Semana 3: Conclusiones de las 32 franquicias de la NFL

La reacción de los Bills y el nuevo colapso de los Falcons se destacaron en los partidos de la Semana 3 de la temporada

La Semana 3 en la NFL fue muy intensa. Los Buffalo Bills estuvieron cerca de perder ante Los Angeles Rams luego de tomar una gran ventaja, sin embargo, el mariscal de campo Josh Allen dirigió una accidentada serie final para mover a los Bills a 3-0 en el año. Los Atlanta Falcons sí cayeron ante los Chicago Bears, perdiendo su segunda ventaja de doble dígito en igual número de semanas. Los Tennessee Titans remontaron frente a los Minnesota Vikings, los San Francisco 49ers --plagados de lesiones-- no tuvieron problemas con los New York Giants y los Pittsburgh Steelers mantuvieron a los Houston Texans sin conocer la victoria. Ah, ¿empataron los Philadelphia Eagles y Cincinnati Bengals?

En los partidos vespertinos, los Seattle Seahawks remontaron para vencer a los Dallas Cowboys detrás de la segunda actuación consecutiva con cinco pases de touchdown de Russell Wilson y los Detroit Lions finalmente consiguieron una victoria, con un gol de campo en los segundos finales.

Echemos un vistazo a todo eso y más en las conclusiones más importantes que dejó la Semana 3:

NFC ESTE

DALLAS COWBOYS (1-2)

Mientras los Cowboys jueguen en la NFC Este, siempre tendrán una oportunidad. Con marca 1-2 luego de su derrota en Seattle, los Cowboys está detrás de Washington sólo por su victoria divisional de la Semana 1 sobre Philadelphia. Pero los Cowboys necesitan arreglar su defensiva, que ha permitido 39 y 38 puntos en los últimos dos partidos, respectivamente. Y la ofensiva necesita dejar de entregar el balón (tres pérdidas contra los Seahawks y -4 en el diferencial de intercambios en la temporada). "Han pasado tres partidos en la temporada", refirió Dak Prescott. "Corregiremos esto y estaremos orgullosos de lo que podemos hacer". -- Todd Archer

NEW YORK GIANTS (0-3)

Otra decepción. En realidad, no hay otra manera de decirlo para Daniel Jones y los Giants. Están 0-3 en la primera temporada de Joe Judge como entrenador en jefe y Jones tiene seis entregas de balón en 12 cuartos, con dos más llegando en la derrota del domingo ante los diezmados 49ers. "Esos son errores costosos", declaró Jones. "Sin duda se tienen que corregir". Si Jones no puede solucionar sus problemas de entregas de balón, los Giants tienen que preguntarse seriamente si él es el mariscal de campo del futuro. Con el balón suelto en el primer cuarto, Jones ahora tiene 20 balones sueltos en los primeros 16 partidos de su carrera. El único jugador con más en sus primeros 16 partidos en la era del Super Bowl es Tony Banks (24), de acuerdo a ESPN Stats & Information. -- Jordan Raanan

PHILADELPHIA EAGLES (0-2-1)

Oficialmente es momento de estar preocupados por los Eagles y el quarterback Carson Wentz. El mariscal de campo hizo algunas jugadas importantes al final del tiempo regular para forzar el tiempo extra, pero tuvo su tercera mala salida en igual número de inicios, completando 29 de 47 envíos para 225 yardas con un touchdown y dos intercepciones al tiempo que los Eagles se colocaron con 0-2-1. Wentz ahora tiene seis intercepciones en el año, una menos de las que tuvo en toda la temporada pasada. Es prematuro pensar que un cambio de guardia está cerca, pero se hablará mucho de meter en la alineación al recluta de segunda ronda del draft Jalen Hurts esta semana, mientras una afición consternada busca maneras de salvar una temporada que se dirige a un precipicio.-- TimMcManus

WASHINGTON (1-2)

