Con un nuevo doblete de Haaland, Man City venció a Young Boys y clasificó a octavos de final de la UEFA Champions League

Haaland, siempre Haaland. El noruego volvió a marcar un doblete para el Manchester City, en la goleada 3-0 ante Young Boys de Suiza en la cuarta jornada de la fase de grupos de la UEFA Champions League, y de ese modo selló la clasificación de los Citizens a los octavos de final del torneo, con puntaje perfecto de cuatro victorias en cuatro encuentros.

El 9 fue el encargado de abrir el marcador en la primera mitad a los 23', desde el punto del penal, tras aprovechar una falta sobre Matheus Nunes que el árbitro no dudó en sancionar. Haaland se hizo cargo de la ejecución y remató a la derecha de un Anthony Racioppi que se inclinó hacia su izquierda.

Fue Phil Foden quien amplió el marcador sobre el cierre de la primera mitad, y en el comienzo de la segunda el 'Androide' volvió a ser letal, sorprendiendo con un tremendo remate a distancia que se coló en el ángulo. Es que no es una conquista típica del delantero, más conocido por ser letal dentro del área que por una genialidad de la nada.

Pero el noruego no tuvo mucho tiempo más en cancha, ya que le dejó su lugar a Oscar Bobb y cedió su puesto como máximo goleador parcial de Champions. Mientras fue a descansar, Álvaro Morata lo pasó con una conquista en la goleada del Atletico Madrid sobre el Celtic, en la que el español también convirtió dos y llegó a cinco en el acumulado.

De todas formas, los dirigidos por Guardiola ya aseguraron su avance a la siguiente ronda, a falta de dos partidos para culminar esta etapa: ante RB Leipzig como local y frente a Estrella Roja de Belgrado como visitante.