Andriy Yarmolenko rechazó al Barcelona porque sería suplente

Getty Images

BARCELONA -- Andriy Yarmolenko, delantero ucraniano que destaca en las filas del Dynamo Kiev y está en la agenda de varios clubes europeos ante el próximo mercado de verano, no quiere fichar por el Barcelona.

"Prefiero jugar cada semana a hacerme un selfie con Messi", se cita a Yarmolenko en una entrevista concedida en su país, confirmando su preferencia en ser actor en el campo que secundario en el banquillo y que, de momento, es el primer futbolista de primer nivel que se ha mostrado contrario a compartir vestuario con un tridente, la MSN, que le condenaría indiscutiblemente a la suplencia.

El Dynamo, que se enfrentará al Manchester City en los octavos de final de la Champions, no atendió en este último mercado ninguna de las propuestas que le llegaron. Y que fueron varias. Además del Everton, que apunta a su destino más probable, Arsenal, Chelsea, Olympique Marsella y Milan mostraron interés en el jugador, pretendido igualmente por el Barcelona.

"No quiero ser suplente". Así de simple y de sencillo explicó Yarmolenko su rechazo al interés que le trasladaron en nombre del club azulgrana. "Para mí lo más importante es jugar partidos", resumió el internacional ucraniano, de 26 años y considerado uno de los mejores futbolistas de su país.

"Desde luego, uno puede ir al Barcelona, hacerse un selfie con Messi, colgarlo en Instangram para tener un millón de likes y sentirse satisfecho... Pero yo no soy de esos", argumentó el futbolista, dando a entender que el papel indiscutible de la MSN en el Barça le cerraría las puertas a una titularidad a la que sí puede aspirar en otro equipo.

"Es mejor jugar para el Everton", resumió Yarmolenko, quien expresó su convencimiento de que lo principal para él, por encima de un aspecto económico o de formar parte de una plantilla de primer nivel, es sentirse "decisivo y participante" en el campo. Contentarse con ser un espectador desde el banquillo no entra en sus planes.

"Si no juego una o dos veces por semana no tengo dónde volcar las emociones y la energía", explicó el delantero, quien añadió que en ese caso "mi familia se volvería loca".

Mikhail Gulordava, su representante, mantuvo contactos con José Mourinho cuando el portugués aún dirigía al Chelsea. El interés del técnico llegó al punto que acudió a verle en directo a un partido, conocedor de que el Milan, por consejo de su ex estrella Shevchenko, estaba también tras la pista del jugador.

Pero de acuerdo con una fuente cercana al Chelsea, el Dynamo de Kiev tendría ya firmado un acuerdo por el cual posee un derecho preferencial sobre Yarmolenko de cara al verano de 2016, en que le ficharía por un importe no desvelado pero que se situaría alrededor de los 25 millones de euros.