Ron Rivera se mantendrá con Dwayne Haskins Jr., lo cual no debería sorprender porque convenció al dueño Dan Snyder con su plan de desarrollarlo. Sacarlo después de tres partidos sería apresurado. Haskins, sin embargo, necesita comenzar a mostrar más consistencia y amenazar a los equipos campo abajo, ya que su imprecisión sigue siendo un problema, aunque tuvo un inicio sólido y estaba en ritmo antes que ocurrieran sus tres intercepciones. Su desarrollo dictará el futuro de Washington, no sólo este año sino los próximos y algunos más. Una vez que Washington haga ese movimiento, será una señal de lo evidente: el equipo estará en el mercado por otro mariscal de campo en la temporada baja. La mentalidad de Haskins después del partido estuvo bien; dijo que lo único que importa ahora es prepararse para la Semana 4. Tiene razón. Merece paciencia, pero en algún momento esta temporada, tendrá que recompensar a Rivera por creer en él.-- John Keim


NFC NORTE

CHICAGO BEARS (3-0)

El entrenador en jefe Matt Nagy ya nombró al quarterback veterano Nick Foles titular para el partido de la próxima semana en Indianapolis yFoles se ganó el puesto con tres pases de touchdown en la segunda mitad en la victoria por remontada de Chicago sobre Atlanta. Foles ha tenido una carrera de altibajos, pero ve el campo mejor que Mitchell Trubisky, quien, una vez más, tuvo problemas conectando pases profundos el domingo. Foles le brinda a Chicago una opción más consistente en la posición de mariscal de campo y los Bears necesitan jugar un fútbol americano más consistente, punto. Chicago tiene suerte de estar 3-0 y Nagy tiene que seguir con la mano caliente de Foles hasta nuevo aviso. -- Jeff Dickerson

DETROIT LIONS (1-2)

La racha llegó a su fin. Por primera vez desde octubre de la campaña pasada, los Lions ganaron un partido de fútbol americano. El triunfo finaliza una racha de 11 derrotas consecutivas para Detroit. Hay cierta simetría en la victoria tardía de los Lions sobre Arizona, ya que quizás fue el escenario del peor colapso del equipo bajo la dirección del entrenador en jefe Matt Patricia en el primer partido de la temporada el año pasado. Sin embargo, Matthew Stafford dirigió dos series de gol de campo en el último cuarto para remontar por apenas segunda vez bajo el mano de Patricia. -- Michael Rothstein

GREEN BAY PACKERS (3-0)

A principios de la temporada pasada, Aaron Rodgers proclamó que los Green Bay Packers finalmente tenían una defensiva de alto nivel. Pero no aguantó. Este año, uno podría decir lo mismo sobre la manera en que comenzó la ofensiva, con su tercer juego explosivo consecutivo en la victoria del domingo por la noche sobre los New Orleans Saints. Y a diferencia del colapso de la defensiva hacia el final de la temporada pasada, hay razón para pensar que la ofensiva se mantendrá todo el año. Lo hizo el domingo en la noche sin Davante Adams (tendón de la corva) y sin una producción masiva de Aaron Jones. Allen Lazard demostró por qué los Packers tenían tanta fe en él con seis recepciones para 146 yardas y un touchdown, y Rodgers ha llevado su juego a otro nivel en el segundo año del entrenador en jefe Matt LaFleur. Después de tres semanas, Rodgers tiene casi 900 yardas aéreas y nueve touchdowns.-- Rob Demovsky

MINNESOTA VIKINGS (0-3)

¿Qué hará falta para que los Vikings eviten otro colapso monumental cuando tengan que viajar a Houston y Seattle en las Semanas 4 y 5? Minnesota es el primer equipo en la historia de la NFL en tener un jugador con 175 yardas por tierra y otro con 175 yardas recibidas en el mismo partido, de acuerdo a Elias Sports Bureau, y a pesar de eso los Vikings perdieron. Cuando la ofensiva tuvo la oportunidad de salir adelante para la primera victoria del equipo, flaqueó de manera caótica en su desastrosa última serie. Los Vikings no están recibiendo ayuda de su defensiva esta temporada, tampoco. Dependerán que la ofensiva, que sumó 464 yardas y 30 puntos en la derrota, se meta en duelos con intercambios de puntos para ganar partidos de ahora en adelante.-- Courtney Cronin


