¿Quién ganó, quién perdió, y cómo cambian los Titans con el canje por Julio Jones?

play
¿Cómo impacta la llegada de Julio Jones a la ofensiva de Titans? (1:27)

Louis Riddick analiza la adición del veterano receptor tras concretarse su canje a la División Sur de la AFC. (1:27)

Los expertos de NFL de ESPN responden a las mayores interrogantes en torno al traspaso del receptor abierto Julio Jones de Atlanta a Tennessee

Julio Jones ha sido canjeado a los Tennessee Titans. Los Atlanta Falcons recibirán una selección de segunda ronda del 2022 y una de cuarta ronda del 2023, a cambio del receptor abierto estelar, al tiempo que envían a Tennessee una selección de sexta ronda del 2023.

En 10 temporadas con los Falcons, Jones atrapó 848 pases para 12,896 yardas con 60 touchdowns. Fue nombrado a siete Pro Bowls y fue elegido dos veces al primer equipo All-Pro. El jugador de 32 años de edad se vio limitado a nueve partidos por lesión en la temporada pasada, cuando registró 51 recepciones para 771 yardas y tres touchdowns. Se une al joven en ascenso A.J. Brown en Tennessee, brindando a los Titans una de las mejores duplas de receptores abiertos en la NFL.

Los Falcons, quienes tienen nuevo head coach (Arthur Smith) y gerente general (Terry Fontenot) sufren serios problemas de tope salrial, y el canje les permitirá ahora firmar a su camada de novatos, la cual incluye al cuarto recluta global, Kyle Pitts. Jones había pedido ser canjeado desde marzo.

Preguntamos a nuestro panel de expertos de la NFL en ESPN calificar y analizar el canje entre Falcons y Titans, debatir dónde se coloca ahora Tennessee en la AFC, y dónde ranquean a la dupla de Jones y Brown entre los mejores receptores de la liga:

¿Cuál fue tu primera reacción al canje?

Turron Davenport, reportero de los Titans: Este canje tiene demasiado sentido para los Titans. Hallaron el mejor balance para su ofensiva la temporada pasada con un corredor de 2,000 yardas en Derrick Henry, un receptor de 1,000 yardas en A.J. Brown y otro en Corey Davis, quien se quedó apenas a 16 yardas del millar. Jones lleva a la ofensiva al siguiente nivel. Aunque tiene 32 años de edad, va a enfrentar una cantidad de coberturas sencillas que nunca ha enfrentado como profesional, y contará con un jugador joven en ascenso como Brown al lado opuesto. No creo que la compensación sea demasiado elevada para los Titans. Las lesiones podrían ser factor, pero Jones debe recuperarse de la temporada pasada, cuando se perdió siete encuentros con un problema de tendón de la corva. Se trata de un gran acuerdo para los Titans.

Michael Rothstein, reportero de los Falcons: Se trata de un canje que se esperaba fuera concretado --la pregunta era con cuál equipo y bajo qué términos-- pero sigue doliendo a la afición de los Falcons porque Julio Jones fue un ícono de la franquicia. Más y más, no obstante, jugadores estelares no finalizan sus carreras con los equipos con los cuales son más conocidos, así que, básicamente, es lo que se esperaba.

Jeremy Fowler, columnista nacional de NFL: La gran victoria para los Falcons es desprenderse del salario garantizado de 15 millones de dólares de Jones para el 2021, porque antes que nada se trató de una movida de tope salarial y efectivo. Algunos equipos deseaban que Atlanta absorbiera parte del pago, y eso impidió seguir negociaciones. Los Titans esperaron, para no tener que pagar una suma desorbitante y están en posición para reestructurar algunos contratos para abrir espacio para Jones, instantáneamente cambiando la complexión de la ofensiva en el proceso.

Dan Graziano, columnista nacional de NFL: Mi reacción es bastante clínica en este punto, considerando cuánto tiempo llevábamos sabiendo que venía. No es sorpresa que haya sucedido, dónde aterrizó, ni la compensación. Los Falcons debían traspasarlo, todos sabían que lo debían traspasar, y obtuvieron tanto como podían esperar, logrando sacarlo de la conferencia. Los Titans tenían un hueco urgente en la posición de receptor abierto, y obtuvieron al mejor jugador que posiblemente pudieron haber conseguido, siempre y cuando Jones se mantenga sano.

