Para Antonio Brown, Lamar Jackson es el próximo quarterback con el que quiere jugar

El quarterback de los Ravens, quien ya ha entrenado personalmente con el receptor abierto, no tardó en ofrecer su respuesta vía redes sociales

En una aparición en el "I Am Athlete Podcast", Antonio Brown declaró que el siguiente quarterback con el que quiere jugar es Lamar Jackson, de los Baltimore Ravens.

En el episodio N° 16 del podcast, el ex receptor abierto de la NFL, Brandon Marshall, le pregunta directamente a Brown quién es "el siguiente quarterback en la fila" después de Tom Brady. Inmediatamente, Brown responde con, "Lamar Jackson".

Marshall reitera la pregunta, "¿Es el quarterback para el que quieres jugar?", con Brown contestando, "Action Jackson".

"Démosle a Lamar Jackson sus flores. Un saludo a Lamar Jackson, así es. Lamar Jackson no solamente es un gran quarterback. No solamente lanzando el ovoide, la dinámica de él jugando".

Jackson no tardó en ofrecer su respuesta en redes sociales, con un emoji.

Las declaraciones de Brown fueron dadas a conocer un día después de que el propio Brown hiciera circular en redes sociales una imagen de él, retocada, burlándose de la derrota de su más reciente equipo, los Tampa Bay Buccaneers, en playoffs.

Brown salió intempestivamente del partido de la Semana 17 frente a los New York Jets, cuando durante el segundo tiempo, se retiró el casco, las hombreras y el jersey, y abandonó al equipo. A los días, los Buccaneers --equipo con el que Brown conquistó el Super Bowl LV--, lo dejaron libre.

Antes de la campaña del 2020, y antes de firmar con los Bucs, Brown entrenó con Jackson y con el receptor abierto de los Ravens, Marquise Brown, quien es primero de Antonio Brown.

El episodio del podcast había sido grabado con anterioridad, y antes se habían dado a conocer fragmentos del mismo con Brown hablando de su salud mental.

Los Buccaneers cayeron el pasado domingo ante Los Angeles Rams en la Ronda Divisional de la NFC por 30-27, con gol de campo en los últimos instantes, poniendo fin así al intento de Tampa Bay de defender su título del Super Bowl.