NFC SUR

ATLANTA FALCONS (0-3)

Tiene que haber algún tipo de cambio importante después que los Falcons fueron superados 20-0 en el último cuarto para desperdiciar una ventaja 26-10 y caer ante los Bears. El entrenador en jefe Dan Quinn parece estar a punto de ser despedido, aunque evitó hablar sobre su situación laboral. Los Falcons lanzaron el balón cinco veces y corrieron una vez durante posesiones en el último cuarto consecutivas luego de tener una ventaja 26-16. Junto con su derrota de la Semana 2 ante Dallas en la que los Falcons desperdiciaron una ventaja 39-24 en el último cuarto, los Falcons ahora son el primer equipo en perder dos veces en una temporada luego de tener ventajas de 15 puntos o más, de acuerdo a Elias Sports Bureau. Si Quinn no es despedido, el coordinador ofensivo Dirk Koetter podría estar en problemas por su llamada de jugadas al final de los partidos. -- Vaughn McClure

CAROLINA PANTHERS (1-2)

El entrenador en jefe Matt Rhule dijo que cree que los Panthers, incluso sin el corredor lesionado Christian McCaffrey, pueden ganar ahora. Esto no sugiere que Carolina será un equipo de playoffs esta temporada, pero cuando se considera cómo tuvieron la oportunidad de vencer a los Raiders y Bucs en sus primeros dos partidos y cómo vencieron a los Chargers a pesar de los errores, esto demuestra que la cultura que Rhule ha estado predicando está comenzando a asimilarse. "No es perfecta", señaló Rhule. "Pero esas podrían ser buenas noticias. Encontramos una manera de ganar como visitante a pesar de no ser perfectos". Si una defensiva joven puede seguir creciendo como hizo el domingo, y si la ofensiva puede mantenerse unida hasta que vuelva McCaffrey dentro de cuatro a seis semanas, entonces los Panthers por lo menos darán problemas a los buenos equipos. -- David Newton

NEW ORLEANS SAINTS (1-2)

La monstruosa actuación de Alvin Kamara no fue suficiente para sacar a los Saints de su mala racha de inicio de temporada, ya que perdieron juegos consecutivos por primera vez desde su inicio 0-2 en el 2017. Kamara estableció una marcar personal con 139 yardas recibidas como parte de sus 197 yardas desde la línea de golpeo y dos touchdowns en la derrota ante Green Bay. Y el mariscal de campo Drew Brees encontró más ritmo con 288 yardas aéreas y tres touchdowns, lo cual es una buena señal de cara a su visita a Detroit la próxima semana. Pero ahora la defensiva parece ser una preocupación más apremiante luego de permitir sus dos jugadas de pase más largas de la temporada (72 y 48 yardas) y ser castigada por tres interferencias de pase más. -- Mike Triplett

TAMPA BAY BUCCANEERS (2-1)

Con los receptores abiertos Mike Evans y Chris Godwin en el campo por primera vez en la temporada y el ala cerrada Rob Gronkowski viendo mayor participación, la ofensiva de los Buccaneers mostró destellos de lo peligrosa que podría volverse en su victoria sobre los Broncos. Pero por segunda semana consecutiva, la ofensiva --a pesar de lo que deslumbró en la primera mitad-- tuvo problemas para recuperar el ritmo en la segunda, anotando tres puntos (el safety de Shaquil Barrett contribuyó con dos puntos adicionales). "Hemos iniciado rápido en todos los partidos, tomamos una ventaja y tenemos que terminar mejor. No diré que un instinto asesino, sólo finalizar", sentenció el entrenador en jefe Bruce Arians. -- Jenna Laine


NFC OESTE

ARIZONA CARDINALS (2-1)