Seth Walder, especialista en analítica: Crea un receso de temporada desarticulada para los Falcons. Atlanta empezó el 2021 con una decisión: intentar repetir con una ofensiva donde todavía hay gran potencial y esperar que la defensiva mejore, o demoler todo y seleccionar a un quarterback novato. Ambas eran justificables, pero ahora es más difícil lograr la primera sin Jones. En lugar de comprometerse a alguna de las dos filosofías, podrían terminaren tierra de nadie.


¿Cuál es la calificación del canje desde la perspectiva de los Falcons?

Rothstein: B. Los Falcons difícilmente iban a recibir una selección de primera ronda, y realizaron el movimiento, en parte al menos, por sus graves problemas contra el tope salarial y la petición de Jones de ser traspasado. Con esos factores en juego, obtener una selección de segunda ronda y una de cuarta ronda, al tiempo que envían una de sexta ronda de regreso, fue probablemente lo mejor que Atlanta iba a poder conseguir.

Fowler: B+. Selecciones de segunda y cuarta ronda a cambio de una de sexta sigue siendo muy positivo, considerando todos los factores. El hecho de que Atlanta tuviera menos de 1 millón de dólares en espacio bajo el tope salarial y no pudiera firmar a sus reclutas de draft sin movidas significativas les costó en la negociación. Pero, algunas personas alrededor de la liga se mostraron escépticos de que el equipo pudiera conseguir algo mejor que una selección de tercera vuelta. Justo, fue lo que hicieron los Falcons.

Graziano: B-. De nuevo, fue probablemente lo mejor a lo que podrían haber aspirado por un jugador de 32 años de edad que se perdió casi la mitad de la temporada pasada y que siempre parece sufrir de algún problema físico en estos días. Encontraron a un equipo dispuesto a pagar el salario completo (crítico, dado que la motivación para canjearlo era financiera), y lo sacaron de la NFC. Considerando que debían hacerlo ahora, y lo lograron, lo hicieron bien.

Walder: C+. Estoy en desacuerdo con la noción de canjear a Jones al tiempo que siguen intentando ganar con Matt Ryan como escribí arriba. Pero, una vez que la decisión se canjearlo se tomó, el regreso estuvo cerca del tope de lo que Atlanta podría haber esperado razonablemente.


¿Cuál es la calificación del canje desde la perspectiva de los Titans?

Davenport: A. Se trata de un canje que va a hacer que la ofensiva de los Titans sea capaz de igualar a cualquier equipo de la AFC. Ellos pueden atacar a los equipos con el juego terrestre, pero ahora tienen las armas necesarias para involucrarse en tiroteos con cuadros como los Kansas City Chiefs y Buffalo Bills. Ceder las selecciones que pagaron no fue demasiado, especialmente considerando que Tennessee probablemente reciba selecciones compensatorias en el draft del 2022.

Fowler: A-. No se puede culpar a un equipo por maximizar una ventana de dos años con el mejor receptor abierto del juego en la última década. Esto habla de los planes de los Titans de abrir el juego aéreo --Henry sigue siendo la clave-- pero Tennessee debe evolucionar, y esta movida lo refuerza. Lo malo: Tennessee acaba de adquirir a un receptor abierto de 32 años de edad que estuvo lastimado por buena parte del año pasado. Siempre hay un riesgo calculado en ello, más allá del talento.

Graziano: B+. Es difícil que no guste el impacto que puede tener en la ofensiva de Tennessee para el 2021, asumiendo que se mantiene sano Jones. El precio es el precio y, quién sabe, quizás esa selección de segunda vuelta del 2022 podría haber sido un jugador de impacto. Pero se trata de un equipo buscando ganar ahora, y una ofensiva que está lista para evolucionar, y Jones solamente puede ayudar.

Walder: B+. Aunque no considero a los Titans entre los mejores equipos de la AFC, su ventana de contendiente está ahora abierta, y tiene sentido atacarla mientras sea el caso. Jones podría tener 32 años, pero llena un hueco mayúsculo, no le estarán pagando una tonelada, y será barato si lo retienen en el 2023.


