Travis Kelce, del escepticismo a fomentar la vacunación contra el COVID-19

El ala cerrada de los Chiefs, Travis Kelce, admitió que de inició dudó sobre si recibir o no la vacuna contra el COVID-19

Nunca es tarde para cambiar de opinión, y más cuando se trata de un tema tan delicado de salud pública como la pandemia de COVID-19.

Ese fue el caso del ala cerrada All-Pro de los Kansas City Chiefs, Travis Kelce, quien admitió haber comenzado como escéptico de la vacuna antes de unirse a los esfuerzos para fomentar la vacunación contra el COVID-19.

"Definitivamente estuve dudoso de inicio", admitió Kelce a The Kansas City Star este fin de semana, "pero solamente está aquí para ayudarnos, y estoy aquí para compartir el mensaje para fomentar a todos que la reciban",

Kelce es parte de una campaña de vacunación denominado "This is our shot" de la empresa Walgreens, que aplica las vacunas.

"Estamos en ese punto del año donde todo empieza a abrirse de vuelta, y estar rodeado de la familia, estando en un evento, regresando a un modo de vida normal", dijo Kelce al Star. "Ya saben, está justo allí. La vacuna hace todo más sencillo y es segura para todos, así que quiero invitar a todos a recibir la vacuna".

La NFL y la NFLPA comunicaron recientemente los protocolos diferenciados que habrá para los campamentos de entrenamiento y pretemporada entre jugadores vacunados y no vacunados, con medidas drásticas como tener que viajar en autobuses y vuelos separados entre ambos grupos, o prohibiciones para los jugadores no vacunados de comer con sus compañeros vacunados, o salir del hotel durante los viajes.

Además, los jugadores que no sean vacunados seguirán sometidos a pruebas diarias, mientras que los vacunados deberán someterse a pruebas cada 14 días.

"Pienso que el año pasado nos enseñó que fuimos muy afortunados de poder salir a trabajar y tener estas vidas diarias que a veces damos por sentado... al menos yo sé que yo lo hice", reveló Kelce al diario. "Fui afortunado de poder seguir yendo a trabajar, incluso si me sometía a una prueba a diario por seis meses consecutivos, o estando sentado en Kansas City, sin realmente poder ir a ningún lado.

La NFL ha anunciado previamente su objetivo de que la totalidad de sus juegos de la temporada del 2021 se disputen en estadios llenos a capacidad, después de un 2021 con juegos a puerta cerrada o capacidad mínima, y algunos partidos demorados por positivos en los clubes.

"Simplemente estoy contento de que todo regresa a la normalidad aquí", explicó Kelce al periódico. "Pienso que este año será absolutamente loco. Ya puedo sentir a todos saliendo allá afuera de nuevo en la comunidad, y la electricidad que aporta la ciudad. Simplemente poder regresar al estar juntos, y pienso que esta vacuna solamente va a ayudar a que todos se sientan más sanos y regresen a la vida diaria".

A finales de abril pasado, el quarterback de los Chiefs, Patrick Mahomes, declaró ante reporteros en llamada virtual que se había vacunado para proteger a su hija recién nacida.

"Quería asegurarme de hacer todo lo posible que pudiera para ayudar a mantenerla sana".

Sin embargo, no todos en la NFL han aceptado el mensaje de la vacunación en el mismo sentido. El receptor abierto de los Buffalo Bills, Cole Beasley --uno de los jugadores prominentes que se ha expresado de modo más público en contra de las vacunas--, escribió en sus redes sociales, "Puede que muera de COVID, pero prefiero morir habiendo realmente vivido".