A pesar de uno de los acarreos más impresionantes en la joven carrera de Kyler Murray, la derrota del domingo ante los Lions incluyó algunas de las peores jugadas del mariscal de campo en la NFL. El vigente Novato del Año lanzó tres intercepciones --y estuvo cerca de lanzar una cuarta-- y pudo correr para apenas 29 yardas después de promediar 79 yardas terrestres en sus primeros dos partidos. Buscará recuperar el rumbo la próxima semana contra los Panthers.-- Josh Weinfuss

LOS ANGELES RAMS (2-1)

Los Rams pueden consolarle al dejar Buffalo quedándose apenas cortos de una histórica remontada contra los invictos Bills. Enfrentando una desventaja de 25 puntos al inicio del tercer cuarto, los Rams forzaron dos entregas de balón y anotaron touchdowns en cuatro posesiones consecutivas para ponerse arriba 32-28 antes de caer eventualmente ante los Bills. Los ajustes al medio tiempo a la defensiva demostraron ser críticos luego que los Rams no lograron inquietar a Josh Allen en la primera mitad. Y a la ofensiva, el quarterback Jared Goff encontró ritmo con Cooper Kupp y Robert Woods en la segunda mitad. -- Lindsey Thiry

SAN FRANCISCO 49ERS (2-1)

Los golpeados Niners llegaron al partido del domingo contra los Giants con 10 jugadores proyectados como titulares fuera por lesiones. Y regresaron a la cancha artificial del MetLife Stadium, donde muchas de esas lesiones ocurrieron hace una semana contra los Jets. Eso no importó, los 49ers dominaron a los Giants. Sí, fue otra victoria contra otro precario equipo de New York, pero eso no debe significar que los Niners tienen que recibir menos crédito por lo que hicieron en su viaje de dos partidos a New York. Con partidos ganables en casa contra los Eagles y Dolphins en las siguientes dos semanas, los Niners tienen suficientes razones para creer que pueden estar 4-1 cuando se midan a los Rams el 18 de octubre.-- Nick Wagoner

SEATTLE SEAHAWKS (3-0)

Los Seahawks podrían necesitar que Russell Wilson continúe con su ritmo récord con lo mal que están jugando a la defensiva. Sus problemas en ese lado del balón continuaron el domingo en su victoria sobre los Dallas, un partido que estuvo cerrado porque perdieron una ventaja de 15 puntos en la segunda mitad. Han hecho jugadas para salvar partidos en cada una de las últimas dos semanas, una detención en línea de gol contra New England y la intercepción de Ryan Neal a Dak Prescott en la última jugada ante Dallas el domingo, Sin embargo, han permitido al menos 450 yardas en cada uno de los primeros tres partidos, incluyendo 522 ante los Cowboys. No sorprende que Bobby Wagner y Shaquill Griffin pareciera que estuvieran hablando de una derrota en sus videoconferencias después del partido. Para empeorar las cosas, Jamal Adams (ingle) y recluta de primera ronda del draft Jordyn Brooks (rodilla) salieron del partido del domingo con lesiones.-- Brady Henderson

AFC ESTE

BUFFALO BILLS (3-0)

Josh Allen es de verdad. Enfrentando una desventaja al final del partido por segunda semana consecutiva, Allen dirigió una serie anotadora de 11 jugadas y 75 yardas para asegurar la tercera victoria del año para los Bills. Recibió capturas, corrió por su vida y cometió castigos inexcusables, pero al final, hizo lo necesario para ganar el partido. Su tercer juego consecutivo de 300 yardas le da más de 1,000 yardas aéreas en la temporada, su encendido inicio no es casualidad. -- Marcel Louis-Jacques

MIAMI DOLPHINS (1-2)