¿Dónde ranquean a la dupla Jones-Brown entre las mejores de la NFL?

Davenport: Diría que es del Top-5. La cosa que es tan emocionante acerca de estos dos jugadores, es que pueden ganar yardas después de la atrapada, además de atrapar el ovoide campo abajo. Son dos receptores grandes y explosivos que pueden facilitar la vida a un quarterback. Todo se reduce a que Jones se pueda mantener sano.

Rothstein: Segunda, detrás de los Tampa Bay Buccaneers. Los Bucs cuentan con Chris Godwin y Mike Evans, ambos por debajo de los 30 años de edad y, en caso de Godwin, todavía en ascenso. Jones y Brown son un dúo increíblemente talentoso, pero considerando que Jones sufrió algunas lesiones el año pasado y tiene 32 años, Godwin y Evans parecen tener mayor potencial para ser mejores en el 2021.

Fowler: Definitivamente Top-5, pero no estoy listo para colocarlos por delante de duplas probadas en Tampa Bay, Seattle Seahawks y Minnesota Vikings, al menos no todavía. Jones necesita entenderse con Ryan Tannehill, lo que probablemente no será problema, considerando el inmenso talento de Jones. Pero, a los 32 años de edad, ¿será necesario que Jones ajuste o simplifique su juego? Tampa Bay y Minnesota cuentan con dos receptores del Top-12, y la habilidad de jugadas grandes de Seattle los pone en la conversación, junto a Tennessee.

Graziano: N° 1. Siento que me estoy repitiendo, pero si Jones está sano, no puedo entender cómo colocas a la dupla de alguien más por delante de lo que tiene ahora Tennessee.

Walder: Un claro N° 1. Hay otros equipos con dos receptores abiertos de primera línea --Tampa Bay, Seattle-- pero no creo que estén al nivel de la combinación Brown/Jones. Si contáramos a alas cerradas, probablemente los dejaría por detrás de Tyreek Hill y Travis Kelce, pero no es así.


¿Dónde ranquearías a los Titans en la AFC ahora, y son favoritos para llevarse la AFC Sur?

Davenport: Los Titans con claros favoritos en la AFC Sur. Los Indianapolis Colts presentan una amenaza, pero hay muchas interrogantes alrededor del nuevo quarterback Carson Wentz. Por lo que respecta a la AFC, los Titans serán un gran competidor para los Chiefs. Pero, hay que tener cuidado con los Baltimore Ravens, Bills y Cleveland Browns.

Rothstein: Tennessee debe ser el favorito en la AFC Sur, considerando la plantilla de los Houston Texans, la reconstrucción de los Jacksonville Jaguars, y cuál versión de Wentz reciben los Colts. En la AFC, los Titans deben estar en consideración seria por ser el tercer equipo favorito (junto a Cleveland, Baltimore y Pittsburgh Steelers), detrás de los Chiefs y Buffalo.

Fowler: Me quedo con los Colts por ahora, con Tennessee como cercano segundo lugar. Indy es un poco más completo. Tennessee ha realizado algunas adiciones fuertes a la ofensiva y defensiva, pero la secundaria todavía requiere trabajo, y hay que resolver la presión sobre el pasador (debe haber mejoría allí).

Graziano: Tengo a Tennessee como el quinto mejor equipo de la AFC sobre el papel, detrás de Kansas City, Buffalo, Cleveland y Baltimore. Pienso que deben ser los favoritos en la AFC Sur hasta no ver a Wentz de hecho recuperado. Mi gran interrogante es si los Titans han hecho lo suficiente para mejorar su presión sobre el pasador, que fue un desastre total el año pasado.

Walder: Consideraría a los Titans favoritos en la AFC Sur sin dudarlo: son el único equipo en la división con un quarterback probado. En toda la AFC, los Chiefs están solos en la cima, arriba de un segundo grupo con Cleveland, Buffalo y Baltimore. Con Jones ahora en Tennessee, los Titans lideran el tercer estrato, por delante de Los Angeles Chargers, Miami Dolphins, Steelers y Colts.