. Harrington lo atribuye al poder estelar de la pareja, y dice que lo ha elevado todo a un "nivel global". Con frecuencia, añadió, los clientes se encuentran en una misión.

"Fueron enviados por su hermana en Philadelphia sólo a comprar un producto en la tienda en la que compró Taylor", dijo. "Así que es una locura".

Reconoce que "Todo el mundo tiene una opinión" sobre el romance. Pero añade que "a mí me encanta por un millón de razones".