Los Dolphins salieron del precipicio. Si hubiesen sumado una tercera derrota a su inicio 0-2, el redoble de tambores pidiendo el debut del mariscal de campo novato Tua Tagovailoa habría ganado fuerza. Pero después de vencer de manera categórica a los Jaguars el jueves por la noche, los Dolphins están de vuelta en la carrera por la AFC Este. Y seguirán adelante con un titular rejuvenecido en Ryan Fitzpatrick, quien abrió el partido del jueves por la noche con una marca personal de 12 pases completos consecutivos.-- Kevin Seifert

NEW ENGLAND PATRIOTS (2-1)

El resurgimiento del ataque terrestre impulsó a los Patriots sobre los Raiders el domingo. Sony Michel corrió con energía renovada, levantando la mano para mantener su puesto como corredor N° 1 del equipo ya que Damien Harris se vuelve elegible para volver de la lista de reservas lesionados esta semana. Y el veterano de octavo año Rex Burkhead registró el primer partido de su carrera con tres touchdowns. En total, los Patriots superaron las 200 yardas terrestres en un partido por segunda vez esta campaña, marcando la primera vez que han tenido partidos de 200 yardas terrestres en los primeros tres partidos de una temporada desde 1983. -- Mike Reiss

NEW YORK JETS (0-3)

Sam Darnold jugó uno de sus peores partidos como profesional, lanzando tres intercepciones, dos devueltas para touchdown y una intercepción en zona roja. No hay nada más costoso que eso. Ha tenido un retroceso esta temporada, lo que no presagia nada bueno para el criticado entrenador en jefe Adam Gase, quien fue contratado para convertir a Darnold en una estrella. Con la manera en que están saliendo las cosas a los Jets (0-3), Gase apunta hacia el desempleo. -- Rich Cimini


AFC NORTE

CINCINNATI BENGALS (0-2-1)

El novato de los Bengals, Joe Burrow, mostró que es el mariscal de campo franquicia que el equipo esperaba cuando lo reclutó con la primera selección global del draft. Incluso en el empate contra los Eagles el domingo, Burrow lució en la mejor forma en una joven temporada de novato. El egresado de LSU completó 31 de 44 pases para 312 yardas, dos touchdowns y ninguna intercepción. Burrow resistió algunos golpes fuertes para cumplir en la segunda mitad, completando 19 de 26 intentos para 218 yardas. "Nos da la oportunidad de ganar", señaló el entrenador en jefe de los Bengals, Zac Taylor, después del partido. -- Ben Baby

CLEVELAND BROWNS (2-1)

Los Browns tienen un récord encima de .500 por primera vez en seis años. No fueron tan sólidos y caían 20-17 ante Washington en el último cuarto. Sin embargo, finalmente Cleveland pudo echar a andar su ataque terrestre y la defensiva dio un paso al frente con un par de robos de balón clave. Antes del domingo, Cleveland había pasado 90 semanas consecutivas sin récord ganador, la racha activa más larga de la NFL. Los Browns estuvieron arriba de .500 por última vez previo a la Semana 15 de la temporada del 2014, cuando estuvieron 7-6, después perdieron sus últimos tres partidos de este año. -- Jake Trotter

PITTSBURGH STEELERS (3-0)

Los Steelers se pusieron 3-0 por primera vez en una década con un fútbol americano complementario en el último cuarto del partido del domingo, gracias a una combinación de detenciones defensivas oportunas y la mejor actuación del ataque terrestre en la temporada. Después de un inicio lento, los Steelers capturaron cinco veces a Deshaun Watson, incluyendo una captura crucial de T.J. Watt hacia el final del último cuarto. En el ataque terrestre, los Steelers corrieron para 169 yardas en 38 acarreos, controlando el reloj por casi 37 minutos. -- Brooke Pryor


AFC SUR

HOUSTON TEXANS (0-3)

Los Texans fueron más competitivos en su derrota de la Semana 3 ante los Steelers de lo que habían sido en los primeros dos partidos, pero sus debilidades de principio de temporada quedaron exhibidas, incluyendo la incapacidad de la defensiva de salir del campo en la segunda mitad. ¿Qué sigue para la pobre defensiva contra la carrera de Houston? Los Vikings y Dalvin Cook, quien corrió para 181 yardas el domingo. -- Sarah Barshop

