El Barcelona buscará blindar a Ansu Fati

play
Injusto entrar a comparar a Ansu Fati con Rodrygo (1:30)

Jordi Blanco explica que Rodrygo ha aprovechado el bajo nivel de Vinícius y Bale, mientras Ansu tiene a Messi, Griezmann y Suárez por delante Le pueden agregar broll de ambos jugadores, ya sean con imágenes en entrenamiento o fotos en partidos. (1:30)

BARCELONA -- Ansu Fati es motivo de atención en el FC Barcelona. “Es un jugador joven que debemos proteger. Tenemos que hablar con su familia y su representante”, explicó Eric Abidal durante una entrevista al diario Mundo Deportivo en la que el secretario técnico descubrió que el club ya trabaja en la renovación de Lionel Messi... Y dejó patente que el futuro del joven canterano ocupa en el Camp Nou. “No hay que precipitarse y sí cuidarle y mantener tranquilidad”, reconoció a ESPN Digital una fuente de la entidad, que pretende blindar el futuro del futbolista. Renovado a finales de julio hasta 2022, ampliable por dos temporadas más, el contrato de Ansu Fati establece una cláusula de rescisión de 100 millones de euros, cantidad quizá desorbitada en el momento de la firma pero que con el paso de los meses, aún siendo muy elevada, ha dejado de ser inasumible para varios clubes europeos a la vista de su crecimiento.

Igualmente, si en el momento de la firma se estableció un salario ascendente en función del equipo en el que jugase (filial o primer equipo) y que arrancaba, de acuerdo a lo informado en su momento y que no fue desmentido desde el Camp Nou, en los 300 mil euros que pasaba a ser un millón en cuanto se le hiciera ficha del primer equipo, aquella previsión, que establecía un aumento máximo de 250 mil euros por temporada, se sospecha a estas alturas desfasado.

MEJORA
“No hay prisa”, se mantiene desde el club... Pero que no haya prisa no significa que no se estudie una mejora en las condiciones salariales del delantero que irían ligadas a un aumento de la cláusula de rescisión, que se pretende cifrar en 200 millones de euros, el doble de la actual.

¿La mejor salarial? No se quiere ofrecer una imagen desmesurada en ese sentido y sí dar a entender que el Barça cree en el futuro de su joya y que está dispuesto a cuidarle no solo a corto plazo, sino pensando en su carrera. “Acaba de cumplir 17 años”, se repite.

En el Barcelona no existe temor, hoy por hoy, respecto a las intenciones de Ansu Fati, así como existe confianza en su entorno más cercano y familiar de la misma manera que se entiende que la presencia de Rodrigo Messi como asesor principal del joven delantero es un factor, otro, que favorece su permanencia en el club. O, dicho de otra manera, le mantiene alejado de cualquier seducción que pudiera llegar del extranjero.

Se entiende en el Camp Nou que Ansu no es un caso normal ni habitual y que existiendo en el pasado jugadores que explotaron a muy temprana edad, él tiene unas cualidades tan especiales que no se vieron en otros y que, de alguna manera, obligan al Barça a dar un paso al frente para demostrarle, a él y a su familia, que la apuesta no es solamente fruto de la eclosión que protagonizó al comenzar esta temporada.

Si el club ya le dio muestras de ello con la renovación firmada en julio, como ocurrió con Ilaix Moriba y, por ejemplo, no pasó con Xavi Simons, a quien se dejó marchar al PSG no aceptando ninguna negociación impuesta por su representante Mino Raiola, ahora se vislumbra la preparación de un nuevo contrato que en el Camp Nou se querría tener cerrado antes de que acabe la temporada.