INDIANAPOLIS COLTS (2-1)

El quarterback Philip Rivers se unió a la compañía de élite, convirtiéndose en apenas el sexto mariscal de campo en la historia de la NFL en lanzar al menos 400 pases de touchdown y para 60,000 yardas en su carrera. Alcanzó la marca de touchdowns en la segunda jugada del segundo cuarto cuando completó un pase de anotación de 1 yarda al ala cerrada Mo Alie-Cox. Los Colts realmente nunca estuvieron amenazados después del primer cuarto, pero Rivers terminó con 17 pases completos en 21 intentos para 217 yardas y un touchdown mientras la ofensiva de Indianapolis lució eficiente. -- Mike Wells

JACKSONVILLE JAGUARS (1-2)

Los Jaguars siguen sufriendo por inicios lentos. Permitieron una serie de apertura de touchdown en la Semana 1, series consecutivas de touchdown en la Semana 2 y series consecutivas de touchdown, de nuevo, el jueves por la noche contra Miami. Esta vez, los Jaguars no pudieron sobreponerse porque la ofensiva tuvo problemas encenderse sin DJ Chark Jr. (lesión de espalda/pecho) para estirar el campo y dar espacio a otros receptores para trabajar. La defensiva sigue teniendo problemas presionando al quarterback en tercera oportunidad y los mariscales de campo rivales están aumentando sus estadísticas personales.-- Michael DiRocco

TENNESSEE TITANS (3-0)

La defensiva de los Titans sigue siendo una interrogante luego de permitir 464 yardas de ofensiva total ante el previamente inoperante ataque de los Vikings. Esas son dos semanas consecutivas en las que equipos han ganado más de 450 yardas contra Tennessee. Dalvin Cook estableció una marca personal al correr para 181 yardas y el receptor abierto novato Justin Jefferson tuvo el mejor día de su carrera al registrar 175 yardas recibidas. Sin embargo, los Titans están ahora 3-0 por primera vez desde el 2008 y tendrán un duro duelo la próxima semana cuando los Steelers (3-0) visiten la ciudad. -- Turron Davenport


AFC OESTE

DENVER BRONCOS (0-2)

Los Broncos se encuentran 0-3 por segunda temporada consecutiva, algo que sucede por primera vez en la historia de la franquicia. Y su larga lista de lesiones ha contribuido a las dos mayores razones para sus problemas en septiembre. No han protegido de manera consistente a sus mariscales de campo --han utilizado a tres de ellos en tres partidos y han permitido 13 capturas en los últimos dos juegos-- y no han hecho suficiente en tercera oportunidad a la defensiva, donde podrían extrañar a Von Miller sobre todo. La ayuda no viene en camino, así que los Broncos tendrán que encontrar cómo mejorar en esas dos áreas --y pronto-- si quieren evitar que se repita el inicio 0-4 de la temporada pasada. -- Jeff Legwold

LAS VEGAS RAIDERS (2-1)

Los Raiders tropezaron después de dominar por completo al principio cuando podrían haber tomado una ventaja de tres anotaciones. Pero heridas autoinfligidas en la forma de castigos, entregas de balón de Derek Carr (dos veces, incluyendo una captura con despojo de balón para touchdown) y Josh Jacobs, un gol de campo fallado y la incapacidad de aprovechar el momento al inicio de cada mitad condenaron a los Raiders para ponerse 2-1 en la temporada. -- Paul Gutierrez

LOS ANGELES CHARGERS (1-1)

Justin Herbert fue lanzado a la cancha la semana pasada contra los campeones defensores del Super Bowl, Kansas City Chiefs, y el impacto podría haber funcionado a su favor. Pero el domingo contra Carolina fue un golpe de realidad en el mejor de los casos para el novato reclutado con la sexta selección global, quien tuvo dos entregas de balón. El camino no será más sencillo la próxima semana contra los Buccaneers y Tom Brady. -- Shelley Smith